Un acto de justicia

Un acto de justicia

Regresarles la personería jurídica del Nuevo Liberalismo es un acto de justicia y reparación.

09 de agosto 2018 , 12:00 a.m.

Por orden del Consejo de Estado, el Consejo Nacional Electoral deberá revisar hoy nuevamente la solicitud promovida por el exsenador Juan Manuel Galán con el fin de recuperar la personería jurídica del partido Nuevo Liberalismo, que fundara y liderara valientemente su padre, Luis Carlos Galán, en la década de 1980. Este fue un movimiento referente de renovación y lucha corajuda contra la mafia.

Tras una negativa inicial, cuya argumentación dejó dudas, el alto tribunal consideró que el CNE debía examinar otra vez el pedido. Lo cierto es que las razones que esgrimen quienes promueven esta causa parecen sólidas y convincentes.

Apelan al hecho de que la firma de los acuerdos de paz y su espíritu de recuperar espacios políticos perdidos en el pasado por culpa de los violentos constituyen una nueva realidad política. Recuerdan que en este marco tomaron la acertada decisión de devolverle la personería a la Unión Patriótica.

Tras una negativa inicial, cuya argumentación dejó dudas, el alto tribunal consideró que el CNE debía examinar otra vez el pedido. 

Hay que recordar que ambos fueron blanco de las nefastas ‘fuerzas oscuras’ de la época en las que confluían, entre otros, paramilitares, narcotráfico y políticos sin escrúpulo alguno. Más de 50 militantes de esta fuerza política cayeron asesinados. El ministro de Justicia Rodrigo Lara Bonilla, muerto por balas de sicarios pagados por la mafia, pertenecía a esta colectividad, igual que Enrique Parejo y Alberto Villamizar, quienes fueron objeto de brutales intentos de asesinato. Un propósito de aniquilamiento que alcanzó su punto más alto con el magnicidio de Galán, el 18 de agosto de 1989.

Han surgido numerosas evidencias, algunas recogidas por fallos judiciales, que confirman la existencia de dicha campaña de exterminio, la cual muchas veces coincidió en macabros medios y fines con la que apuntaba a la UP. A la luz de todo lo anterior, regresarles la personería jurídica del Nuevo Liberalismo a quienes la reclaman en nombre de aquellos que lo fundaron y sintieron en carne propia el asedio de los violentos se asoma como un elemental y necesario acto de justicia y reparación.

editorial@eltiempo.com

MÁS EDITORIALES

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.