Visita a Isabel II sigue dejando a Trump en el 'blanco' de las redes

Visita a Isabel II sigue dejando a Trump en el 'blanco' de las redes

El mandatario fue protagonista de momentos en Inglaterra que aún llaman la atención en internet.

Trump realiza su visita al Reino Unido

La reina Isabel II (2i) mientras revisa la Guardia de Honor junto al presidente estadounidense, Donald Trump (c), durante su ceremonia de bienvenida en el Castillo de Windsor (Reino Unido).

Foto:

EFE/MINISTERIO DE DEFENSA DEL REINO UNIDO / SARGENTO PAUL RANDALL

16 de julio 2018 , 07:34 p.m.

Aunque el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, se reunió la semana pasada con la reina Isabel II de Inglaterra en el Castillo de Windsor, sus rupturas de protocolo real hasta hoy han dado de qué hablar en los medios y las redes sociales.

El encuentro entre estas figuras políticas tuvo varios ‘contratiempos' que hicieron que quienes están atentos a las visitas de mandatarios del exterior a Inglaterra hayan notado los errores de Trump con facilidad.

Por ejemplo, antes del encuentro entre Isabel II y Trump, la reina de Inglaterra fue registrada mirando su reloj mientras esperaba la llegada del presidente estadounidense, quien estaba retrasado.

Usuarios y medios de comunicación destacaron que, en Inglaterra, la puntualidad es un valor protocolario fundamental, especialmente en este tipo de encuentros.

Una vez Donald Trump llegó junto con su esposa, Melania Trump, al Castillo de Windsor, ambos fueron recibidos por la reina Isabel y ellos la saludaron primero estrechándole la mano, gesto que no es protocolario porque las reglas de este tipo de encuentros dicen que se debe saludar a la reina de Inglaterra siempre con una reverencia.

En un trino que publicó Melania Trump puede verse el saludo, que no fue rechazado por la reina Isabel:

Sin embargo, el ‘rey’ de todas las críticas de las 'escenas' de Donald Trump fue la que protagonizó cuando él y la reina caminaban frente a la Guardia Real Británica. Mientras observaban a la Guardia, Trump se le adelantó unos segundos a la reina Isabel, dejándola atrás hasta que se dio cuenta, aparentemente, de que según el protocolo nadie puede caminar frente a la reina de Inglaterra.

Este comportamiento le valió a Trump más que críticas chistosas en redes sociales. Algunos usuarios recordaron las visitas de otros mandatarios estadounidenses a Inglaterra y la forma cómo se comportaron frente a la reina Isabel y señalaron que Trump “es una vergüenza para Estados Unidos".

ELTIEMPO.COM

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.