Sin pena/Opinión

13 de julio 2012 , 08:05 p. m.

La Corte Constitucional, a los albores de cumplirse 21 años de promulgada la Constitución, reitera sin pena alguna una sentencia que deja sin pena alguna el porte de dosis de psicotrópicos en proporción denominada "dosis personal".

Para el ciudadano que acata el ordenamiento jurídico sería bueno que los honorables magistrados explicaran algo muy simple.
En cualquier proceso productivo, existen eslabones. Hay quienes producen, otros transforman, algunos otros comercializan y luego llega el producto a manos del consumidor final. Igual pasa con todos los psicotrópicos.

¿Cómo entonces en este país se puede despenalizar el último eslabón de la cadena y penalizar todos los previos? Eso es un absurdo, sólo lo entiende quien este bajo los efectos de una "dosis personal".

Cuando este desbarajuste institucional se inició, la criminalidad aumentó significativamente sólo comparable con la tasa de consumo. Revisen las edades que cada día involucra a más niños.
Hoy hay más ciudadanos acorralados por la delincuencia, porque esta está atravesada por el consumo de la "dosis personal", porque se actúa bajo sus efectos o para conseguir presupuesto para adquirirla.

Jairo Gutiérrez Quiroga
Psicopedagogo
jairoguqui@hotmail.com

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.