Bienvenidos los Camad

Bienvenidos los Camad

notitle
08 de agosto 2012 , 05:54 p.m.

La prohibición de las drogas es una política pública que nació en los Estados Unidos y se deriva justamente del descubrimiento de drogas que generaban alta adicción como la heroína y la morfina; y allí cayeron en la prohibición lo que se ha denominado "drogas blandas", entre las cuales se encuentran la marihuana y el hachís. Con el tiempo se prohibió el tráfico y consumo del alcohol, pero rápidamente fue levantada la prohibición, a causa de la violencia que en los años veinte generó el contrabando de este en ciudades como Chicago y New York, pues los países vecinos nunca contemplaron esta prohibición. Lo mismo no sucedió con las drogas; por el contrario Estados Unidos, utilizando su alta influencia como potencia mundial, logró extender la prohibición a casi todos los países del mundo, con lo cual primero Colombia vivió una alta violencia generada por las guerras entre los carteles de Medellín y Cali, y paralelamente la guerra que en los años 80 les planteó el Estado colombiano a las mafias del narcotráfico, asociado a los factores de corrupción en todos los niveles del Estado. Hoy el panorama es que los grupos al margen de la ley comparten con la delincuencia común el negocio del narcotráfico, lo que  alimenta de manera grave el conflicto armado.

Pero cuáles son las razones por las que se estableció la prohibición. Básicamente, se piensa que la drogadicción es un asunto de Estado, es decir, el individuo que consume drogas es un peligro para este, para su familia y para la sociedad y como tal, es un factor de violencia, por lo que se requiere que el Estado tipifique la producción, distribución y consumo como delito, ya que se debe atacar la producción, pues sin producto no hay consumo; y ya cuando no se puedan detener ni la producción ni la distribución, se requiere reprimir al consumidor por el peligro que este representa y la violencia que él mismo genera.
 
Pero esta tendencia está cambiando; algo de ello se puso en discusión en la Cumbre de la Américas el pasado mes de abril, con la anuencia del presidente Juan Manuel Santos. Allí se dijo que es necesario discutir las políticas públicas prohibicionistas, pues no están dando los resultados esperados, y la prueba es la violencia que vivió Colombia y la que están sufriendo México y en general casi toda Centroamérica. No es gratuito que el líder de Costa Rica haya propuesto hablar del tema; su país es un corredor para que la droga llegue a los Estados Unidos, el mayor consumidor de drogas en el mundo.
 
Registra el diario EL TIEMPO la polémica generada por la propuesta del alcalde de Bogotá, Gustavo Pedro, sobre instalar los Centros de Atención Médica para Adictos (Camad), que en nuestro criterio vienen en esa misma línea que acabamos de exponer. Si miramos esta política desde el punto de vista constitucional, podríamos decir que el consumo es un asunto de un derecho de libertad, el libre desarrollo de la personalidad; el individuo es el único autorizado para decidir qué es benéfico para su salud; no es el Estado el que se debe encargar de decidir por él. Por lo tanto, al Estado le correspondería hacer una propuesta como la del alcalde; proveer lo necesario para que esa decisión afecte lo menos posible al individuo, a su familia y a la sociedad en general. Fijémonos en que la política está encaminada a reducir la criminalidad; se parece un poco, en términos de finalidades, a la propuesta del Presidente de Uruguay, en la legalización de la marihuana.
 
Creemos, eso sí, que estos centros deberían complementarse con una política de desintoxicación para cuando el mismo individuo no quiera seguir con el consumo y prefiera cambiar su modo de vida.

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.