No es culpa de las lluvias

No es culpa de las lluvias

La prevención de desastres naturales debe ser prioridad, sobre todo para los mandatarios locales.

28 de marzo 2017 , 12:00 a.m.

Aunque no lo parezca, todavía no ha comenzado en firme la temporada de lluvias en el país y ya las cifras demuestran lo vulnerable que es Colombia en este sentido: ocho personas fallecidas, más de 1.000 familias afectadas, ocho departamentos con emergencias, unos 30.000 millones de pesos invertidos en estos eventos. Ello prueba que el país aún es frágil, sobre todo por el alto desconocimiento sobre sus ríos y cuencas.

Por eso es más que oportuna la hoja de ruta que este mes entregó el Ideam para que la prevención de las emergencias tenga como base el sustento técnico. Se trata de los primeros mapas a escala detallada para 22 departamentos y 27 municipios altamente vulnerables a los fenómenos de inundación lenta y crecientes súbitas.

El informe del Ideam advierte minuciosamente cuáles son los departamentos más afectados por el fenómeno. Lo que muestran esos trabajos cartográficos –publicados en un completo informe en este diario– es que la urbanización ha ‘inundado’ las cuencas de los ríos. Por eso, en áreas como las del río Sinú se evidencia que, sin que aún haya fuertes lluvias, las viviendas son arrastradas por el agua de los ríos.

Ya se sabe: las invasiones en las rondas de los afluentes, la discontinuidad en los jarillones, la construcción de diques ilegales para secar humedales y la erosión son algunas de las causas que agravan la vulnerabilidad de las poblaciones ante las amenazas de las aguas. Les hemos robado sus áreas de inundación con la informalidad del crecimiento urbano, y las consecuencias suelen ser fatales.

El ordenamiento de las cuencas es el único camino para que las lluvias regulares no se conviertan en graves tormentas para la gestión del riesgo.

Se necesita conciencia nacional y administrativa. Estos territorios, así como el resto del país –que en un 30 por ciento es un ecosistema de humedal–, tienen que replantearse para responder de mejor manera a la variabilidad climática. La primera tarea compete a los alcaldes, que deben tomar los citados mapas para actualizar sus Planes de Ordenamiento Territorial. De ello depende que la gestión del riesgo sea preventiva y efectiva y que evitemos pérdidas millonarias en las contingencias. Hay duras lecciones. No podemos olvidar que ya a Colombia le costaron 11,2 billones de pesos los daños del último fenómeno de la Niña (2010-2011).

A tal antecedente se le debe sumar que los escenarios de cambio climático del país han advertido de la posibilidad de que las lluvias extremas –las cuales podrían cubrir por completo municipios de las zonas de La Mojana y Sucre– podrían ser cada vez más frecuentes e intensas.

Los comportamientos del clima de los últimos siete años (las inundaciones más extremas, así como las sequías más fuertes que ha vivido el país) son claros indicios de que la prevención de desastres debe ocupar el reglón número uno entre las tareas de los mandatarios locales. El ordenamiento de las cuencas es el único camino para que las lluvias regulares no se conviertan en graves tormentas para la gestión del riesgo.

El hecho es que los cielos grises, los afluentes crecidos y las muertes que ya lamentamos nos están gritando que tenemos que prevenir y evitar enormes tragedias. Debemos entender que no es culpa de las lluvias, sino de nosotros mismos, por acción y omisión.editorial@eltiempo.com

MÁS EDITORIALES

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA