La Policía del posconflicto tendrá una estrategia con enfoque regional

La Policía del posconflicto tendrá una estrategia con enfoque regional

El desafío de la institución es tener policías cercanos a la comunidad, que generan credibilidad.

fg

El general Jorge Hernando Nieto, director de la Policía Nacional.

Foto:

Mauricio Moreno / EL TIEMPO

27 de septiembre 2016 , 09:37 a.m.

Los nuevos retos que plantea el fin de un conflicto de más de 50 años, sellado ayer oficialmente con la firma del Acuerdo Final de Paz entre el Gobierno y la guerrilla de las Farc, llevaron a la Policía Nacional a replantear su estrategia de seguridad en las ciudades y en el campo.

Ahora se trata de ofrecer seguridad con un enfoque desde las necesidades regional y local, y, además, generar convivencia en las comunidades.

La Policía Nacional tiene claras las distintas manifestaciones del crimen organizado, para así atacarlo de manera estructural, desde las particularidades locales y regionales, y lo hace a través del programa Transformación de la Gestión Bajo un Enfoque Regional y Local al servicio del ciudadano”, dijo en entrevista con EL TIEMPO el general Jorge Hernando Nieto, director de la Policía Nacional.

Por eso, el alto oficial consideró que hoy por hoy la institución necesita “policías más profesionales” y “no profesionales policías”. El desafío para los más 183.000 integrantes es ser policías ejemplares, cercanos a la comunidad, que infunden autoridad y respeto, que generan confianza y credibilidad y que tienen capacidad para conciliar en cualquier caso.

Estas premisas son parte de la columna vertebral del Modelo Nacional de Policía para el Posconflicto, que es acorde con el Plan Estratégico Institucional 2030, y que tiene como objetivo fundamental construir comunidades seguras y en paz.

El plan tiene cuatro horizontes fundamentales: el fortalecimiento de la seguridad ciudadana con enfoque en lo urbano, la consolidación del servicio de policía en lo rural, la optimización de la investigación criminal y la dinamización de la cooperación internacional.

Lo primero, explicó el alto oficial, es la seguridad ciudadana con enfoque en lo urbano, en las ciudades, que se complementa con la seguridad ciudadana en lo rural, que es una de las grandes oportunidades que hoy vemos y que es donde la Policía tiene que llegar con mucha fortaleza”.

En el proceso urbano, sin embargo, de acuerdo con el alto oficial, se trasciende del concepto de seguridad al de convivencia. Es así como, por ejemplo, se fortalecerá el Modelo Nacional de Vigilancia Comunitaria por Cuadrantes, que a partir del 30 de enero del 2017 contará con una nueva herramienta: el Código Nacional de Policía y Convivencia. El modelo es complementado con gestores comunitarios, que actuarán como articuladores entre la comunidad, la Policía y otras instituciones del Estado, para trabajar en red.

Aquí se busca mayor integración con la comunidad y firmar un pacto por la vida para construir ciudades más inteligentes y seguras, atacando en especial fenómenos como el homicidio, el tráfico local de estupefacientes, la extorsión y el hurto”, señaló el general.

Y en el campo, la Policía hará lo propio con el Sistema de Seguridad Rural (Siser), que prioriza acciones en 100 municipios. “Aquí se trata de que ocupemos los espacios que dejen las Farc, para que no sean ocupados por otros actores del crimen organizado”, explicó el general.

Y agregó: “Estamos llegando a los territorios con una oferta incluyente, para atender diferentes situaciones, como la gestión del territorio en red, control territorial, zonas de priorización, prevención rural, inteligencia, investigación, participación rural; es decir, el mismo modelo de lo urbano lo pasamos a lo rural, con un concepto de gestores rurales”.

La punta de lanza en el campo es la Dirección de Carabineros y Seguridad Rural, con sus más de 9.300 efectivos, quienes han sido capacitados en diferentes áreas –desde turismo, medioambiente hasta en actividades agrícolas–, y muchos ya se encuentran en las poblaciones cercanas a las zonas de concentración de las Farc.

Y, por otro lado, la institución continúa con su estrategia de fortalecer la lucha contra los diferentes fenómenos de delincuencia, tanto a nivel nacional, regional y local.

De hecho, según el general, actualmente se adelantan acciones contra estructuras criminales en el Urabá, el Catatumbo, en los Llanos, la Costa, en Putumayo y en ciudades como Pereira, Buenaventura, Medellín y Cali.

Hay una Policía formada, capacitada y especializada que responde a las exigencias de la comunidad.

EL TIEMPO

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA