Las taquillas es lo único que no funciona en portal Eldorado, en la 26

Las taquillas es lo único que no funciona en portal Eldorado, en la 26

En este lugar, las monedas aún no resuenan y los billetes no pasan por el grueso vidrio.

notitle
06 de julio 2012 , 01:48 a. m.

La razón es sencilla: el servicio en este nuevo portal, y solo hasta la próxima semana, "es al gratín, como nos gusta", explica en términos coloquiales Diego Chaparro, un estudiante de mecatrónica que confiesa que los 3.500 pesos que se ahorra en los pasajes los utiliza para pagar el corrientazo del mediodía.

Como Diego, son miles los bogotanos que por estos días se pegan la pasadita por la troncal de la 26 por economía o para echarle un vistazo.

Una 'tribu' familiar venida desde Cartagena espera desde hace tres minutos el articulado K 10, una de las rutas autorizadas y compuesta por nueve articulados.

"Yo nunca había montado en estos aparatos. Es mi primera vez en la capital y me sorprendió que el servicio fuera gratis; debería ser así siempre", pidió Catalina Vargas, mientras que su abuelo interrogaba a los de la fila para saber qué bus tomar con destino al centro de Bogotá.

El hombre esbozó una sonrisota cuando le comunicaron que todos los 'rojos' iban para allá. De hecho, las únicas tres paradas son en las estaciones de la Gobernación, en cercanías a la carrera 50, avenida Jiménez y parque Tercer Milenio, con conexión con la avenida Caracas.

El sistema soñado

Laura tiene jeans rotos, come chicle y se apoya en los fríos barrotes de la estación Gobernación. La jovencita es estudiante de artes visuales en la Javeriana y aprovechó un hueco para irse a 'parchar' por la troncal.

"Así debería ser el sistema. Cero estrés, cero empujones, pura paz", opina la universitaria, desprevenidamente.

Y tiene razón. Los primeros días de la 26 son de ensueño. Las filas para esperar los buses no son nutridas, como sí sucede en portales como el del Norte o el de Suba. No hay bullicio, ni gente estrellada contra las puertas. Para todos hay sillas, y la espera no sobrepasa los cinco minutos.

La familia 'Miranda' también se ha paseado. Son bogotanos como Óscar Caldas, que mata sus días de desempleado recorriendo la vía en compañía de su hija Tania con el pretexto de enseñarle a coger TranMilenio desde chiquita. También está Julián, un músico varado que en vez de echar pata, como siempre, se da el lujo de subirse a un 'TransMi' por el simple hecho de que es como nos gusta...

Gratuidad, hasta el 15

El sistema TransMilenio informó que a partir del 16 de julio se cobrará la tarifa de 1.750 pesos por el uso del servicio. Por ahora, los residentes en las localidades de Fontibón y Engativá cuentan con los servicios alimentadores Engativá-Centro (16-2), La Estancia (16-7) y Zona Franca (16-8), que funcionan entre las 5 a.m. y las 11:45 p.m.

FABIÁN FORERO BARÓN
Redactor de EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.