Editorial: El clima cambió a Colombia

Editorial: El clima cambió a Colombia

La propia naturaleza toca las alarmas. Lluvias y sequías han azotado al país como nunca.

21 de noviembre 2016 , 12:27 a.m.

La manera como los colombianos entienden su cotidianidad frente al medioambiente está cambiando. La propia naturaleza toca las alarmas. Lluvias y sequías han azotado al país como nunca. Los eventos hidrometeorológicos se han duplicado en los últimos seis años y Colombia tiene la tasa más alta de desastres naturales en América Latina: 600 cada año. Además, en el último fenómeno de la Niña, en el 2010, el país tuvo que invertir cerca de 11,2 billones de pesos.

Por ello, este diario emprendió la tarea de contar las experiencias de esos colombianos a quienes ya les cambió la vida por la variación en las condiciones climáticas. A través de viajes por diversos ecosistemas de Colombia –nevados, ríos, selvas, bosques tropicales, ciudades, playas y mares–, los hallazgos, como se vio en el especial periodístico publicado el pasado miércoles, fueron tan impactantes como la misma majestuosidad de los paisajes, que ya han sido intervenidos por la incesante deforestación y la degradación ambiental.

Indígenas a quienes su calendario ancestral ya no les sirve para calcular los tiempos de cosecha o pescadores del Magdalena que se están quedando sin su oficio tradicional son algunas de los relatos vivos que se narraron en el especial multimedia ‘La vida nos cambió para siempre’, que contó con el apoyo del Instituto de Meteorología, Hidrología y Estudios Ambientales (Ideam) y el Programa de Naciones Unidas para el Desarrollo (Pnud) en el marco de la Tercera Comunicación Nacional de Cambio Climático.

Este trabajo, en el que participaron más de 30 periodistas, tiene como ambición contarle al país que el drama detrás de ese concepto abstracto de cambio climático es el deterioro palpable en las condiciones para habitar nuestro país.

No por esto la idea era relatar un escenario apocalíptico. Todo lo contrario, aquellos testimonios son un llamado a la conciencia ecológica y demostraron que estamos a tiempo de actuar: trabajar por detener la deforestación de las selvas, apostarles a las energías renovables, conservar los corredores biológicos y establecer mejores prácticas en la agricultura y la ganadería son acciones urgentes e inmediatas.

EDITORIAL

editorial@eltiempo.com.co

Columnistas

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA