Enrique van der Peñalosa

Enrique van der Peñalosa

Según la Alcaldía, la reserva forestal es casi inexistente. De ahí que el razonamiento sea: si no hay nada que salvar, entonces metámosle edificios a esa vaina.

05 de diciembre 2016 , 06:40 p.m.

El alcalde de Bogotá es una contradicción humana: anda en bicicleta y la promueve como un transporte amigable y ecológico, pero, al mismo tiempo que pedalea por la ciudad mostrándose como el burgomaestre enemigo de los contaminantes carros, piensa que lo mejor que se puede hacer por Bogotá es atravesar unas avenidas por una reserva forestal y, de paso, animar a los constructores para que allí proyecten edificios y conjuntos residenciales.

Claro, Bogotá necesita vías, eso es innegable. Pero las vías se necesitan dentro de la ciudad, no en sectores de baja densidad poblacional como la zona de la reserva Thomas van der Hammen. ¿Que es urgente abrir nuevas avenidas para desembotellar la salida norte de la ciudad? Claro que sí, ¿pero qué tal si pensamos en la tan esperada y anunciada ampliación de la autopista Norte o la de la carrera 7.ª, que desde la calle 187 se vuelve una trochita de dos carriles?

Si de verdad el Alcalde piensa que con la construcción de la ALO, así como la prolongación de la avenida Boyacá y la avenida Ciudad de Cali hacia el norte, las vías de la capital van a hacerse más transitables y disminuirá el trancón, considero que está profundamente equivocado. Claro, puede que algo del tráfico de la autopista Norte se reduzca, ¿pero acaso el resto de la ciudad no existe? ¿Y el trancón de la NQS? ¿Y el embotellamiento de la 68? Simplemente, deténgase a pensar en ese trancón que usted tiene que soportar diariamente en Bogotá y verá que poco o nada servirán las avenidas que Peñalosa quiere atravesarle a la Van der Hammen, aunque para la Administración esas vías sean la panacea.

Pero más allá de las avenidas, el lío radica en el resto del proyecto, que lo que busca es urbanizar esa zona en el norte de la capital.

Según la Alcaldía, la reserva forestal es casi inexistente. Poco queda de la vegetación nativa y de los cuerpos de agua de la Sabana que fueron arrasados por colegios, casas, canchas de fútbol y cultivos de flores. De ahí que el razonamiento peñalosístico sea: si no hay nada que salvar, entonces metámosle edificios a esa vaina.

Grave error.

Si no hay nada por salvar, se puede comenzar de ceros a sembrar la reserva del mañana.

Valga la pena recordarle al alcalde Peñalosa que hace muchos años, hacia comienzos del siglo XX, los cerros orientales de Bogotá eran un peladero. Basta con mirar viejas fotos del cerro de Monserrate (que el Alcalde ve todos los días desde su despacho en el Palacio Liévano) para reconocer que hace 70 años allí no había árboles y hoy, gracias a un proceso de reforestación, esos cerros son orgullo de la ciudad.

¿Qué se hizo entonces? Desde 1915, la empresa de Acueducto compró muchos de los predios ubicados en los cerros e inició una política de arborización que buscaba recuperar los ríos que bajaban desde el páramo. Infortunadamente, el objetivo de recuperación de las cuencas falló por la siembra de árboles no nativos. Sin embargo, el verde volvió y la ciudad ganó.

¿Que armar una reserva forestal de ceros cuesta? ¿Que tendrán que comprarse terrenos y empezar a sembrar árboles y recuperar cuerpos de agua? Eso es innegable, pero considero que es mejor herencia para una ciudad dejarle un verdadero parque natural para el disfrute de sus habitantes, antes que un montón de edificios grises y avenidas lustrosas solo por poner una placa que rece: esta urbanización es producto de la imaginación de Enrique Peñalosa.

#PreguntaSuelta: ¿de verdad vamos a creer que el impuesto a las gaseosas se cae porque no ayuda a combatir la obesidad?


Juan Pablo Calvás
@colombiascopio

Columnistas

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA