Ese es el camino

Ese es el camino

Esa es la responsabilidad de la exguerrilla de las Farc: debe aportar, con sinceridad, los bienes.

05 de septiembre 2017 , 12:00 a.m.

Señor Director:
Parecería increíble que esa guerrilla que tantos desmanes cometió, que atropelló al pueblo colombiano, que se ganó no poca animadversión y contra la cual nuestras Fuerzas Armadas lucharon con valor y sacrificio hoy esté en la primera plaza del país, desarmada, lanzando su partido político.

No es fácil el perdón, pero este, de la paz a través del diálogo, es el camino para que el país tenga al menos la oportunidad de trabajar tranquilamente. Ojalá por fin lo entiendan también los del Eln. Conozco víctimas, sé de su dolor y su rabia, pero solo queda ahora la reparación. Y esa es, en mucho, responsabilidad de la exguerrilla de las Farc, que debe aportar, con sinceridad, los bienes.

Esa será la mejor muestra de su voluntad y su deseo de participar en la vida democrática, con una flor en una mano antes que con fusiles y con la verdad en la otra.

- José Francisco Piñeres
Bogotá

* * * *

Señor Director:

Hace 10 meses se escribía una nueva página en la historia del país, al firmarse los acuerdos de paz con el grupo guerrillero más antiguo, las Farc. Con ellos, el Estado desgastó su aparato de seguridad atacando por más de 50 años por todos los rincones, en donde perdimos militares, civiles e insurgentes. A diferencia de otros países del mundo, donde se han firmado tratados de paz con pocos avances en 15 años, en el nuestro, en un tiempo récord, ya tenemos a los que fueron nuestros verdugos empuñando micrófonos y rosas y banderas, buscando votos en medio de la población civil, nada más y nada menos que en el centro de la capital de la República. Repudiable y cuestionable para algunos. Pero, en una esquina del continente donde se yergue un país con la mejor biodiversidad del planeta, estamos pasando una página y escribiendo otra, modelo de esperanza.

- Miguel Antonio Acosta Rodríguez
Bogotá

Infracciones de ciclistas

Señor Director:

Muchos ciclistas no respetan a los peatones, andan a velocidades prohibidas en zonas populosas; muchos utilizan audífonos mientras conducen, ignoran las señales de tránsito; la mayoría no usan elementos de protección como cascos, chalecos reflectivos y demás, andando usualmente en contravía sobre calzadas o andenes.

Descienden vertiginosamente por los puentes peatonales en un espacio que no supera el metro de ancho, mientras los peatones tratan de evitar ser golpeados, aun cuando se dice que deben bajarse y pasar con su vehículo en la mano.

En fin, cometen toda clase de infracciones, pues saben que no existe una licencia de conducción, y su vehículo tampoco cuenta con una placa para responder ante las autoridades.

Se comportan con la arrogancia de quien cree que está salvando al mundo porque viaja en una bicicleta por las calles de la ‘Bogotá mejor para todos’.

- Patry C. López
Bogotá

Escríbanos a: opinion@eltiempo.com

MÁS CARTAS

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA