Una cuestión de respeto

Una cuestión de respeto

No se puede volver moneda corriente el ridiculizar nuestro patrimonio cultural.

31 de octubre 2017 , 12:00 a.m.

Es justa la indignación entre los cartageneros, en el país y en las redes sociales ante el acto exhibicionista, obsceno e irrespetuoso de un turista extranjero que, todo indica, pasado de copas, resolvió desnudarse y subirse sobre la escultura del maestro Fernando Botero, ‘La gorda Getrudis’, ubicada en la famosa plaza de Santo Domingo.

El hecho ocurrió en la madrugada del pasado sábado y produjo la comprensible indignación, pues se trata de un acto contra un patrimonio cultural. Pero, además, se interpreta como un ataque no solo a la obra sino a uno de los artistas más importantes de nuestro país. El acto bien puede interpretarse también, como en efecto ha ocurrido, como un agravio a una comunidad que les da a esta obra y a este lugar un valor especial, digno de respeto.

Buscan a turista que se desnudó sobre escultura de Botero

Buscan a turista que se desnudó sobre escultura de Botero

Foto:

archivo particular

Y es que cada vez hay más conciencia de que Cartagena es una joya que se debe cuidar y preservar en su integridad, con un turismo alejado de escándalos y, por supuesto, de la explotación sexual de menores, que es una queja recurrente.

Esta actitud se debe condenar y quizás se lograre alguna sanción para el infractor, no solo como sentido de autoridad, sino para que la obra de Botero, que es universal, pues se encuentra en muchas ciudades del mundo, se mantenga solamente expuesta a la admiración, como debe ser.

Pero que sirva de consuelo, así sea tonto, que las obras geniales, tal vez para causar más efecto, son las que suelen ser atacadas. Han padecido atropellos el Guernica, de Picasso; la Gioconda, de Da Vinci; La Piedad, de Miguel Ángel, entre muchas más. Y con toda la custodia que las protege. Pero no por eso debe ser norma. No se puede volver moneda corriente el ridiculizar nuestro patrimonio cultural mediante actos como el de marras.

Por eso, que sirva este impase para que no solo en la Heroica se cuiden las obras de arte y los monumentos, sino en todas las ciudades, para que haya cultura del respeto por estos elementos, que suelen ser pedazos de historia, testimonios o eso: arte, que enorgullece.

editorial@eltiempo.com

MÁS EDITORIALES

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.