Cuatro claves para evitar el acoso por ‘sexting’

Cuatro claves para evitar el acoso por ‘sexting’

La Policía señala que las extorsiones derivadas de esta práctica vienen en aumento.

Consejos para desconectarse de su celular

Experto de la Universidad de la Sabana dice que tampoco se deben pedir imágenes, por el riesgo que supone para la persona que las comparte.

Foto:

Archivo Particular

21 de marzo 2017 , 09:26 a.m.

Aunque se ha convertido en una práctica común que las parejas compartan imágenes o videos de desnudos a través de dispositivos móviles, las autoridades del país están en alerta por el incremento de extorsiones relacionadas con este tipo de contenidos. 

Un reporte de la Policía Nacional detalla que desde el 2009 van 946 denuncias de extorsión, realizadas por personas cuyas imágenes íntimas terminaron en manos de avivatos que luego les exigieron dinero a cambio de no divulgarlas.

En muchos casos se trató de exparejas que intentaron tomar ventaja y buscar un beneficio económico, por el material que mantenían en su poder.

“El año pasado fueron 281 denuncias las que se recibieron. Además, desde 2009 se venía dando un aumento de esta forma de extorsión, subiendo en un 44 por ciento; y de lo que corresponde al 2015, tenemos un pico alto que fue del 67”, dice el documento.

La institución subraya que cuando se configura una extorsión por estos casos, quien sea condenado como responsable de este delito puede enfrentar una pena de prisión que va de los 12 a los 16 años de cárcel.

“Si no se hace exigencia de dinero, es decir, que tan solo publican imágenes de contenido sexual de otra persona sin autorización, por hacer algún tipo de daño, se estaría incurriendo en la violación al derecho de la intimidad y dependiendo de los agravantes del caso, varía la pena que un juez pueda imponer”, subraya la Policía.

Cuando este tipo de delitos afectan a menores de edad las consecuencias penales son mayores.

Juan Camilo Díaz, investigador de la Universidad de la Sabana en temas relacionados con el impacto del internet y redes sociales en niños y adolescentes, y quien ha estudiado este tema en años recientes, realiza varias recomendaciones para evitar ser víctimas de presiones o chantajes derivados de esta práctica y promover conductas para que otras personas no terminen acosadas o chantajeadas tras haber compartido sus imágenes íntimas.

1. No sea un productor inocente de ‘sexting’.

Díaz señala que cada quien es libre de tomar sus decisiones sobre las maneras de expresar lo que siente, de expresar su sexualidad o de divertirse, y nadie le puede señalar a otra persona qué no hacer. Pero advierte: “Si lo hace, debe ser consciente de los riesgos a los que se expone y tener claras las consecuencias: en lo que tiene que ver con el 'sexting', se puede perder el control sobre la información que se comparte”.

“Uno no sabe si ese amigo, amiga, novio o novia, el día de mañana puede ser enemigo de uno y convertirse en alguien que termine chantajeándolo o acosándolo. Hay otras maneras, que no traen tantos riesgos, más íntimas y más humanas para vivir las relaciones”, añadió.

2. No comparta fotos o videos íntimos ajenos.


No entre en el juego de compartir contenidos íntimos de otras personas. “Hay que recordar que quien comparte está jugando con la reputación, la dignidad y la honra de alguien más, además de las consecuencias legales que esto puede traer”.

3. No incite esta práctica.

El experto subraya que se debe evitar solicitar, incluso a la pareja, que le envíe fotos y videos que puedan comprometer su intimidad. Nunca se sabe quién puede acceder luego a esa información. “Se parte de que si uno quiere a alguien, lo aprecia, lo ama, no le va a pedir que le envíe nada. Porque uno puede recibir esa información, pero termina exponiendo a la otra persona, y eso no está bien. Puede que a usted se le vaya la foto a otra conversación sin querer, que se le pierda el dispositivo o que alguien termine accediendo a esa información sin su consentimiento”, dice.

4. Rechace el chantaje

Díaz sugiere a las víctimas de este tipo de presiones acudir a las autoridades y denunciar los casos de acoso o extorsión. A esto, la Policía añade que las víctimas de extorsión pueden reportar los casos en la línea 165. 


ELTIEMPO.COM

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA