Los vínculos con Rusia le complican la presidencia a Donald Trump

Los vínculos con Rusia le complican la presidencia a Donald Trump

Al caso de Michael Flynn, se sumó la posible relación entre su campaña y la inteligencia rusa.

fg

Donald Trump, presidente de los EE. UU.

Foto:

Nicholas Kamm / AFP

15 de febrero 2017 , 12:54 p.m.

Registros telefónicos y llamadas interceptadas muestran que miembros de la campaña presidencial de Donald Trump y otros de sus asociados tuvieron contactos reiterados con funcionarios de la inteligencia rusa en el año previo a la elección, informó el martes el diario The New York Times, citando a cuatro fuentes.

Las agencias de la ley e inteligencia de Estados Unidos interceptaron las comunicaciones casi en la misma fecha en la que descubrieron evidencia de que Rusia intentaba interferir en la elección presidencial mediante ataques informáticos al Comité Nacional Demócrata, dijeron tres de cuatro funcionarios estadounidenses retirados y activos, según el Times.

Las agencias de inteligencia luego buscaron averiguar si la campaña de Trump tuvo relación con los rusos en los ataques informáticos y otros esfuerzos para influir en la elección, dijo el diario.

(Además: Donald Trump enfrenta primera gran crisis por renuncia de Flynn)

Los funcionarios fueron entrevistados en las últimas semanas y dijeron que no han visto evidencia de tal cooperación hasta el momento, agregó el periódico. No obstante, las comunicaciones interceptadas alarmaron a las agencias de inteligencia y seguridad de Estados Unidos, en parte debido a la cantidad de contactos que se produjeron mientras Trump hablaba favorablemente del presidente ruso, Vladimir Putin.

Las llamadas interceptadas son diferentes a las conversaciones grabadas el año pasado entre el ex asesor de seguridad nacional de Trump, Michael Flynn, y el embajador de Moscú en Washington, Sergei I. Kislyak, dijo el periódico.

El diario informó que los funcionarios dijeron que las comunicaciones interceptadas no se limitaron a miembros de la campaña de Trump e incluyen a otros asociados del magnate republicano.

Todos los funcionarios activos y retirados hablaron bajo condición de anonimato debido a que la investigación en curso es secreta, informó el periódico.

"Este tipo de contactos no tienen sentido"

El portavoz del Kremlin, Dmitri Peskov, respondió a las acusaciones y desmintió que agentes de la inteligencia rusa mantuvieran contactos con asesores de la campaña presidencial de Donald Trump y otros de sus colaboradores más próximos, como denunció el martes el diario estadounidense ‘The New York Times’ (NYT).

"Se trata de informaciones gaceteras que no se basan en ningún tipo de hechos. No creamos en informaciones despersonalizadas" que "citan cinco fuentes distintas, pero no nombran a ninguna de ellas", dijo Peskov.

Según el diario estadounidense, asesores de la campaña presidencial de Trump mantuvieron “reiterados contactos” con agentes de inteligencia rusa durante el año previo a las elecciones a la Casa Blanca.

El rotativo citó a cuatro funcionarios y exfuncionarios bajo condición de anonimato, quienes revelaron registros telefónicos y llamadas interceptadas entre asesores del ahora presidente y agentes de inteligencia rusa, un extremo que Trump siempre ha negado que ocurriese.

El portavoz del Kremlin tachó de "irrisorias" las fuentes del NYT y denunció que en las informaciones de los periodistas "es imposible distinguir la verdad de las falsedades".

"Quizás alguien tiene alguna información. Esperemos que llegue el tiempo de saber quiénes son y cuándo tuvieron lugar los hechos que denuncian", agregó.

La portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores ruso, María Zajárova, argumentó que los contactos entre los asesores de la campaña de Trump y los diplomáticos rusos es algo normal, "regulado por las convenciones internacionales sobre las relaciones diplomáticas".

"Ya nada nos sorprende. Eso confirma una vez que asistimos a un gran juego político dentro de Estados Unidos", subrayó.

Aunque las llamadas fueron frecuentes y en ocasiones también involucraron a funcionarios del Kremlin, las fuentes citadas por NYT no hallaron pruebas de que esos contactos derivaran en los 'hackeos' a la campaña de Hillary Clinton y al Partido Demócrata, de los que la inteligencia de EE.UU. culpa a Rusia.

El Servicio de Inteligencia Exterior (SVR, en sus siglas en ruso) apuntó a la "falta de pruebas" en las acusaciones del NYT, mientras que el exjefe del Servicio Federal de Seguridad (FSB, antiguo KGB), Nikolái Kovaliov, aseguró que ese tipo de contactos a nivel informal "serían imposibles".

