Alcaldía no ha definido contratos de TransMilenio

Alcaldía no ha definido contratos de TransMilenio

En año y medio vencen contratos de operación. Distrito no decide entre prorrogar o abrir licitación.

notitle
20 de agosto 2012 , 10:08 p. m.

Cuando falta un año y medio para que se venzan los primeros contratos de operación de TransMilenio (TM), firmados hace 10 años, la Alcaldía de Bogotá sigue en mora de definir si va a apostar por una licitación pública, para saber quiénes serán los nuevos operadores, o si les prorrogará los plazos a los actuales empresarios.

La indecisión en este tema es preocupante, si se tiene en cuenta que el Distrito podría llegar a enfrentar la misma incertidumbre que vive actualmente con la recolección de basura, barrido y limpieza.

En este caso, debido a que no ha podido sacar adelante una licitación en la materia, la Unidad Administrativa Especial de Servicios Públicos (Uaesp) se ha visto en la obligación de prorrogar los contratos vigentes, para evitar que Bogotá se suma en una emergencia sanitaria.

En TM, el tiempo ya corre en contra y hoy no se descarta que la Alcaldía recurra a las prórrogas para evitar que los ciudadanos se queden sin el servicio de los buses rojos, vitales en el caótico panorama de la movilidad.

Según los cálculos de la empresa y de los propios operadores, el primer contrato de operación de TM se vence en año y medio (el de la calle 80) y un proceso de licitación de estas características, de acuerdo con expertos consultados, puede demorarse más de un año, teniendo en cuenta la etapa de estudios previos. Además, por lo general, estos procesos suelen tener tropiezos e intervenciones de los organismos de control, dados los millonarios intereses que los rodean. Es decir, a la Alcaldía, si opta por una licitación, ya le cogió la tarde.

Luego del contrato de operación de la calle 80, se vencen, casi de inmediato, los de la Caracas y la autopista Norte, donde se concentra quizá la mayor parte de la demanda de TransMilenio, calculada en aproximadamente 1'750.000 pasajeros diarios. El fin de los actuales contratos se fijó para el momento en que los buses articulados sumen los 850.000 kilómetros recorridos y en algunos hasta el millón.

"Hasta ahora, nadie nos ha dicho qué va a pasar y hay que tener en cuenta que se deben hacer nuevos estudios, pues las demandas de pasajeros futuras pueden variar por los proyectos de metro ligero y pesado", advirtió un alto directivo de Conaltur, el gremio que agrupa a los grandes empresarios del transporte.

Quizá la salida que más analiza la Administración sea dialogar con los actuales empresarios, modificar los costos de operación, reducir las tarifas y ampliarles el plazo de vencimiento de los contratos. En este caso, los buses serían repotenciados. El saliente gerente de TM, Fernando Rey, quien renunció al cargo sorpresivamente la semana pasada, había avanzado en los diálogos con los operadores y se daba por descontado un acuerdo en ese sentido.

Sin embargo, Rey abandonó el 'barco' y señaló que no era conveniente tomar decisiones unilaterales en la empresa, al referirse sutilmente a las tesis de algunos funcionarios de la Administración que han pedido modificar los contratos sin diálogos y abrir nuevas licitaciones. "La ciudad podría verse enfrentada a demandas", señaló Rey.

Esta discusión se da justo cuando TM no tiene gerente, ni subgerente, tras la renuncia de Sandra Ángel, y afronta una crisis institucional debido a su interinidad.

REDACCIÓN BOGOTÁ

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.