Solidaridad con México

Solidaridad con México

México es un espejo en el que debemos mirarnos, ya que estamos expuestos a estos sacudones.

21 de septiembre 2017 , 12:00 a.m.

Señor Director:

Viví el terremoto del pasado 7 de septiembre en México, después de participar en el Congreso sobre Seguridad. Ante el nuevo sismo, de acuerdo con su editorial (19-9-2017), al señalar que “México no está solo”, este 19, los ciudadanos estaban realizando simulacros de evacuación. Todo porque México se ha venido preparando para estos eventos, desarrollando una cultura ejemplar de prevención. Por eso, decenas de civiles se convirtieron en rescatistas.

De su editorial destaco: “México, país de raza azteca, de coraje, no está solo”. “Es la hora de la unidad”. Importante mensaje al final del comentario: “Es un espejo en el que debemos mirarnos, ya que estamos expuestos a estos sacudones”.

Ojalá todo el pueblo colombiano se solidarice con los manitos, enviándoles mensajes a través de las redes sociales, que fortalezcan su fe y la esperanza, y así puedan superar los momentos difíciles que han dejado los diversos movimientos telúricos.

- General (r) Luis Montenegro R.
Asesor en Seguridad Pública

* * * *

Señor Director:

Solidaridad de todos es lo que espera México, que ha sufrido dos sismos seguidos. Y esta, como dice su editorial, no tiene fronteras. Cada quien, en la medida de sus capacidades, debe enviar ayuda. Somos pueblos hermanos, hablamos la misma lengua, tenemos muchas costumbres similares. México lindo y querido, especialmente, tiene una influencia grande en el pueblo colombiano en música, en cine, en pintura, en letras. Todo ello, además de la humanidad, debe llevarnos a estar con ellos. Y tomar su ejemplo de preparación ante los embates de la naturaleza.
Por eso, los simulacros que se hacen son tan importantes, y todos debemos tomarlos en serio. No un año, sino siempre. Y, sobre todo, que se construya con normas de sismorresistencia.

- Ángel María Aguilar
Bogotá

¿Y quién aboga por los peatones?

Señor Director:

Como usuario del transporte público y peatón de largos recorridos, quiero aportar mi opinión a su editorial ‘En los zapatos y pedales del otro’ (19-9-2017), que, a mi juicio, se quedó corto.

Aquí hay andenes convertidos en parqueaderos o motorrutas o ciclorrutas; puentes peatonales convertidos en extensiones de ciclorrutas, andenes para ciclistas. Nos preguntamos: ¿desde cuándo el uso de la bicicleta les anuló los derechos a los peatones? ¿Desde cuándo las personas que evitan la tortura de TransMilenio utilizando motos se convirtieron en propietarios de los andenes? ¿Quién aboga por los cientos de peatones atropellados por toda clase de vehículos?

Yo lo invito a que se dé un recorrido por cualquier zona por donde transiten ciclistas y compruebe a qué velocidad circulan, la forma en que han invadido las vías peatonales, y podrá ir entendiendo por qué ha venido en ascenso la accidentalidad.

- Pedro Nel García
Bogotá

Escríbanos a: opinion@eltiempo.com

MÁS CARTAS

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA