La experiencia de preparar un buen té

La experiencia de preparar un buen té

Fragmento del libro ‘El arte del té’, acerca de los diferentes tipos de teteras y su historia.

Tipos de teteras

Cada material ofrece una cualidad específica a la hora de presentar el té en la mesa.

Foto:

Tomada de ‘El arte del té’ (Editorial Diana)

08 de enero 2018 , 11:50 p.m.

Cada tetera tiene un valor único dependiendo de diversos factores, como el material, el diseño y la antigüedad.

Es posible encontrar teteras de materiales tan diversos como hierro, cristal, porcelana, cerámica y barro. Dentro de esta variedad, cada material ofrece una cualidad específica a la hora de presentar el té en la mesa; además, su durabilidad depende del trato y de la manera como se cuiden.

Para no ‘contaminar’ los sabores de las hojas de los diversos tés y resaltar las propiedades de cada tipo, es recomendable destinar diferentes teteras para cada tipo de té que quiera consumir.

Teteras de porcelana

La porcelana es un material no poroso, de acabado brillante y duro; su composición se basa en arcilla blanca y vidrio molido. Presenta un aspecto translúcido. Se originó en China y alcanzó su esplendor durante la dinastía Ming (1368-1644), cuyos diseños se destacaban por los relieves. A finales del siglo XVI se empieza a ver el auge de la porcelana japonesa, en colores como verde, rojo, amarillo y azul, con toques sofisticados de oro y formas asimétricas.

Teteras de cerámica

Este arte es el resultado de moldear la arcilla, cocerla en hornos y obtener como resultado piezas de consistencia dura y resistente. La cerámica se presenta en dos variedades: la compacta, cocida a alta temperatura y gruesa en su aspecto, normalmente de color gris, rojo o crema; y la porosa, cocida a baja temperatura, de color rojo ladrillo o blanca.

Teteras japonesas

Después del año 1600, en la provincia de Akita (Japón) surgió la porcelana como material básico para la elaboración de las teteras y tazas. Los diseños de las teteras japonesas surgieron como una mezcla de los diseños chinos y coreanos. Durante el siglo IX se establecieron centros de fabricación de cerámica, muchos de ellos de inmigrantes coreanos. Tomar el té se tornó en Japón en un ritual, empezando por los budistas pobres, hasta extenderse a las clases altas. Los salones de té se hicieron cada vez más populares, al mismo tiempo que se fue acentuando el interés en la fabricación y en los diseños de teteras.

‘Tetsubins’, teteras metálicas

Las teteras metálicas o de hierro son conocidas con el nombre de ‘tetsubins’. Desde mediados del siglo XIX han sido usadas en los hogares japoneses, y la región de Tohoku es famosa por la fabricación de este tipo de teteras.

Son teteras simples y prácticas, que retienen el calor y contienen en su interior un colador que filtra las hojas. Son extremadamente durables y de fácil acceso al fuego. Usualmente tienen una capacidad de 10 a 22 onzas. Suelen ser decoradas con patrones geométricos y se encuentran en variados colores.

Teteras ‘yixing’

Son teteras fabricadas con arcilla. Se caracterizan por la simplicidad y el naturalismo, tanto en el material como en la forma. La arcilla es porosa y permite la absorción del té en cada uso. Así, después de un prolongado uso, el ‘yixing’ desarrolla una pátina que retiene el sabor, la esencia y el color del té. Con el uso frecuente, la tetera adquiere un color cada vez más atractivo.

Para los aficionados del té es sabido que este tipo de teteras representa a los artesanos chinos, quienes expresan aspectos de la vida cotidiana plasmados en los variados diseños de estas: desde el simple símbolo de lo que los rodea hasta principios del budismo o el taoísmo, como el de la suerte o la fortuna.

Entre los diseños se aprecian teteras con formas diversas, como dragones, pescados, árboles, leones, tortugas, figuras que simbolizan la prosperidad, energía, etc. No existe una pieza igual a otra, son únicas y pueden alcanzar precios muy altos, como cualquier obra de arte reconocida.

Teteras de vidrio

Las teteras de vidrio están especialmente diseñadas para permitir libremente el movimiento del agua alrededor de las hojas de té y apreciar su colorido.

Recomendaciones para el cuidado de una tetera ‘tetsubin’

Antes de usarla por primera vez, enjuáguela con agua caliente.

Nunca use jabón para limpiarla.

Deje la tetera expuesta al aire para que se seque.

Evite exponerla directamente al fuego.

Cuando use un plato caliente mantenga baja la temperatura.

No deje té o agua durante largo tiempo dentro de la tetera.

Seque la tetera después de cada uso con una tela limpia.

Evite el contacto de la tetera con aceite o con sal.

No trate de acelerar el proceso de enfriamiento de la tetera.

Evite poner utensilios de la cocina dentro de la tetera para evitar rayones.

Nunca use la tetera en el microondas.

Cómo cuidar su tetera

Para no contaminar las teteras con químicos y mantener el sabor auténtico de la infusión es aconsejable no lavarlas con jabón, ya que esto deteriora la película interior de las paredes de la tetera. Lo más aconsejable es enjuagarla con agua y dejarla secar.

En caso de aparición de óxido, utilice un cepillo para limpiarla. Los taninos del té negro ayudan al buen mantenimiento de las teteras.

FRAGMENTO DE ‘EL ARTE DEL TÉ’ (EDITORIAL DIANA), DE ALICIA KOMIYA
Para EL TIEMPO

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA