RR1 y RR2, una familia de robots 'made in Colombia'

RR1 y RR2, una familia de robots 'made in Colombia'

Los creadores exponen su visión de la robótica nacional y su futuro en la educación y la industria.

notitle
21 de junio 2012 , 09:43 p.m.

El Robot Republicano 1 (RR1) es un prototipo de cabeza robótica que permite la programación del movimiento de los ojos, la boca y un mecanismo (antena) para comunicarse con otros sistemas. Su hermano, el RR2, posee una un sistema mecánico que lo dota de diversos movimientos y que lo puede adaptar a elementos como cabezas, brazos robóticos, entre otros; el RR2 permite la programación de ojos, boca, movimientos de cuello y un sistema de reproducción de voz.

Ambos fueron creados dentro del programa de Robótica Aplicada del Grupo de Investigación y Desarrollo de Ingeniería de Sistemas (Gidis) de la Corporación Universitaria Republicana, por los docentes investigadores Evelyn Garnica Estrada, ingeniera de diseño y automatización electrónica, y José Alejandro Franco Calderón, Ingeniero Electrónico. Con los RR y 1 y 2, Evelyn Garnica y José Franco han originado un sistema para la enseñanza que ya está revolucionando las metodologías conocidas.

¿Cuáles son las perspectivas, a corto, mediano y largo plazo de la robótica en Colombia?

Hoy en la academia y en la industria colombianas más personas tienen conocimiento de la tecnología y del potencial de la robótica aplicada. Igualmente, se han proyectado y materializado soluciones de problemáticas del país mediante el desarrollo de sistemas robóticos, como prótesis, ortesis, exoesqueletos y robots móviles vigilantes. Los avances de la robótica se incrementan aceleradamente. Colombia está en un proceso de apropiación y generación de aplicaciones con las tecnologías emergentes.

A corto plazo, es evidente el papel de la educación y la ingeniería en nuestro país para el desarrollo y el impacto social de la robótica y sus aplicaciones en la industria y los hogares. Varias universidades del país han diseñado e implementado prototipos de diferentes aplicaciones.

A mediano plazo, las empresas, grandes, pequeñas y medianas, usarán robots, pues deben tener una expansión tecnológica para mejorar los procesos productivos y ser mas competitivas frente a los sectores de talla mundial.

A largo plazo, nuestra sociedad va a interactuar con sistemas robotizados en los hogares, empresas y en las ciudades en general. Se tendrá una omnipresencia de robots, debido a las necesidades que estos artefactos nos ayudarán a satisfacer.

¿Existe un apoyo del Estado colombiano a esta actividad?

Sí. Por ejemplo, Colciencias, a través del Programa Nacional de Electrónica, Telecomunicaciones e Informática, que apoya esta actividad científica a través de la formación permanente del recurso humano, de la transferencia e intercambio de tecnologías, y de una continuada actividad científico-tecnológica en diversas disciplinas, entre ellas la robótica.

Además, el gobierno actual, en su Plan Nacional de Desarrollo, promueve cinco locomotoras: nuevos sectores basados en la innovación, agricultura y desarrollo rural, vivienda y ciudades amables, desarrollo minero y expansión energética e infraestructura de transporte. La robótica tiene un gran campo de acción en estos sectores.

¿El país es consciente de su importancia?

Sí, y por eso se han preocupado por sensibilizar a la población estudiantil de la educación media, por ejemplo, con programas como el de la Secretaría de Educación Distrital de Bogotá sobre robótica educativa; además, las universidades, instituciones académicas y el Sena incentivan el desarrollo y la creatividad en este medio a través de concursos de robótica regionales y nacionales, con proyección de participación internacional, que han generado excelentes casos de éxito para nuestro país.

También es verdad que existe el prejuicio de que Colombia no está a la altura de los países industrializados como Japón o los Estados Unidos, y esto les hace pensar a los colombianos que no tenemos la capacidad para desarrollar e integrar este tipo de tecnologías. Pero hay que romper ese paradigma. Si hay recursos, talento y apoyo, estamos en la capacidad de apropiar el conocimiento. Con disciplina se puede lograr materializar las ideas y buscar soluciones hechas en Colombia.

De la ciencia ficción a la realidad, ¿en qué terreno estamos con respecto al uso de los robots?

Hace algunos años, los robots eran herramientas del futuro; ahora, ya son una realidad, y en nuestro país y el mundo han dejado de ser ciencia ficción, pues a cualquier sistema electromecánico que optimice un proceso se le conoce como robot, y muchas empresas en nuestro país usan estos sistemas.

Programas de Ingeniería de Sistemas como el de la Corporación Universitaria Republicana están apuntando a generar un valor agregado en el perfil del estudiante y en el conocimiento en robótica, que hoy en día es transversal a muchas disciplinas. En Colombia hay mucho por explorar.

¿Existe el peligro de que los robots terminen por anular las capacidades del ser humano?

Los robots poseen mecanismos dotados de brazos con capacidades sensoriales superiores, construidos con materiales resistentes, procesamiento y control avanzado. Hoy, los robots pueden ver, escuchar, tocar, oler, hablar, entre otras acciones, y estos últimos atributos son similares a los del ser humano.

Consideramos que el peligro de anular capacidades del ser humano no existe. La robótica se destina para el beneficio y optimización de las actividades cotidianas en el hogar y en la industria. Se han dado casos en los cuales, al verse reemplazada la mano de obra humana, se podría malinterpretar como generadora de desempleo, pero todo esto no es más que un paso hacia una nueva sociedad en la que nos compromete la búsqueda de personal más capacitado y calificado para desempeñar labores que demandarán mayores destrezas, tanto físicas como psicológicas, para la perfecta armonía entre los hombres y las máquinas.

Enrique Santos Molano
Especial para EL TIEMPO

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.