Dios y Doña Florinda

Dios y Doña Florinda

Colombia es un caos es por culpa de todos, pero en especial de los líderes políticos.

01 de julio 2017 , 12:00 a.m.

Entiendo que no les guste Santos, es un político de esos de toda la vida. Egocéntrico y acomodado, miente y se voltea a conveniencia como cualquiera de su especie. Firmó la paz con las Farc para arreglar un problema que los de su tipo nos crearon, porque si Colombia es un caos es por culpa de todos, pero en especial de aquellos líderes políticos y económicos que pudiendo dirigirnos hacia el progreso nos han llevado a la pobreza. Y en ese grupo están metidos todos: los de izquierda, los de derecha, los que posan de ser de centro, y en esa misma bolsa van a terminar los guerrilleros desmovilizados que se dediquen a la política, verán.

Usted puede decir cosas de Santos y su gobierno: que la economía se ha desacelerado, que los casos de corrupción siguen saltando por todos lados; lo que no me cabe es que haya gente que siga insistiendo con Álvaro Uribe. Simplemente me parece demente. Es eso, o que simplemente no les importa. Tratar de explicarle a un seguidor del expresidente que él forma parte del mal y no de la solución es tan inútil como tratar de convencer a un creyente de que el Dios que nos enseñaron no existe. Uno puede dejar en evidencia las injusticias del mundo, el cinismo de los pastores cristianos de hoy, la violencia y los abusos de la Iglesia de siempre, lo precario del concepto mismo de Dios, pero él va a seguir creyendo en él porque le conviene. Y Uribe para sus seguidores es una deidad, nada nuevo.

Tratar de explicarle a un seguidor del expresidente que él forma parte del mal y no de la solución es tan inútil como tratar de convencer a un creyente de que el Dios que nos enseñaron no existe

Y un dios tiene licencia para todo. En cuanto a Uribe, no es necesario hablar de los casos de corrupción de sus colaboradores más cercanos, de los ‘falsos positivos’, de sus supuestos nexos con el paramilitarismo, del enriquecimiento de sus hijos, de la ineptitud de sus copartidarios ni de sus mentiras. Basta mirar su Twitter para entender que no está en sus cinco sentidos y que la vanidad, el hambre de poder y su rabia personal contra Santos lo tienen desbordado. Está creando pánico. Lo hizo en Grecia, lo hace en internet y no va a parar hasta vengarse y volver al poder. ¿Llevarse el país por delante? No importa si es lo que se necesita. Hace poco, en un chat privado le compartieron un caso de robo en una finca. Quien mandó el mensaje pidió prudencia para no crear pánico, y Uribe no tuvo problema en compartirlo con sus casi 5 millones de seguidores. El dios del miedo.

No es necesario indagar a Uribe judicialmente, que eso es muy enredado, para entender que está haciendo mal; basta con ver, por ejemplo, que se alió con Pastrana. ¿Qué ser humano en sus cinco sentidos querría que lo relacionaran con ese señor? Eso por un lado. Por el otro, quizá nunca le podrán encontrar nada, pero sí se lo puede acusar de haberle dado a Colombia a María Fernanda Cabal.

Como si no hubiéramos tenido ya que padecerla durante varios años, ahora dijo que la Unión Soviética estaba en el Consejo de Seguridad de la ONU. Y no lo hizo de ignorante, sino de sobrada. No es que sea bruta, es que se quedó en el pasado y en su ser no está evolucionar. Además de estar casada con un señor feudal, forma parte de esa gente que no acepta cambios, que no concibe que la religión se separe de la política ni que los homosexuales tengan los mismos derechos que los demás. Y, claro, ve el fantasma del comunismo por todos lados. Todo en ella es muy siglo XIX.

Cabal es también legado de Uribe. Mira al resto por debajo del hombro porque se siente con la autoridad moral y la posición social para hacerlo. Por eso nos llama vagos, y lo hace de querida, porque si por ella fuera nos llamaría chusma, como cualquier doña rancia de épocas de la Colonia. No lo hace porque está mal visto, y porque sabe que empezaríamos a compararla con Doña Florinda. Linda montada sería.

¿El que diga Uribe? Con todo respeto, no sean idiotas.

ADOLFO ZABLEH DURÁN

MÁS COLUMNAS

Columnistas

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA