Mundial 2014: Mundial Brasil 2014 >Copa Mundial Brasil 2014

Un especial de EL TIEMPO y Futbolred

El 'Factor E' que da fruto en la Selección Colombia

Mauricio Moreno / EL TIEMPO

El tema ha sido recurrente, durante los 24 días que lleva la Selección Colombia en Brasil, desde que puso pie en el aeropuerto de São Paulo en el desembarco a este Mundial. Y la han hecho periodistas colombianos, españoles, ingleses, griegos, marfileños, japoneses, uruguayos y, ahora, muchos, pero muchos brasileños.

En el fondo la cuestión es una sola, pero se expresa en diferentes matices de pregunta. ¿En qué se diferencia esta Selección Colombia a la que se hizo famosa en la década de los 90?, dice uno.

¿Por qué esta Colombia sí logró avanzar a cuartos de final y el equipo que fue a tres mundiales seguidos, no?, interroga otro. Si Colombia tenía un gran equipo con jugadores fantásticos como Valderrama, Asprilla, Rincón o Higuita, ¿por qué ellos no y ustedes, sí?…, interroga aquel…

Para todos, la respuesta ha sido la misma. Como si siguieran un libreto (¿quién quita?) los prudentes jugadores de esta Selección Colombia fantástica, que ya rompió la historia y que ahora hace un camino con destino a la gloria en el Mundial, repiten el factor clave del que es, para ellos, el que se pudiera llamar el 'Factor E'. Sí: la ‘e’ de éxito, experiencia internacional y Europa.

Lo dijo el Capitán Mario Yepes: "El jugador colombiano ha cambiado mucho de aquella época, en la que no participe, pero que admiró porque marcó un camino. Ahora el jugador colombiano, casi el 95 por ciento de los que integramos esta Selección, juega afuera del país, algo que en aquella época no sucedía. El estar fuera del país cambia las costumbres, la manera de ver las cosas, la gente (los futbolistas) viene con gran ilusión de estar en la Selección porque están fuera del país. Esa condición cambia, radicalmente todo, porque estar en la Selección es reencontrarnos con nuestro patria".

Lo dijo el volante Carlos Sánchez: "La gran diferencia es que, ahora, la gran mayoría de nosotros juega desde hace algún tiempo en el fútbol de Europa, y antes la mayoría estaba en el fútbol colombiano y esa experiencia internacional es muy importante".

Y, así, todos, en su momento de responder, hablan de ese mismo 'Factor E': experiencia internacional, Europa, éxito.

¡El 89,9 por ciento!

La Selección Colombia de hoy, sin contar al cuerpo técnico que es extranjero, está integrada por 16 futbolistas pertenecientes al fútbol europeo. Ellos son el 69,5 por ciento. Igual, es altísimo. Esos 16 jugadores se reparten seis en Italia (Zúñiga, Zapata, Yepes, Guarín, Cuadrado e Ibarbo), tres en Francia (Ospina, Aguilar y James), dos en España (Sánchez y Bacca), dos en Portugal (Jackson y Quintero) y de a uno en Inglaterra (Armero), Alemania (Ramos) y Holanda (Arias).

Hay otros cuatro, el 17,39 por ciento del equipo, que juegan en Argentina (Teófilo, Valdés, Carbonero y Álvarez Balanta). No serán el 95 por ciento que, a bote pronto, dijo Yepes, pero son el gigante 86,9 por ciento. Le 'pegó al palo'. El 13 por ciento restante está en equipos de Colombia. Son apenas tres jugadores: Mejía, Mondragón y Vargas.

Para completar, un detalle que no es menor que sirve, además, para enfatizar la idea de esta selección globalizada: hay jugadores como James, la superestrella de Colombia en el Mundial y del Mundial (hasta ahora) y Sánchez, o el ausente megaestelar Falcao, por ejemplo, que no tuvieron participación ni figuración en la liga profesional colombiana y desde niños se fueron a formar al exterior. James en el Bánfield argentino, del que pasó al Porto portugués, y Sánchez, que de Uruguay saltó a Francia y ahora está en España.

Fútbol más europeo

Con el grueso de los integrantes de la Selección en Europa, el corazón del fútbol profesional, nuestros jugadores, algunos supercampeones en sus clubes y otros en clubes de mitad de tabla para abajo, han aprendido a jugar al máximo nivel, contra rivales del máximo nivel. Esta nueva generación le ve la cara a Messi o Cristiano Ronaldo seguido en el campo de juego, no en fotos, no por TV… "Ya lo he hecho y estamos acostumbrados a enfrentar a este tipo de jugadores", dijo Sánchez, por ejemplo, cuando le preguntaron por cómo sería para él marcar a Neymar, el rutilante crack brasileño, heredero del '10' de Pelé.

Además, esa experiencia europea, básicamente, ha permitido que el técnico haya mutado la manera de jugar de Colombia en el tablero táctico: esta Colombia juega más a la generalidad 'europea'. No a la España que logró todo, no al Barcelona que se cansó de levantar trofeos y copas, que se parecía más a la Colombia de Valderrama, Asprilla y Rincón. Este juega con más velocidad, con juego por las bandas. Y así se juega más ahora porque los huesos del equipo está en los jugadores que compiten allá.​

GABRIEL MELUK
Enviado especial de EL TIEMPO
Cotia (Brasil)

Más noticias sobre Selección Colombia

Publicidad

Publicidad

Publicidad