Las razones por las que JEP dijo no por primera vez a ‘parapolíticos’

Las razones por las que JEP dijo no por primera vez a ‘parapolíticos’

Álvaro Ashton y David Char, se quedan, por ahora, sin cupo en Justicia Especial de Paz.

Senador Álvaro Ashton

El senador Álvaro Ashton, en una declaración ante la Corte Suprema.

Foto:

Cortesía Colprensa

08 de mayo 2018 , 09:09 p.m.

Cuando más ‘parapolíticos’ estaban tocando a sus puertas, atraídos por los beneficios del sistema transicional, la justicia especial para la paz acaba de darles un golpe casi definitivo a esas aspiraciones.

La Sala de Definición de Situaciones Jurídicas firmó este martes dos resoluciones en las que rechazó la admisión del senador Álvaro Ashton y el exsenador David Char a la JEP y dejó claro que no todos los delitos, aunque tengan alguna relación con el conflicto, dan pasaporte automático a la nueva Jurisdicción Especial.

Es competencia de la justicia ordinaria por tratarse de delitos no relacionados con el conflicto armado

En la respuesta a la solicitud de Ashton, la sala advirtió que “la mayoría de congresistas investigados y condenados por ‘parapolítica’ se asociaron con la estructura paramilitar no para sostenerla ni para que ganara la guerra, sino como una contraprestación por intereses políticos y con fines particulares, lo que es competencia de la justicia ordinaria por tratarse de delitos no relacionados con el conflicto armado”.

Sin embargo, admitió que habrá procesos en los que deberá examinarse si la conducta de los políticos que fueron fichas de los ‘paras’ “estuvo encaminada a cometer graves conductas relacionadas con el conflicto” (por ejemplo, los condenados por crímenes cometidos por las Auc).

Ashton puso en consideración de la JEP dos procesos que adelanta la Corte Suprema de Justicia en su contra. El primero corresponde a una investigación por concierto para delinquir agravado por su presunta alianza con el frente José Pablo Díaz de las Auc cuando se desempeñaba como representante a la Cámara por Atlántico, y el segundo por la presunta entrega de 600 millones de pesos al exmagistrado Francisco Ricaurte para afectar el primer proceso.

El caso por corrupción fue descartado de entrada por la Sala, que señaló que se trata claramente de un delito común sin relación alguna con el conflicto. Y con respecto al caso de ‘parapolítica’, afirmó que “si bien el presunto concierto para delinquir cometido entre el congresista y los paramilitares pudiera tener una relación causal con el conflicto armado, en la medida en que la alianza con un actor armado puede entenderse con ocasión del mismo, el aporte del agente del Estado se limitó a acciones que buscaban un beneficio eminentemente particular y, en todo caso, lejano al apoyo de las hostilidades o al mantenimiento de sus condiciones”.

La resolución sobre la solicitud de David Char va en el mismo sentido. Afirma que la promoción o el apoyo de grupos paramilitares a cambio de beneficios electorales, en esencia, pueden ser considerados delitos comunes y, por tanto, se salen de la órbita de la JEP.

Char fue mencionado en el computador que se le incautó al exparamilitar Édgar Ignacio Fierro Flórez, alias don Antonio, por lo que fue acusado en la Corte Suprema de Justicia por “financiar y promover la asociación para delinquir al poner a disposición de las Auc vehículos y aportes económicos al frente José Pablo Díaz” a través de una empresa de la costa Atlántica.

“El conflicto armado no influyó en la decisión del señor Char de asociarse con los paramilitares para llegar al Senado, ni lo determinó para conseguirles recursos económicos con las empresas de la familia ni para entregarles municiones a las que tenía acceso por su afición a las armas, y no fue el motivo que lo llevó a utilizar a las Auc para obtener votos para acceder al Congreso”, se lee en la decisión.

La Sala puntualizó, de igual forma, que si Ashton y Char tienen interés en contribuir con la verdad, como lo afirmaron en sus solicitudes, pueden hacerlo en la Comisión para el Esclarecimiento de la Verdad.

Esta decisión, que parece marcar la suerte de otros ‘parapolíticos’ que están en la fila de la JEP, puede, en todo caso, ser controvertida ante la sección de Apelación, la cual está integrada por los magistrados Patricia Linares, Danilo Rojas, Eduardo Cifuentes y Sandra Gamboa. El exministro de Justicia Yesid Reyes, quien aún no se posesiona, también será parte de esa instancia.

Las cortes Suprema y Constitucional, asimismo, deberán tomar decisiones sobre las intenciones de los ‘parapolíticos’ de ir a la JEP.

JUSTICIA

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.