Las cartas con las que Donald Trump busca llegar a la Casa Blanca

Las cartas con las que Donald Trump busca llegar a la Casa Blanca

Trump promete derrotar a Estado Islámico. Propone rebajas de impuestos para 'reactivar' la economía.

fg

El candidato republicano, Donald Trump.

Foto:

Scott Eisen/Getty Images/AFP

08 de noviembre 2016 , 02:17 a.m.
llegar aPolítica exterior

Aunque ha pedido un incremento de recursos para el departamento de Defensa, Trump quiere reducir la huella de EE. UU. en el mundo y concentrarse más en los problemas internos.

Ha propuesto, por ejemplo, abandonar la OTAN si los europeos no pagan una cuota más alta que reduzca los aportes de Washington. Y lo mismo ha dicho sobre la presencia de tropas de EE. UU. en Japón y Corea del Sur. Quiere mejorar las relaciones con Rusia y opina que su país debería trabajar de la mano con Vladimir Putin para acabar con el conflicto en Siria. Ha prometido que derrotará al grupo terrorista Estado Islámico, pero no ha dicho cómo bajo el argumento de que sería ridículo decirle al enemigo lo que piensa hacer.

Se opone a las guerras en Irak y Afganistán pese a que las apoyó en un inicio (algo que niega sin importarle que existen grabaciones donde así lo expresa). Planea acabar con el acuerdo nuclear al que se llegó con Irán y dice que EE. UU. debe ser neutral en el conflicto israelo-palestino, algo que no cayó muy bien en Tel Aviv.

(También: Así se vive un acto de campaña de Donald Trump)

América Latina

Pese a que el tema no ha salido mucho en la campaña presidencial, Trump sí dijo que reversaría los pasos que tomó el presidente Obama y que condujeron al restablecimiento de las relaciones bilaterales con Cuba. También ha dicho que EE. UU. enfrenta una epidemia por la heroína que está llegando de México.

Inmigración

La campaña de Trump arrancó con un ataque a los inmigrantes mexicanos, a los que llamó “violadores y criminales” y desde entonces no ha bajado de tono. El magnate insiste en que construirá un muro entre los dos países que pagarán los mexicanos a través de sobrecostos al envío de remesas e impuestos a sus productos.

Propone expulsar de inmediato a todo inmigrante que tenga récord criminal e incluso no ha descartado la posibilidad de sacar también a más de 11 millones de indocumentados así no hayan tenido problemas con la ley. No ha explicado, eso sí, como adelantaría semejante purga. Ha propuesto una moratoria temporal al ingreso de personas provenientes de países musulmanes donde opera el grupo Estado Islámico y someter a todos los inmigrantes de origen musulmán a un examen especial para determinar sus intenciones.

Quiere eliminar el otorgamiento automático de la ciudadanía estadounidense a los hijos de padres indocumentados que nazcan en el país.

(Además: ¿Cómo le iría a Colombia si Donald Trump es presidente de EE. UU.?)

Comercio Exterior

Trump se identifica como pro libre comercio, pero ha dicho en múltiples ocasiones que los acuerdos que ha firmado EE. UU. han sido pésimos para el país y la causa del desempleo en algunos estados. En ese sentido su promesa es renegociarlos para obtener mejores condiciones. Se ha enfocado en particular en NAFTA, el acuerdo de comercio con México y Canadá que se firmó bajo la administración Clinton, y el TPP con países de la costa pacífica que se acaba de sellar, pero no ha sido aprobado por el Congreso. También ha propuesto elevar los impuestos hasta en un 45 por ciento de los productos provenientes de China y amenaza con retirarse de la Organización Mundial del Comercio (OMC), a la que llama un desastre.

En un comunicado de mediados de este año, la campaña de Trump criticó a Clinton por respaldar el TLC con Colombia y dijo que los amigos de su esposo, Bill, se favorecieron de ese acuerdo. Pero se nota que poco saben, pues escribieron Colombia pero con ‘u’. EE. UU. tiene acuerdos comerciales con muchos países de la región, entre ellos Perú, Chile, Panamá y con Centroamérica. No es claro si esos también estarían en la mira de Trump.

Economía

Argumenta que la economía del país está por el piso y que solo él, con sus conocimientos empresariales, puede rescatarla. Al mejor estilo republicano ha propuesto un paquete de rebaja de impuestos para reactivarla. Entre ellos bajar el impuesto corporativo del 35 por ciento actual (máximo) al 15 por ciento promedio. Igualmente propone reducciones al ingreso a la renta que beneficiaría principalmente a los más ricos con ingresos superiores al millón de dólares y que hoy día pagan el 39 por ciento. A las familias cuyos ingresos están entre los 20.000 y 200.000 dólares también se les reduciría la tasa tributaria, pero terminarían pagando lo mismo o más pues el plan de Trump elimina ciertas deducciones que son viables bajo el código tributario actual.

El magnate también plantea reducir el impuesto de sucesión, que hoy se aplica para aquellos con activos valorados en más de 5 millones de dólares.

El problema con el plan de Trump, y eso se lo han sacado en cara, es que beneficia precisamente a multimillonarios como él. Así mismo, expertos oficiales han indicado que su propuesta le añadiría a la deuda federal que ya supera los 19 billones de dólares.

SERGIO GÓMEZ MASERI
Corresponsal de EL TIEMPO
WASHINGTON
En Twitter: @sergom68

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA