Circunscripciones hechizas

Circunscripciones hechizas

Con los territorios y poblaciones que conforman las circunscripciones no se arreglarán los problemas

06 de julio 2017 , 12:00 a.m.

La implementación del Acuerdo Final exige convertir en textos jurídicos sus farragosas 310 páginas. Lo han venido haciendo el Congreso y el Gobierno mediante varias reformas constitucionales (hasta ahora, 4), leyes como la 1820, que ordena amnistiar e indultar a más de 10.000 combatientes de las Farc y otorgar libertad condicional a quienes cometieron o pudieron cometer delitos de lesa humanidad, y algo más de 30 decretos ley que dictó el presidente Santos. Las normas dictadas crean un nuevo ordenamiento político e institucional que aumenta en 26 el número de congresistas. 

El partido de las Farc elegirá como mínimo cinco senadores y cinco representantes a la Cámara, aunque los votos que obtenga no le den derecho a ese número de curules, a las que se suman las 16, también nuevas, para la Cámara de Representantes, que les darían vocería en el Congreso a “zonas especialmente afectadas por el conflicto y el abandono”, en las que hay “cultivos ilícitos (coca) y otras economías ilegítimas (minería)”.

Gobierno y Farc, de común acuerdo, trazaron los límites geográficos de estas nuevas circunscripciones territoriales con base en las consideraciones anotadas, que, como no son las mismas en todas partes, dan lugar a trazados que seguramente obedecen a razones político-electorales. Una circunscripción, por ejemplo, está integrada por 4 municipios y otra, por 24. Otras se conforman con municipios de uno, dos o tres departamentos. Puede ocurrir que de ellas solo forme parte el área rural, no la urbana, de una localidad y los departamentos “aportan” parte de sus territorios a una, dos o tres circunscripciones. Con otras palabras, constituyen ‘provincias’ o verdaderos ‘sudokus’ electorales, infra o supradepartamentales.

Las llamadas “circunscripciones especiales” fueron creadas, entonces, por intereses políticos que promoverán y defenderán quienes las representen

Para garantizar los derechos de sus habitantes, se dispone que ningún partido, incluido el de las Farc, pueda presentar candidatos a la elección de los 16 nuevos representantes. Solo podrán hacerlo grupos significativos de ciudadanos y organizaciones sociales. La propuesta, por su ingenuidad, es comparable a la venta del sofá, porque los partidos que tengan capacidad de convocatoria en esos territorios y las Farc, que los han controlado durante años, pedirán a sus amigos que inscriban candidatos con el aval del grupo ciudadano o comunitario que organicen para esos efectos. Como se trata de áreas en las que hay cultivos de uso ilícito y otras economías ilegítimas, los ‘empresarios’ de esas actividades financiarán las campañas y presionarán, por todos los medios a su alcance, la elección de sus patrocinados, en comunidades destacables por “sus niveles de pobreza” y en las que ninguna autoridad, por la “debilidad institucional” que en ellas prevalece, podrá garantizar la transparencia debida.

Los territorios y las poblaciones que conforman las circunscripciones no arreglarán las graves situaciones políticas, económicas y sociales que viven por el hecho de que puedan ‘elegir’, cada uno y durante 8 años, un representante a la Cámara. En varios casos, los elegidos representarán bien los intereses de los cultivadores de coca y los mineros ilegales y, a veces, complicarán y dificultarán la tarea de las autoridades encargadas de controlar y sancionar dichas actividades. Además, los ciudadanos que eligieron a estos congresistas gozarán de un privilegio que no tiene ningún otro colombiano: podrán votar dos veces (para la Cámara por el departamento del que forma parte su municipio y para la Cámara por la lista de la nueva circunscripción).

Las llamadas “circunscripciones especiales” fueron creadas, entonces, por intereses políticos que promoverán y defenderán quienes las representen, por ejemplo, en votaciones claves de la Cámara que serán decididas con el voto positivo o negativo de 16 de sus miembros.

JAIME CASTRO
jcastro@cable.net.co

Columnistas

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA