Mundial 2014: Mundial Brasil 2014 >Copa Mundial Brasil 2014

Un especial de EL TIEMPO y Futbolred

Colombia ganó el título de Fútbol Callejero en Brasil

Reuters

La selección colombiana, con una victoria sobre la de Israel en la final, se consagró este sábado campeona del Mundial de Fútbol Callejero, un torneo paralelo al Mundial Brasil 2014 y diputado en la ciudad brasileña de Sao Paulo por 300 jóvenes beneficiarios de proyectos sociales en 20 países.

"Tenemos valor y un fútbol bonito, entonces formamos una selección en Barranquilla para representar a Colombia. Las cosas nos salieron bien y fuimos campeones en un partido muy difícil", dijo Anderson D'Ávila, un joven de 18 años que fue el más destacado de su equipo.

Los semifinalistas en la edición de este año fueron Colombia, Israel, Paraguay y Ghana pese a que países como Brasil y Argentina contaron con hasta tres equipos diferentes.

Con el lema de "Otro fútbol es posible", acuñado por el Foro Mundial Social, las 21 selecciones mixtas, integrada por jóvenes y jovencitas de entre 16 y 21 años, se midieron en canchas de cemento en las que rigen las normas del llamado Fútbol Callejero.

Para el exfutbolista argentino Fabian Ferraro, que idealizó el Fútbol Callejero como un método socioeducativo, esta práctica deportiva busca generar procesos comunitarios de transformación e impulsar el desarrollo de líderes.

"El Mundial de Fútbol Callejero promueve la integración social, de las diversas culturas, religiones e idiomas, entre jóvenes de la periferia que viven en situaciones difíciles, en locales en donde generalmente hay violencia", explica Ferraro.

Para este exfutbolista y educador, la práctica es "estratégica porque cambia realidades: estos jóvenes comparten experiencias y regresan a sus comunidades transformados, muchas veces asumiendo el papel de líderes".

El Mundial, que está en su tercera edición, también prevé debates sociales entre jóvenes carentes para integrar las diferentes culturas e incentivar la práctica del "deporte con respeto", en el que los partidos se vencen por puntos obtenidos por valores y no por goles.

El campeonato es organizado por la organización argentina Fundación Fútbol y Desarrollo (FuDe), por el Movimiento de Fútbol Callejero y por la organización no gubernamental Acción Educativa, y es disputado en las mismas sedes del Mundial de la Fifa. El primer Mundial fue en Alemania 2006 y el segundo en Sudáfrica 2010.

"¿Las personas preguntan quién es el goleador y quién vence el partido? Pero la verdad es que el vencedor es el que más acumula puntos por principios como solidaridad, respeto, cooperación y participación", explicó Juliene Cintra, asesora de comunicación del Fútbol Callejero.

A diferencia del fútbol convencional, el callejero tiene tres tiempos: en el primero los dos equipos definen las reglas, en el segundo se miden intentando conquistar puntos y en el tercero se reúnen con asistentes sociales para discutir quién realizó las jugadas más limpias y respetuosas.

Los equipos tienen que ser mixtos para incentivar las discusiones de género entre las delegaciones. Los equipos se hospedaron en complejos educacionales en la periferia de Sao Paulo, la mayor ciudad de Brasil, para conocer la realidad brasileña, y participaron también en actividades culturales, incluyendo la fiesta con samba ofrecida hoy por los brasileños a los visitantes.

EFE

Más noticias sobre Curiosidades

Publicidad

Publicidad

Publicidad