Editorial: Cita en medio de urgencias

Editorial: Cita en medio de urgencias

La Cumbre Iberoamericana ocurre en medio de muchas incertidumbres a ambos lados del Atlántico.

27 de octubre 2016 , 07:51 p.m.

Con la llegada de las primeras delegaciones a Cartagena, comenzó a tomar forma definitiva este jueves la edición número XXV de la Cumbre Iberoamericana. Es de esperar que hoy arriben a la Heroica los demás representantes de los 22 países que integran este esquema, que vio la luz por primera vez en 1991. A partir de los lazos creados por un lenguaje compartido y una historia común, el propósito es estrechar los vínculos entre América Latina y la península ibérica, y así acercar a los pueblos de este y el otro lado del Atlántico.

Tan encomiables ideales se encuentran con varios obstáculos. Para comenzar, la cita sucede en medio de una coyuntura económica particularmente compleja. En lo que atañe a España y Portugal, todavía se sienten los coletazos de la crisis financiera de finales de la década pasada, con sus secuelas sobre el crecimiento y el empleo.

Por su parte, Latinoamérica se halla en recesión como consecuencia del final del ciclo alcista en los precios de los productos básicos que exporta. En esas circunstancias, hacer compromisos que impliquen mayores obligaciones sobre los menguados presupuestos públicos es algo poco menos que imposible, con lo cual la cumbre se convierte primordialmente en un espacio de diálogo diplomático.

Tampoco en esta materia el clima es el mejor. Aparte de que en Madrid apenas se ve la luz al final del túnel después de diez meses de interinidad de Mariano Rajoy en el cargo de presidente del Gobierno, en esta región las turbulencias políticas están a la orden del día. Si bien las profundas divisiones de la época de Hugo Chávez hoy son menos evidentes, hay heridas que no se cierran. Ello explica la ausencia del mandatario brasileño, Michel Temer, en la ciudad amurallada, pues hay capitales que aún no aceptan la salida de Dilma Rousseff del Palacio de Planalto.

Mención aparte merece el caso venezolano, cuya crítica situación será objeto de múltiples conversaciones. La situación de la nación vecina encabeza la lista de problemas graves en el hemisferio, y más de un gobierno del área se ha distanciado de Nicolás Maduro ante su obcecada insistencia en desconocer la independencia de los poderes públicos y los mecanismos que conducen a un referendo revocatorio.

Adicionalmente, el clima con respecto a Colombia es más de expectativa que de celebración. Varios de los presentes hoy vinieron a finales de septiembre para servir de testigos al evento que protagonizaron Juan Manuel Santos y Rodrigo Londoño y registraron con sorpresa los resultados del plebiscito del 2 de octubre. Aunque la esperanza de conseguir un acuerdo con las Farc permanece viva, nadie quiere anticiparse a un resultado antes de que todas las partes involucradas en un texto reformado estén de acuerdo y las incógnitas se hayan respondido.

Tales circunstancias hacen difícil conseguir el objetivo de relanzar la Cumbre Iberoamericana, por lo menos en esta edición. No hay duda de que el lema ‘Juventud, emprendimiento y educación’, que en teoría será el hilo conductor de los debates, es fundamental. Sin embargo, tal como sucede en otros ámbitos, todo indica que en el encuentro de Cartagena, lo urgente difícilmente le dejará el espacio a lo importante.editorial@eltiempo.com

MÁS COLUMNAS

Columnistas

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA