'Estamos quedados en implementación de los acuerdos'

'Estamos quedados en implementación de los acuerdos'

Todd Howland, representante de la ONU, dice que procesos de paz son frágiles hasta que se terminen.

fg

Para Howland, la coca y la minería ilegal han hecho que otros grupos lleguen donde las Farc han salido.

Foto:

Laura Pava / EL TIEMPO

21 de noviembre 2016 , 01:45 a.m.

Aunque ya hay un nuevo acuerdo entre el Gobierno Nacional y las Farc, la preocupación por la demora en su implementación preocupa a la ONU.

Todd Howland, representante en Colombia de Naciones Unidas para los Derechos Humanos, fue enfático al afirmar que los procesos de paz son frágiles hasta que se terminen, no hay ninguno que esté blindado de problemas.

(También: ONU emitirá concepto sobre hechos ocurridos en el sur de Bolívar)

Habló también sobre los lugares a los que varios grupos armados han llegado para ocupar la posición que tenían las Farc y le recordó al Gobierno que, a pesar de las dificultades, tiene obligaciones con la ciudadanía.

¿Cuál es su mayor preocupación por la situación en la que quedó el proceso de paz después de que ganó el ‘No’?

Todo quedó en incertidumbre. Las Farc no ingresaron a las zonas veredales de transición y tampoco empezaron con los programas de sustitución, de mejorar la situación del desarrollo. Ahora hemos documentado los problemas que hay en lugares donde ya no hay presencia de las Farc, pero sí dinero para ganar y otros grupos están entrando en esas áreas. Notamos un aumento en la violencia y se han presentado muertes de líderes sociales. Si no se empieza rápido con la implementación de los acuerdos, se va a perder más terreno y las víctimas quedarán en manos de otros actores de la violencia.

Puntualmente, ¿dónde están entrando esos otros grupos?

Por ejemplo, lo están haciendo en el Bagre, en Antioquia, donde hemos registrado más de 40 muertes este año, entre las que hay varias de líderes comunales. Grupos herederos del paramilitarismo están llegando de otras partes del departamento para quedarse.

Y también está el caso de Tumaco, donde ya existen seis grupos ilegales intentado tomar el control de varias rutas de la coca y creando relación con los productores de esta.

¿Qué hacer entonces con estos otros grupos, como el Eln o las ‘bacrim’?

Es importante que el Gobierno tome nota de todos los grupos que quieran entrar al proceso de paz o someterse a la justicia para así concentrarse en aquellos que no quieren. Con el Eln la dificultad es que una parte no va a entrar en un proceso, pero otra ya está lista para hacerlo. Y con los grupos posparamilitarismo es muy claro que ellos también pueden someterse a la justicia, aunque deben comprometerse en razón de la no repetición, la reparación y la verdad.

¿Qué les diría a los del ‘No’ para lograr una pronta refrendación?

Hay que recordar las obligaciones del Estado, y los miembros del ‘No’ también son Estado y tienen responsabilidades de derechos humanos. Todo el mundo está con un interés en razón de su perspectiva, pero no estamos hablando de acuerdos políticos, así no funciona el conflicto armado. Ha habido una desconexión entre las acciones y discusiones de ese proceso político y la realidad, y hay costos por no implementar varias partes de los acuerdos lo más pronto posible.

¿El cese bilateral del fuego es frágil?

Todos los procesos de paz son frágiles hasta que se terminen, no hay ninguno que esté blindado de problemas, y las violaciones a los derechos humanos, en ese contexto, son inevitables. Es claro que la misión de Naciones Unidas, de monitoreo y verificación, está enfocada en evitar que esto pase de nuevo, pero estamos en un proceso ambiguo porque todavía no ha empezado la implementación de los acuerdos, y eso genera muchas violaciones a los derechos. El cese del fuego es una parte, pero, en sí, el proceso de paz es frágil, y siempre lo va a ser porque estamos hablando de enemigos, con el agravante de la situación de los cultivos ilícitos.

(También: El 2016, en camino a ser el año con menos homicidios en cuatro décadas)

¿Cuál es el tiempo considerable para que comience la implementación?

Yo creo que ya estamos quedados en la implementación. El Gobierno tiene obligaciones preexistentes en razón de proteger y promover los derechos humanos, y para nosotros es importante recordarle que, a pesar de que hay dificultades políticas en este proceso, todavía tiene obligaciones con la gente. El acuerdo puede ser muy útil, pero lo más útil es empezar a implementarlo ya.

EL TIEMPO

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA