'Martín Llanos', la caída del último gran jefe paramilitar

'Martín Llanos', la caída del último gran jefe paramilitar

La captura del líder de Autodefensas del Casanare pone fin al clan del oriente del país.

notitle
12 de febrero 2012 , 12:04 a.m.

"De nuevo a mi tierra, pero a las malas". Eso fue lo primero que Héctor Germán Buitrago Parada, alias 'Martín Llanos', el último gran jefe 'para' que quedaba en libertad, dijo al subirse al avión que el pasado jueves lo trajo de vuelta a Bogotá. Cayó con su hermano en el Estado Anzoátegui (Venezuela) en una operación de la ONA, la autoridad antidrogas del vecino país, y la Policía colombiana.

Estaba huyendo desde el 2004, luego de perder la guerra a muerte que libró contra Miguel Arroyave, alias 'Arcángel', jefe del bloque Centauros de las Auc, que quería apoderarse del control del narcotráfico en Meta y Casanare, su zona histórica de influencia.

El nombre de 'Martín Llanos', como lo conocen en el oriente del país y que para algunos es casi una leyenda, ha sido protagonista en varios capítulos de la violencia y el crimen en Colombia. Su familia tuvo banda armada propia, 'Los Buitragueños', desde mediados de los 80; fue precursor de la 'parapolítica' en los 90 y, pocos años después, 'Llanos' fue la cabeza de uno de los bandos en una guerra entre 'paras' que dejó 2 mil personas muertas y que él mismo trató de parar con la ayuda de rezos y brujería.

Nació el 23 de enero de 1968 en Monterrey (Casanare), el sitio donde su padre, Héctor José Buitrago Rodríguez, el 'Viejo' o 'Tripas', se había asentado tras salir de Páez (Boyacá) en busca de negocios de ganadería.

A finales de los 80, el padre de los Buitrago -preso desde el 2010- armó a un grupo de familias ganaderas para combatir la extorsión que las Farc les había impuesto. El primer enfrentamiento se dio en la finca La Sombra, entre Monterrey y Tauramena. El 'Viejo', con un revólver 38, ganó la primera batalla. Ahí comenzó la historia de las Autodefensas Campesinas de Casanare (ACC).

Investigadores de Inteligencia de la Policía que se dedicaron a reconstruir los pasos de este grupo ilegal, que inicialmente llamaron 'los Buitragueños', señalan que el extinto capo Gonzalo Rodríguez Gacha, el 'Mexicano', financió a las ACC en esa guerra para "exterminar" a las Farc. Las dotó de armas y, de repente, el grupo de no más de 60 hombres pasó a tener casi 500 que fueron entrenados por 'paras' enviados desde el Magdalena Medio por el exjefe paramilitar Ramón Isaza.

La muerte del 'Mexicano' -el 15 de diciembre de 1989- acercó a los Buitrago con narcotraficantes en el Estado Apure, en el vecino país, asegura un informe de la Policía.

'Llanos' asume como jefe

Los negocios y las alianzas marchaban bien. Los Buitrago habían extendido su poder al Meta y Vichada. Pero el asesinato -por orden del 'Viejo' y 'Martín Llanos'- de 11 integrantes de una comisión judicial el 3 de octubre de 1997, que tenía como misión incautar la finca Alcaraván, clave en el acopio de cocaína, le produjo una 'crisis' a la organización.

Por esta masacre, Héctor José fue detenido en 1998. Al año siguiente fue rescatado en Villavicencio en un operativo diseñado por sus hijos: Héctor Germán, 'Martín Llanos', y Nelson Orlando, 'Caballo'. El 5 de abril del 2010 el 'Viejo' fue recapturado en Tausa (Cundinamarca).

La matanza del 97 fue el inicio de las acciones de guerra de 'Martín Llanos', que luego continúo ya no bajo la sombra de su padre sino al frente de las ACC, como máximo jefe. Así, el joven de estatura pequeña, que jugaba boliche en Monterrey y que vivía en una casa cerca de la plaza central del pueblo, le dio otro giro a las Autodefensas Campesinas.

No descuidó el narcotráfico, que ya se codeaba con los carteles mexicanos y comenzó a financiar campañas políticas. "Todo el que fuera elegido sabía que debía entregar el 50 por ciento de los cargos, de los contratos y de las regalías a 'Martín Llanos'", dijo un 'expara'.

Muchos de esos pactos los fijó en la finca Melúa, en Puerto López (Meta), hasta donde aspirantes a concejo, alcaldías, gobernaciones y congreso llegaban en fila a pedir apoyo de 'Llanos', quien prefería el bajo perfil, al punto que la única imagen que tenían las autoridades para identificarlo era la foto cuando a los 18 le expidieron la cédula.

De hecho, el primer capturado por la llamada 'parapolítica' fue un exgobernador de Casanare: Miguel Ángel Pérez. Junto a él, la justicia también ha procesado por nexos con 'Llanos' a William Pérez y al exrepresentante Óscar Wilches.

Mientras 'Martín Llanos' sacaba provecho a los pactos políticos, Carlos Castaño y Salvatore Mancuso iniciaban una avanzada para arrebatarle al clan Buitrago el control del Meta y Casanare, lo que originó una cruenta guerra paramilitar.

Del lado de las Autodefensas la disputa la lideraban Miguel Arroyave, 'Pirata', 'Guillermo Torres' y 'Cuchillo' y del lado de ACC estaban 'Llanos', su hermano 'Caballo' y 'Boyaco Miguel'. Si bien utilizó toda su fuerza y reclutó a cientos de niños y jóvenes, el grupo de Arroyave fue superior.

En los combates no valían rezos de brujas de Puerto López para que las balas no hicieran blanco en ellos. Habitantes de la región cuentan que una de las miles de víctimas de 'Llanos' fue una bruja que prometió que sus hechizos harían inmunes a sus hombres, pero que en uno de los enfrentamientos cayeron muertos.

"A los jóvenes los obligaban a tomar sangre de sus víctimas para que cogieran hombría", recuerda un testigo.

El desespero por ganar la guerra llevó a 'Martín Llanos' incluso, a buscar una alianza con su máximo enemigo: el extinto capo de las Farc el 'Negro Acacio', del frente 16, reveló un informe de la Policía.

Pero no fue suficiente. Las ACC perdieron la guerra. Uno de los trofeos que tomó Arroyave como vencedor fue la pistola enchapada en oro y diamantes que la mafia mexicana le había regalado a 'Martín Llanos'. Esa misma arma la llevaba consigo 'Cuchillo' el día de su muerte, en diciembre del 2010. Según la Policía, Arroyave se la dio.

La derrota se cruzó con el proceso de Paz que el Gobierno había iniciado con las Auc en el 2003, al que 'Llanos' se resistió convencido de que no podían igualarlo con los jefes 'paras'. Además porque creía que lo matarían como sucedió con Carlos Castaño (en el 2004) y Miguel Arroyave (2005).

'Llanos' le contó a la Policía, durante las tres horas de vuelo entre Caracas y Bogotá, que en el 2004 salió huyendo hacia Venezuela. Allí estuvo en Puerto la Cruz, Estado Anzoátegui. Luego se movió por Anaco, El Tigre y Soledad. Aunque dice que no estuvo allí, la Policía afirma que dio algunos saltos por Costa Rica, Ecuador y Bolivia, donde el año pasado la Policía capturó a dos de sus primos, Carlos Noel y Héctor, señalados de ser los enlaces de 'Llanos' en el negocio de narcotráfico que lideró hasta el pasado 4 de febrero, cuando con su captura se puso fin al clan Buitrago.

PAULINA ANGARITA MENESES
Redacción Justicia

Llegaste al límite de contenidos del mes

Disfruta al máximo el contenido de EL TIEMPO DIGITAL de forma ilimitada. ¡Suscríbete ya!

Si ya eres suscriptor del impreso

actívate

* COP $900 / mes durante los dos primeros meses

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.