"Los contactos informales son imposibles y los oficiales no pueden tener lugar por definición. Las personas en el equipo de Trump defienden intereses estadounidenses, por lo que ese tipo de contactos no tienen sentido", dijo Kovaliov.

El exjefe del FSB apuntó a "una guerra de información" iniciada por los medios estadounidenses contra el presidente de su país, "en la que parece todos los medios son buenos" para lograr su fin. "Terminarán acusando al equipo de Trump de reunirse con los 'hackers' rusos que influyeron en los resultados de las elecciones. Creo que es siguiente paso", afirmó.

La relación de la campaña de Trump con la Rusia de Vladimir Putin sobrevoló los comicios a la Casa Blanca en todo momento ya que los demócratas consideraron que el Kremlin trató de ayudar al empresario neoyorquino a llegar al poder con sus 'hackeos'.

Según NYT, la filtración publicada por el rotativo forma parte de la investigación que lidera el Buró Federal de Investigaciones (FBI, por su sigla en inglés) a los vínculos entre los asesores de Trump y el Kremlin, así como al 'hackeo' de información al aparato demócrata y a la campaña de Clinton.

Lea también: Donald Trump enfrenta primera gran crisis por renuncia de Flynn)

La Casa Blanca también respondió

Poco después de la respuesta rusa, el presidente de EE. UU., Donald Trump, tachó como un "sinsentido" cualquier conexión con Rusia.

Este asunto "de la conexión con Rusia es un sinsentido, es solo un intento de ocultar los numerosos errores cometidos por la campaña perdedora de Hillary Clinton", dijo Trump en Twitter.

En una descarga de tuits, Trump bombardeó a los medios el miércoles, al tiempo que alabó a la cadena de noticias conservadora Fox. "Los falsos medios de noticia se están volviendo locos con sus teorías conspirativas y odio ciego. @MSNBC & @CNN no se pueden ni ver. @foxandfriends es grandiosa!", tuiteó.

Trump también acusó a los servicios de inteligencia de haber filtrado información, apuntando directamente el dedo a la Agencia de Seguridad Nacional (NSA) y el Buró Federal de Investigaciones (FBI). "Se está proporcionando información en forma ilegal a los enfermos @nytimes & @washingtonpost por parte de la comunidad de inteligencia (NSA and FBI?)", escribió Trump.

El caso Flynn, otro dolor de cabeza

Por si le faltaran más dolores de cabeza al presidente Trump, la Casa Blanca admitió este mismo martes que Trump fue informado hace tres semanas que Flynn podría haber inducido a sus superiores al error sobre sus contactos con el Kremlin.

El exgeneral con tres estrellas y exdirector de inteligencia de Defensa de Estados Unidos negó inicialmente discutir estrategias de sanciones con el embajador ruso Sergey Kislyak antes de que Trump asumiera el gobierno, algo que habría violado la legislación estadounidense sobre la negociación con potencias extranjeras.

Flynn renunció el lunes, después de que la Casa Blanca dijo que una investigación interna no había demostrado ningún delito pero sí una confianza "erosionada".

Es el tercer miembro del equipo Trump en dar un paso atrás ante cuestionamientos sobre sus vínculos con Rusia desde que el magnate comenzó su carrera a la Casa Blanca. Su partida sigue la de Manafort y Carter Page, el asesor en política exterior de los primeros tiempos del candidato.

Sin embargo, Flynn es el primer funcionario de la nueva Casa Blanca en recibir un pedido de renuncia a raíz de la polémica. El portavoz presidencial, Sean Spicer, negó enfáticamente que Trump hubiese instruido a Flynn para que discutiera con Moscú una eventual reversión de las sanciones que Obama impuso a Rusia.

Informes incompletos

La Casa Blanca justificó la decisión de Trump de revocar a Flynn en el engaño del funcionario al vicepresidente Mike Pence. Pero el martes se supo que el presidente también mantuvo a Pence en las sombras durante dos semanas.

El portavoz del vicepresidente, Marc Lotter, dijo que Pence se enteró del asunto a través de los medios de prensa. La dimisión temprana y sin precedentes de un alto funcionario clave de la Casa Blanca sacudió a un gobierno ya golpeado por filtraciones, batallas internas y fracasos legales.

El ministro ruso de Relaciones Exteriores, Serguei Lavrov, planea reunirse con su homólogo estadounidense Rex Tillerson por primera vez este jueves en Bonn, Alemania, donde ambos asistirá a la cumbre ministerial del G20.

Reuters, Efe y AFP

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA