Así es el régimen de la cárcel a la cual fue enviado Uribe Noguera

Así es el régimen de la cárcel a la cual fue enviado Uribe Noguera

Criminales de su mismo perfil, como Luis Alfredo Garavito, están entre sus vecinos de patio.

Condena a Rafael Uribe Noguera

El riesgo para el interno llegó a ser de tal magnitud que finalmente se optó por el traslado a Valledupar.

Foto:

Carlos Ortega / Archivo EL TIEMPO

06 de febrero 2018 , 12:32 p.m.

Los más peligrosos y temidos violadores en serie del país, por su propia seguridad, están agrupados en un solo pabellón en la cárcel de máxima y mediana seguridad de Valledupar, más conocida como La Tramacúa.

A ese pabellón, que es en realidad un bloque de tres pisos, llegó en las últimas horas Rafael Uribe Noguera, el violador y asesino de la niña Yuliana Samboni condenado a 58 años de prisión.

Según explicaron fuentes del Inpec, cada movimiento de Uribe Noguera en la cárcel La Picota de Bogotá se estaba convirtiendo en un riesgo de asonada, ante las constantes amenazas e intentos de golpes de los otros internos en su contra. Eso pasaba cada vez que lo tenían que llevar a la enfermería e incluso cuando recibía visitas de su abogado.

El riesgo para el interno llegó a ser de tal magnitud que finalmente se optó por el traslado a Valledupar. Allá existe desde hace años todo un protocolo de seguridad para el manejo penitenciario de depredadores sexuales, empezando por Luis Alfredo Garavito, quien completa casi 20 años en esa cárcel.

Todos permanecen en un sector aislado, para evitar riesgos.

Se trata de celdas aisladas, con camas de concreto de 1 metro con 20 por 1,90. En ese bloque, además de Garavito, Uribe Noguera se topará con Levith Rúa Rodríguez, apodado la ‘Bestia del matadero’, confeso asesino de una joven en Barranquilla y señalado de otros casos en Cesar y Sucre.

Otro de los confinados en La Tramacúa es Orlando Pelayo, condenado a 58 años de cárcel por homicidio de su hijo de 11 meses, Luis Santiago Pelayo Lozano. El caso, que conmovió al país, fue aún más dramático porque el criminal había denunciado el supuesto secuestro de su bebé en el 2008.

En el mismo piso está la celda de Manuel Octavio Bermúdez, el ‘monstruo de los cañaduzales’, condenado por el asesinato de al menos 150 niños. Otro de los reclusos es el asesino de Rosa Elvira Celis, Javier Velasco, quien cumple una condena de 48 años de cárcel.

En Valledupar, el protocolo de seguridad de Uribe Noguera será el mismo de Garavito Cubillos: así, los guardianes deberán probar sus alimentos antes de que él los ingiera y ese procedimiento debe quedar grabado en video. Además, solo tendrá una hora de sol por día.

Para poder llegar hasta su celda, cualquier visitante deberá cruzar tres controles por pasillo con dos hileras de rejas. Uno de los puestos tiene, además, perros adiestrados capaces de detectar alucinógenos y sustancias extrañas, incluidos venenos. También habrá restricciones de sus visitas.

JUSTICIA

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.