Institución de bolsillo

Institución de bolsillo

notitle
12 de junio 2012 , 05:36 p.m.

"Unasur no se construirá sobre los restos de la OEA", dijo María Emma Mejía. Si es así, ¿por qué pretende organizar misiones de observación electoral? Y, ¿por qué algunos mandatarios aspiran a que tenga un sistema propio de defensa de los derechos humanos? Ambas cosas representan lo poco que la Organización de Estados Americanos (OEA) todavía hace bien.

Desde los noventa, la observación electoral de la OEA se ha venido sistematizando a tal punto que la Organización resulta modelo para las demás regiones. La OEA elaboró parámetros de evaluación, estandarizó sus informes y formó un cuerpo de observadores competentes. Los avances fueron graduales pero seguros. Es verdad que la OEA no actuó con la misma contundencia en República Dominicana 1994 que en Perú 2000. Pero, en ambos casos -y en varios otros-, logró hacer revertir el fraude electoral.

En la isla caribeña, Joaquín Balaguer vio reducido su mandato a dos años; en el país andino, sus pronunciamientos desataron una crisis que culminó en nuevas elecciones. Es ese el potencial democratizador de la observación electoral. Y es eso lo que molesta.

Desde 2004, año del referendo revocatorio en Venezuela, Hugo Chávez la emprendió contra la observación electoral de la OEA. La denuncia del cambio de reglas de juego fastidiaba en el vecino país. Un año después, para las elecciones parlamentarias, una misión electoral de la OEA lo visitaría por última vez: su reporte no cuestionaba el triunfo del oficialismo, pero advertía sobre la injerencia del ejecutivo en múltiples aspectos electorales.

Hoy, con el respaldo de América del Sur entera, Hugo Chávez consiguió lo que quería. Unasur se estrenará con una misión electoral en las presidenciales de octubre. ¿Cómo se podrá creerle? Algo similar pasa con la protección de los derechos humanos. La Comisión y la Corte Interamericanas son independientes y pisan los callos de todos. Gobiernos de izquierda y derecha se han puesto de acuerdo para debilitar los órganos de derechos humanos de la OEA. Chávez y Rafael Correa quieren dar un paso más: proponen crear instituciones de derechos humanos en Unasur. Hacia allá vamos.

El declive de la OEA contó con José Miguel Insulza, su Secretario General, como testigo de excepción. Frente a los embates de una región dividida en bloques ideológicos, nada hizo Insulza para salvar a la OEA. Es más, su falta de capacidad para tomar acción contundente en defensa de la Organización acentuó la debacle.

Los Estados de América del Sur están en todo su derecho de conformar su propia organización. Mucha falta hace para construir, mas no para destruir. Tal como se está avanzando, la credibilidad de Unasur quedará comprometida.

¿Se puede tener confianza en el informe de los gastos de defensa de Unasur? Resulta difícil dar crédito a sus conclusiones en cuanto al "mito de la militarización. Datos de otras fuentes -entre las cuales se destaca el SIPRI-Stockholm International Peace Research Institute- apuntan en otro sentido.

Con el nombre de María Emma Mejía, el gobierno de Juan Manuel Santos le apostó al pragmatismo. La ecuanimidad de la excanciller, sumada a sus dotes para la negociación, la convertía en la candidata perfecta para Unasur. Pero seamos claros: María Emma Mejía también fue puesta allí para blindar a Colombia. ¿Qué pasará ahora que un excanciller venezolano tomó las riendas de Unasur?

Los de la Alba se salieron con la suya. Caminamos hacia el reemplazo de las organizaciones y los procesos interamericanos existentes: OEA, Cumbre de las Américas, Tiar (Tratado Interamericano de Asistencia Recíproca). No sobra recordar que, esta semana, la Alba en masa abandonó el Tiar. Avanzamos hacia una nueva institucionalidad -una de bolsillo-. Y así todos contentos.

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.