De la desbandada en Twitter a las abejas robot: la semana tecnológica

De la desbandada en Twitter a las abejas robot: la semana tecnológica

Estos son tres temas clave de los últimos días que seguirán dando de qué hablar.

fg

Entre las noticias de la semana se destacan la posibilidad de crear abejas robóticas, tal y como se plantea en un capítulo de la serie 'Black Mirror'.

Foto:

Collage

10 de febrero 2017 , 03:12 p.m.

¡Qué semana! Entre rumores sobre el nuevo iPhone, desfiles de robots y reconocimientos a emprendedores colombianos, por poco se nos escapan historias llamadas a seguir produciendo titulares en el futuro más o menos cercano. Vamos a repasarlas:

Pajaritos que dejan el nido

En el mundo de la tecnología, todo pasa rápido. Eso, a veces, incluye a la gente. Parece que fue ayer que se anunciaba a María Teresa Arnal, ex CEO de J Walter Thompson, como la encargada de dirigir la operación de Twitter en Colombia y Argentina. En realidad, fue hace cinco meses. Eso no hace menos sorprendente que esta semana supiéramos de su renuncia. La ejecutiva venezolana, a la que Google tiene en su radar, dejó las oficinas de la red social en Ciudad de México, no sin antes dejar –en su cuenta de Twitter, claro está- un mensaje que quedará abierto a la interpretación.


Hace apenas un mes, la ingeniera venezolana le decía a La Nación de Argentina que el mercado de Twitter en los países a su cargo daba señales alentadoras y que su plan era llevar sus indicadores de crecimiento "a dos dígitos" en los próximos años. Su sorpresiva renuncia se suma a la de por lo menos otros 16 ejecutivos de alto nivel que han dejado Twitter en el último año. Según Recode, el 60 por ciento de la mesa directiva (seis cargos entre los que se cuentan un COO y varios vicepresidentes) abandonó la empresa en 2016.

Lo peor es que la mayoría de las salidas parecen ser voluntarias. Eso es, apunta el portal, un serio problema para una firma que trata de ‘dar la vuelta’ al barco. Es grave que la gente elija irse, pero la cosa pinta peor si se toma en cuenta a dónde se fueron: El vicepresidente de producto se fue para Instagram, y el gerente general de Vine, a Google. Una de las movidas más interesantes es la del vicepresidente de Medios, que se fue a Color Genomics, una firma pionera en big data aplicado al campo de la genética.

¡Hola, Bixby!

El nombre, ya lo decía Shakespeare, es lo de menos. La rosa no dejaría de ser rosa, y de producir su aroma, aunque se llamase de otro modo. Pero lo del nuevo asistente de voz de Samsung es más que cosa de un nombre.
Algo de contexto: Recordarán que el año pasado reportábamos que Samsung usará el trabajo de Viv, la misma empresa que creó años atrás a Siri, y que la surcoreana compró en octubre. La idea, parecía claro, era llevar su nuevo programa, llamado Viv, a la nueva línea de teléfonos Galaxy, en particular al muy anticipado S8. Luego se dijo que el nuevo asistente se llamará Bixby.

Ahora la duda de todos es si Bixby es simplemente el nuevo nombre del desarrollo de Viv, o si Samsung presentará el fruto de sus propios esfuerzos para mejorar su asistente de voz. Lo más lógico es que sea la fusión de dos caminos hacia un mismo fin, por lo que probablemente sea más provechoso pensar no en cómo va a llamarse, sino en qué podría hacer.

Aquí, las cosas alzan vuelo: según reportan medios especializados, el nuevo asistente podría hablar ocho idiomas (aunque persiste la duda acerca de si uno de ellos será español), controlar casi todas las funciones del teléfono, realizar búsquedas contextuales (es decir, recordar los temas de los que ha ‘hablado’ con usted) y, al estilo de sus rivales Home de Google y Alexa de Amazon, operar una amplia gama de dispositivos en su hogar.

Como sea, es una razón más para esperar el Mobile World Congress de Barcelona.

El ataque de las abejas robot

Esta es una de esas noticias que probablemente sonaría mejor si uno no hubiera visto la más reciente temporada de Black Mirror. Para los detalles, los remitiré a la nota en esta misma sección, pero valga decir que es probablemente una buena iniciativa, pero no puede dejar uno de considerar cómo podría salir mal.

En resumen: se trata de drones en forma de insectos con 'pelos' en su espalda que podrían replicar el trabajo que hacen las abejas al alimentarse y llevar polen de una flor a otra.

Obviamente todo se remite a la afectación de la población mundial de abejas, algo que podría tener efectos catastróficos. Hace ya varios años escribí una nota respecto al fenómeno, que se conoce como Desorden de Colapso de Colmenas (CCD, por sus siglas en inglés).

Diré, sin embargo, que por ahora el proyecto de los ingenieros japoneses detrás de las abejas robot está lejos de ser un remplazo viable ya que ni siquiera son capaces de volar por su cuenta. Pero, dado que la perspectiva de un mundo sin abejas es absolutamente apocalíptica, cruzaré los dedos para que estas abejitas mecánicas sean muy pronto una realidad.

Wilson Vega
Editor de Tecnología

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA