Gobierno y alcaldes de Catatumbo buscan acuerdo para solucionar crisis

Gobierno y alcaldes de Catatumbo buscan acuerdo para solucionar crisis

Desde el pasado 15 de abril, el Epl anunció un paro armado en esta región.

Catatumbo

En las vías del Catatumbo, algunos vehículos fueron pintados con insignias del reciente paro armado

Foto:

Archivo particular

23 de abril 2018 , 12:55 p.m.

“Soy un convencido de la paz. Tenemos que rodear el proceso de paz con las Farc. Tenemos que apoyar el proceso de reincorporación y tenemos que empujar el carro del Eln porque lo único que necesita el Catatumbo es paz”, dijo este lunes el defensor del Pueblo, Carlos Alfonso Negret, durante la reunión entre 14 alcaldes de la provincia de Ocaña y el sur del Cesar y una delegación del gobierno liderada por el vicepresidente Óscar Naranjo; el ministro del Interior, Guillermo Rivera; el Alto Comisionado para la Paz, Rodrigo Rivera, en Ocaña (Norte de Santander).

Desde el pasado 14 de marzo se agudizaron los enfrentamientos entre el grupo los ‘Pelusos’, también conocido como Epl, y la guerrilla del Eln en esta zona.

Sin embargo, el punto más crítico se alcanzó el 15 de abril, cuando se conoció un panfleto del Epl en el que anunciaban un paro armado en la región.

Según el alcalde de Convención, Hermes Alfonso García Quintero, por causa de esta situación hay “90 mil personas con restricciones de movilidad, 90 mil con restricción a asistencia médica, 44.829 niños, niñas y adolescentes con restricción de acceso a la educación, 22 espacios de protección humanitaria, 1.500 toneladas de productos agrícolas represados, 80 instituciones educativas cerradas y 6.633 personas desplazadas”.

Con el objetivo de lograr la firma de un documento que señale la hoja de ruta para solucionar esta problemática, la mesa permanente para atender la crisis humanitaria y social del Catatumbo, conformada por los alcaldes de San Calixto, La Playa, El Tarra, Hacarí, Ocaña, Convención, Teorama, Ábrego, González, El Carmen, Cáchira, Villacaro, Río de Oro y La Esperanza, le solicitó este domingo al Gobierno Nacional, en primer lugar, que se declare la crisis humanitaria en esta región.

Segundo, que se establezcan dos puestos de mando unificado en Ocaña y Tibú para cuidar los derechos humanos de la población y también que se garantice la atención psicosocial a los desplazados y la implementación de corredores humanitarios hacia las comunidades impactadas por la crisis.

El vicepresidente Óscar Naranjo aseguró que “por poderosos y desafiantes que sean los violentos, no vamos a desfallecer para brindar la protección de nuestros ciudadanos. Esta reunión es una expresión de fortaleza para que definitivamente cese el uso de las armas y la violencia. Estamos diciendo no a la violencia".

"El Gobierno viene con humildad y reconoce la gravedad de los hechos. Venimos a escuchar para implementar planes y estructurar y dejar una agenda clara para la región. Aceptar nuestras propias equivocaciones y actuar con humildad. Esto es el punto de partida”, agregó.

Por su parte, los líderes comunitarios establecieron el martes 24 de abril como plazo máximo para garantizar los corredores humanitarios y proteger a la población.

POLÍTICA

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.