El feminismo está de fiesta

El feminismo está de fiesta

Opinan de política con pasión femenina y se pifian, como los hombres.

14 de marzo 2018 , 12:00 a.m.

Las señoras de la peluquería se han politizado demasiado. Muchas imitan frases de María Jimena Duzán y de Claudia López. Hasta dividieron la peluquería: aquí, las “reaccionarias ultraderechistas” y allá, las “demócratas de izquierda pacifistas”. Fatal, eso debe terminarse. Antes hablaban de las carteras que usa Sofía Vergara, ayer lamentaron, sin mucho duelo, que el modisto Givenchy se fuera al otro mundo sin tiquete de regreso. Opinan de política con pasión femenina y se pifian, como los hombres.

La peluquería del estilista José Luis Botero celebró con pandebono y café quindiano que docenas de mujeres lleguen al Congreso a impedir que resucite el multimillonario ‘cartel de la toga’, hoy en receso, porque la Fiscalía General les puso el tatequieto. Que un país donde es difícil votar saque 590.000 votos de opinión un filósofo como Antanas Mockus es para aplaudirlo. Cierto, Mockus tiene en juventudes y profesionales alto respeto. En contraste, los ‘Ñoños’ desde la cárcel, eligieron a sus ahijados.

No barrió el equipo masculino. Se volteó la tortilla, 47 mujeres entraron a la pasarela política pisando duro. Ellas lograron que Marta Lucía Ramírez pasara del millón y medio de votos. La victoria alegra el rostro, así están los que el domingo saborearon las mieles: el expresidente Uribe, Sergio Fajardo, Petro, Mockus, Robledo y Paloma Valencia. Ganar sabe rico, sea en fútbol, política, tejo o ping-pong.

No entiende la política colombiana mi pareja, Lulita Arango; su jefe hace 20 años es Antanas Mockus. Por eso, ante un grupo lanzó, sin ponerse colorada, esta propuesta: “Que Petro renuncie a su candidatura y dé todo su apoyo a Sergio Fajardo para que la alianza de petristas, fajardistas y sin partido ganen la presidencia”. ¿Creen que Petro daría ese paso? Ni se lo sueñen. Si Camila Zuluaga se lo pregunta, él le responde: “Ni po’el chiras, jamás me haría ese penoso autogol, mi gobierno será histórico”. En cambio, en la peluquería, Íngrid, una amiga alegrona, me dijo: “Votaré por Fajardo, con él de presidente tendremos un país más relajado y un periodismo más reposado”. Dijo más: “Si es presidente Sergio Fajardo y Colombia gana el Mundial futbolero de Moscú, Colombia tendría un fiestón inolvidable”. Ella siguió feliz al supermercado, salió de la peluquería sintiéndose bonita. Sueña con el triunfo de Fajardo... ¡que no está muy lejano!

PONCHO RENTERÍA

Columnistas

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.