Niños Cantores de Viena llegan a Colombia con cuota latina

Niños Cantores de Viena llegan a Colombia con cuota latina

Philip Guirola, de 12 años, es el primer guatemalteco que integra este legendario coro.

notitle
21 de agosto 2012 , 10:47 p. m.

Dicen que no hay mal que por bien no venga, y eso fue lo que le sucedió al guatemalteco Philip Guirola, de 12 años, quien viajó a Austria por una calamidad familiar y hoy es uno de los latinoamericanos que integran los Niños Cantores de Viena, que esta semana inician gira por Colombia.

Su historia con el coro -que tiene más de cinco siglos de existencia- comenzó hace tres años, cuando una tía suya que vivía en Viena se enfermó. Su madre, Birgitt Schneider, de nacionalidad austriaca, viajó desde Guatemala con él y su esposo, para hacerse cargo de la situación.

Y aunque Guirola, hijo, ya estaba interesado en el canto -pues había pertenecido al coro del Instituto Austriaco, en su país-, la idea de ser un niño cantor no había pasado por su mente, hasta que hizo parte de un programa que acerca a los más pequeños a vivir un día con los músicos, que son dirigidos por el austriaco Oliver Stecy.

En ese momento se decidió a presentar las pruebas de este coro que fue creado en 1498 por Maximiliano I para interpretar música religiosa, y que hoy en día es considerado como un mensajero de paz.

Y no fue tarea fácil, pues los niños -de diferentes nacionalidades- deben superar un riguroso proceso de selección en el que se estudian sus condiciones físicas, vocales e intelectuales.

Comenzó así una carrera de clases de música y exámenes que tomó más de un año. Al terminar ese tiempo, su voz baja ya era parte del coro Mozart, uno de los cuatro grupos en los que se dividen los Niños Cantores de Viena, cada uno conformado por 25 muchachos.

Según Guirola, lo más difícil de este proceso no fue el alemán, que pulió con el tiempo, sino mantenerse lejos de su familia, pues los pequeños -cuyas edades están entre los 10 y 14 años- viven en un internado. Su día se inicia a las 7 a.m. y finaliza a las 9 p.m., con estrictas clases y prácticas todo el día: "Sólo veo a mis papás los fines de semana", contó el niño, que dice extrañar de su patria a los amigos, los tamales y las tortillas.

Este año, con el coro, Guirola ya visitó Perú, Ecuador, México, Panamá y Estados Unidos, y dice estar muy feliz: "Para mí significa mucho representar a Latinoamérica y quiero dejar en alto su nombre", contó, y confesó que la británica Adele es una de sus cantantes favoritas.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.