La guerra y el hambre

La guerra y el hambre

"El hambre es consecuencia de un campo pobre y olvidado, de malos gobiernos, de desigualdad social".

15 de octubre 2016 , 07:30 p.m.

Es increíble el dato, en su editorial ‘La peor de las epidemias’ (13-10-2016), de que cada día mueren en el mundo 25.000 personas por física hambre. Uno imagina a África, piensa en un desierto, en Siria, y hasta en La Guajira o Chocó, departamento rico de nuestro país. Pero no cree que en las propias ciudades también se dé el terrible fenómeno.

El hambre es consecuencia de muchas cosas. De un campo pobre y olvidado, de malos gobiernos, de corrupción, de desigualdad social, de falta de educación, que es la que lleva al progreso. A solucionar todo esto se debe apostar, pero necesitamos paz para poder producir, para que venga la inversión. ¿Cuándo será ese cuándo? Las guerras irracionales y crueles siguen en el mundo, las imágenes estremecen. El mundo es muy difícil en estos tiempos. Ve uno con dolor e impotencia países como Haití, azotados por fenómenos naturales, donde rondan el cólera y otras enfermedades. Ve el drama de los refugiados que llegan a Europa, y gente muriendo de hambre. Por lo menos aquí, paremos esta guerra.

Pedro Samuel Hernández

Podemos dormir tranquilos

Señor Director:

En los últimos meses hemos logrado conciliar el sueño porque los noticieros no han reportado las habituales acciones criminales espantosas, todo gracias al cese de hostilidades entre guerrilla y Fuerzas Armadas. Aunque, por desgracia, persisten hechos delictuosos aislados cometidos por maleantes de baja estofa, más fáciles de combatir mediante acciones drásticas de la Fuerza Pública.

Pero anteriormente íbamos a la cama saturados de asaltos, mutilaciones, secuestros, etc., que perturbaban nuestro encuentro con la almohada. Gracias a los pactos de paz con la insurgencia, hemos regresado a cierta tranquilidad. Este clima de concordia no tiene precio, y debemos luchar al máximo por hacerlo perdurar.

Solo pensar que podremos conocer sin temor las bellezas naturales que guardan territorios lejanos, y la Amazonia y la Orinoquia, nos llena de entusiasmo. Que viva la libertad en toda su dimensión.

Héctor-Bruno Fernández Gómez

El Papa, entre los escombros

Señor Director:

En el día de San Francisco de Asís, el Papa visitó por sorpresa Amatrice, la zona devastada por el terremoto del pasado 24 de agosto en el centro de Italia, terremoto que costó la vida a casi 300 personas y dejó sin casa a 2.500. Fue una visita casi privada, sin avisar a los periodistas y sin agenda previa, para estar cerca de la gente, tan solo acompañado del obispo del lugar. Y ha sido impresionante ver rezar al Papa entre los escombros, conversar sin prisa con profesores, alumnos, bomberos, comer con ancianos que perdieron su casa, y acompañar a tanta gente con su cercanía y su oración.

Xus D. Madrid
Girona (España)

________________________________________________________

Escriba su opinión a: opinion@eltiempo.com, @OpinionET

MÁS COLUMNAS

Columnistas

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA