Un primer semestre flojo

Un primer semestre flojo

La fuerte desaceleración de la economía del país volvió a notarse en los datos sobre el PIB.

16 de agosto 2017 , 12:00 a.m.

Que el desempeño económico en la primera mitad del año no quedará en los anales como un ejemplo de vigor ya se intuía. Desde hace meses, las señales apuntaban hacia una fuerte desaceleración como consecuencia de diversos factores, entre los cuales se incluyen los bajos precios de los principales bienes que exportamos o el desplome en la confianza del consumidor.

Por tal motivo fueron pocas las expresiones de sorpresa cuando el Dane informó este martes que la expansión del producto interno bruto llegó a 1,3 por ciento entre abril y junio. Si bien la cifra superó ligeramente los cálculos de los analistas, el parte es inquietante para un país que, en el ámbito regional, dejó de estar en el selecto grupo de los de mejor desempeño.

Las causas son claras, desde la óptica de diferentes renglones que hoy están en rojo. Las actividades minero-petroleras –el motor más dinámico de todos durante la bonanza de precios internacionales– andan de capa caída, como lo muestra el declive del petróleo, el carbón o el oro.

El buen comportamiento del campo, junto con el del sector financiero y el de los servicios sociales, no alcanza, sin embargo, a enmendar una plana escrita a medias

Tampoco resultó ser bueno el balance de la industria, cuya reactivación tras la fuerte devaluación del peso hace un par de años acabó siendo flor de un día. Las afugias que atraviesa la llamada cadena textil y de confecciones son demostración elocuente de que la competencia externa y la escasa dinámica de la demanda interna se traducen en ventas insatisfactorias que obligan a parar plantas y licenciar personal.

Así mismo, vale la pena preguntarse qué le pasó a la construcción, designada en un principio como la locomotora que jalonaría otras categorías. Las edificaciones experimentaron un tropezón significativo que no alcanzó a ser compensado del todo por las obras civiles, pues el ambicioso programa de desarrollo de la infraestructura no hace todavía una diferencia sensible en las estadísticas.

Para no quedarse solamente en lo negativo, vale la pena celebrar que las cosas habrían salido mucho peor de no ser porque agricultura y actividades pecuarias sacaron la cara, con un avance superior al 6 por ciento en el primer semestre. Especialmente notorio es el desempeño de cultivos transitorios y permanentes, el cual se explica por una mejora en las condiciones climáticas, así como por señales de política gubernamental que impulsaron las siembras.

El buen comportamiento del campo, junto con el del sector financiero y el de los servicios sociales, no alcanza, sin embargo, a enmendar una plana escrita a medias. Para decirlo con franqueza, la dinámica económica es insatisfactoria, pues tiene efectos negativos sobre la generación de empleo y el avance social.

Por tal razón, las autoridades deben aplicarse en lo que queda de 2017 con el fin de adoptar los correctivos necesarios para que el PIB crezca a mayor velocidad.

Controlar las circunstancias externas es imposible, pero es indispensable atacar con mayor contundencia lacras como el contrabando o la competencia desleal.

No menos importante es dar un empujón a considerable número de obras que requieren una buena dosis de liderazgo para convertirse en realidad. Solo así será posible que el segundo semestre acabe siendo mucho mejor que el primero.

- editorial@eltiempo.com

MÁS EDITORIALES

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA