‘Todo el ajuste no puede caer en la clase trabajadora argentina’

‘Todo el ajuste no puede caer en la clase trabajadora argentina’

Una huelga general paralizó este lunes el país por las políticas económicas de Mauricio Macri.

Huelga

Manifestantes bloquean un sector de la autopista Panamericana en Buenos Aires, durante la huelga general.

Foto:

AFP

25 de junio 2018 , 08:39 p.m.

Argentina vivió este lunes la tercera huelga general y la más fuerte hasta el momento, en contra del presidente Mauricio Macri por sus políticas económicas. Un descontento que ha ido creciendo desde el pasado mes de mayo, cuando el mandatario anunció el pedido de ayuda al Fondo Monetario Internacional (FMI).

La semana pasada, el organismo aprobó formalmente el plan de asistencia financiera al país por valor de 50.000 millones de dólares y de tres años de duración destinado a “reforzar la economía” y recuperar “la confianza de los mercados”.

Daniel Zovatto, politólogo argentino y director para América Latina y el Caribe de Idea Internacional, dijo a EL TIEMPO que la huelga de este lunes ha sido la más importante porque “paralizó por completo el país, pues incluyó un cese de actividades del transporte, que es donde está el corazón de un paro”.

Además, más allá de toda la diferencia y la diversidad que hay en el movimiento sindical, lograron articular una respuesta en conjunto, que no implica unidad pero sí demuestra que el Gobierno va a tener que tomar nota de la contundencia de este paro.

Sin embargo, la Casa Rosada aseguró este lunes desde tempranas horas de la mañana que el paro es “innecesario” y que aunque “entienden la preocupación de los argentinos por la situación de los últimos meses”, el Gobierno está trabajando para “resolver los problemas”.

¿Qué llevó a esta crisis?

Argentina había decidido hacerle frente al déficit fiscal buscando financiamiento externo, aunque pagando tasas altas.

Pero con el cambio del contexto internacional y el inicio del incremento de las tasas por EE. UU., Argentina se fue quedando sin recursos, y todo esto se convirtió en la tormenta perfecta para esta actual crisis financiera, junto con la depreciación del peso frente al dólar y el aumento de la inflación.

Aquí, cinco claves para entender lo que está sucediendo.

Aumento de la inflación

Una de las promesas de Macri era disminuir la inflación que venía aumentando en los últimos años. Sin embargo, no ha logrado ni siquiera mantenerla, y al mes de mayo había acumulado una inflación del 11, 2 por ciento.

Según Zovatto, esta podría acercarse al 30 por ciento antes de finalizar el año, una meta muy lejana del 15 por ciento que esperaba el Gobierno.

La animadversión de los argentinos al FMI es un clásico. Lo responsabilizan de las crisis del pasado.

Sin embargo, luego del acuerdo con el FMI, Macri busca un paulatino descenso de la inflación, a un 17 por ciento para 2019 y un 13 por ciento para 2020.

Según los analistas, el mes próximo, el índice de precios rondaría el 3 por ciento por el aumento en los combustibles y el transporte, más el efecto arrastre de las alzas en alimentos y bebidas. La inflación de dos dígitos en Argentina es, luego de la de Venezuela, la más alta de América Latina.

Devaluación del peso

La depreciación del peso frente al dólar, en lo que va del año, acumula un 34,15 por ciento y fue de 10 por ciento solo en junio, lo que se ha convertido en uno de los principales problemas de la crisis económica.

Aunque la semana pasada recibió un respiro cuando el Gobierno celebró la calificación de Argentina como mercado emergente, según la ponderación que elabora el grupo financiero estadounidense Morgan Stanley Capital International (MSCI).

"Ser emergentes va a darnos acceso a capital más barato y, por ende, más inversión, más crecimiento y más empleo para todos los argentinos”, sostuvo el ministro de Hacienda, Nicolás Dujovne.

Argentina regresó así al grupo de mercados emergentes del que había salido en 2009 durante el gobierno de Cristina Kirchner (2007-2015), cuando se lo rebajó a mercado de frontera por alto su índice de riesgo.

Negociación salarial

Los sindicatos piden que tanto las negociaciones salariales que están en marcha como las que se cerraron hacia marzo con un aumento del 15 por ciento -acorde con la meta de inflación que había previsto el Gobierno inicialmente para este año- se adecuen a la situación actual.

“Los movimientos sindicales le reclaman al Gobierno que no los apriete tan duro y que no les haga un ajuste fiscal tan drástico ni tan acelerado, y que a su vez reabra las negociaciones para el salario”, apunta Zovatto, quien también señala que Macri debe demostrar que todo el peso del ajuste no puede caer en la clase trabajadora argentina.

Huelga

Manifestantes marchan por la avenida 9 de julio, durante la huelga general contra las políticas económicas del presidente argentino, Mauricio Macri.

Foto:

AFP

En ese sentido, el ministro de Trabajo aseguró que “hace falta cuidar” el poder adquisitivo del salario, “pero también cuidar la sustentabilidad de las empresas”, y apostó por que en el proceso de negociación que queda por delante “se sepa recomponer” esta circunstancia para que los sueldos no se devalúen.

Rechazo de los argentinos al FMI

“La animadversión de los argentinos al FMI es un clásico. Lo responsabilizan de las crisis del pasado”, afirma Zovatto. Pero también apunta que, esta vez, el organismo internacional fue lo suficientemente inteligente para dejar en claro que el programa de ajuste que va a implementar el Gobierno argentino no es lo que el FMI le está pidiendo, sino lo que el propio Gobierno le ha propuesto al fondo para conseguir el dinero.

Lo que sí está claro es que independientemente de lo que cada uno en sus comunicaciones, Argentina tiene que cumplir con lo que se comprometió, sobre todo en materia de plan de ajuste, porque de lo contrario los fondos prometidos no van a llegar en su totalidad.

La relación de Argentina con este organismo había terminado en 2006, cuando el presidente Néstor Kirchner canceló el total de la deuda. Fue una decisión económica, pero, sobre todo, política. Para muchos argentinos, el FMI era y es sinónimo de ajuste, por lo que genera rechazo en la mayoría.

Expectativa por el futuro

Según Zovatto, el principal problema para Macri es que no ha podido cumplir con lo prometido en materia económica. Incluso, en su discurso anual ante el Congreso, en el mes de marzo, dijo que lo peor ya había pasado, pero días después estalló toda la crisis.

“El actual escenario es muy complejo, y por eso, ambas partes, gremios y Gobierno, deben entender que la mejor manera de transitar este periodo es a través de un diálogo y de una buena articulación de las medidas que por un lado van a tener que mantener el crecimiento, la productividad y la competitividad de la economía, y por otro lado, hacer que la clase media no sufra la peor parte”, señala Zovatto.

En cuanto al escenario electoral para el próximo año, la posible reelección de Macri, la cual se veía posible unos meses atrás, ahora se enreda. Por su parte, el kircherismo ha preferido mantenerse al margen de estos debates y consolidarse como oposición para enfrentar las elecciones venideras.

Huelgas generales contra el gobierno Macri

Viernes 6 de abril de 2017

La política económica de Mauricio Macri generó el levantamiento del principal sindicato de trabajadores de Argentina, la peronista CGT. El día se caracterizó por el paro económico debido al cese de actividades en el transporte, la salud y la educación.

Lunes 18 de diciembre de 2017

Tuvieron como objetivo protestar por la reforma pensional. A partir del mediodía, las aerolíneas cancelaron vuelos, y diferentes organizaciones sociales establecieron protestas; sin embargo, el transporte funcionó con normalidad hasta las 12 m.

Lunes 25 de junio de 2018

El país amaneció sin transporte público, en un paro en el que se unieron varios sectores. Algunas aerolíneas en América Latina cancelaron los vuelos al país, mientras que el Gobierno calificó de “innecesaria” la huelga general y aseguró que “no contribuía a nada”.

INTERNACIONAL

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.