Morales, el senador que pagará 25 años por traficar con 'coca'

Morales, el senador que pagará 25 años por traficar con 'coca'

Martín Emilio Morales, elegido al Congreso desde el 2010, fue socio de ‘paras’ y bandas en la Costa.

Martín Emilio Morales Diz

Martín Emilio Morales Diz, senador y exalcalde de San Antero (Córdoba).

Foto:

Archivo particular

04 de junio 2018 , 01:05 p.m.

En las 353 páginas del expediente por el que la Corte Suprema de Justicia condenó este viernes a 25 años de prisión al suspendido senador Martín Emilio Morales Diz hay desde narcotráfico hasta alianzas con los ‘paras’ y las ‘Águilas Negras’ hasta un intento de asesinato.

Pese a esos graves delitos que habría cometido por lo menos desde el 2005, Morales había tenido una exitosa carrera pública. Entre 1997 y el 2000 fue diputado de la Asamblea de Córdoba; entre 2004 y 2007 fue alcalde de San Antero y en el periodo 2010-2014 logró una curul en el Senado de la República por el partido de ‘la U’.

El proceso penal contra Morales, quien está preso desde el 2016, se inició por las denuncias que hizo hace siete años Yoiner Enrique Sánchez Gutiérrez, alias Chiquito, exintegrante de la banda criminal las ‘Águilas Negras’.

En la condena también aparecen los testimonios de los exjefes paramilitares Salvatore Mancuso y Edwar Cobos Téllez, quienes afirmaron que las Autodefensas apoyaron a Morales para que llegara a la alcaldía de San Antero en el 2003, así como lo habían hecho con al menos 25 alcaldes de la zona.

Los ex-Auc aseguraron que apoyaron a Morales debido a “la plena confianza que emanaba”, ya que era respaldado por el exmandatario de esa localidad Wilmer Pérez Padilla, otra ficha de los ‘paras’ que terminó asesinado en el 2009.

Con esos testimonios y las labores de investigación y verificación adelantadas por el CTI, la Corte Suprema condenó al senador como cabeza de una organización criminal que entre el 2006 y mayo del 2012 logró sacar por el Caribe por lo menos tres cargamentos de cocaína hacia Centroamérica.

En sus declaraciones, a las que los magistrados dieron plena credibilidad, Sánchez habló de por lo menos 2.700 kilos que salieron desde las costas de San Antero, el municipio del que Morales era alcalde. En el expediente se documentan los nexos entre el político y Andrés Angarita, el segundo de Mancuso en Córdoba que siguió delinquiendo tras la desmovilización y fue asesinado poco después en Medellín.

El papel de las ‘Águilas Negras’, dice la condena, era el de prestar un “servicio de vigilancia a los dueños de las rutas del narcotráfico” para que la droga fuera sacada en un barco y lanchas rápidas. El capo de esa operación criminal era Manuel Padilla, conocido como ‘Mañe’, quien tenía contactos con personas en Honduras, Nicaragua y San Andrés Islas.

Las ganancias

Ante la Corte, Sánchez aseguró que hubo una reunión, a finales del 2005, en el restaurante Mangle Colorado de San Antero en la que se negociaron “los porcentajes que cada quien obtendría al vender y exportar grandes cantidades del alcaloide”.

En ese encuentro se acordó que Angarita (conocido en el hampa como ‘comandante Andrés’ y quien fue postulado por Zulema Jattin como su fórmula a la Cámara en el 2006) se quedaría con el 50 por ciento, mientras que el 30 por ciento iría para Martín Emilio Morales, quien debía repartirlo con miembros de la Policía, el exalcalde Wilmer Pérez y otra persona. Con esas cuentas, cuando sacaron el primer cargamento, Morales recibió por lo menos 250 millones.

El testigo habla de otras reuniones, entre ellas una en el restaurante La Potra, que era de Wilmer Pérez Padilla, en el que cuadraron la salida de 1.500 kilos de coca que era de Morales. Ese mismo día, según Sánchez, Morales “decidió asesinar a Padilla por cuanto este último le cobró 3.000 millones de pesos” que le había prestado para su campaña a la alcaldía.

Para la Corte es claro que Martín Emilio Morales fue una de las personas “que dirigieron la organización delincuencial, prevalido de su condición de alcalde de San Antero y senador de la República, posiciones burocráticas que le daban preponderancia frente a los demás miembros de la red delictiva”. Incluso, como alcalde “facilitaba la salida de la sustancia hacia el exterior, pues manejaba la Policía local, comportamiento realizado con dolo”.

La Corte también asegura que se probó que Morales ayudó a promover la expansión de las ‘Águilas Negras’ en Córdoba, “con el aporte de recursos económicos para adquirir armas y otros gastos”.

El último delito por el que la Corte condenó a Morales fue por el intento de asesinato del exalcalde Wilmer José Pérez el 26 de noviembre del 2006, cuando le lanzaron granadas y dispararon contra su vivienda, hecho en el que no murió. Aunque tres años después Pérez fue asesinado, la Corte no encontró pruebas para determinar la plena responsabilidad de Morales en el homicidio.

MILENA SARRALDE DUQUE
Redacción Justicia

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.