Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

Publicidad

Paute aquí

Habla el policía héroe que salvó a suicida en el Metro de Medellín

Por: |

El uniformado contó a EL TIEMPO cómo el incidente le cambió la vida.

El auxiliar bachiller de la Policía Luis Alfonso Ramírez no pudo evitar que la voz se le entrecortara y que las lágrimas lo invadieran al contar que su familia fue la fuerza que lo llevó a tomar del brazo al hombre que se intentó suicidar en la estación Hospital, del Metro de Medellín.

Este joven, de 19 años, recordó que el primero de abril pasado, a eso de las 9 de la mañana, vio que un hombre, del que luego supo se llamaba Iván Silva, transitaba sospechoso por la plataforma del Metro de Medellín. Recordando las clases cuando ingresó a la Policía, en junio del año pasado a prestar el servicio militar, se acercó y estuvo vigilante a sus movimientos. Casi un mes después de lo ocurrido, dice que hasta él se sorprende por la agilidad con la que evitó que “don Iván”, como le dice, se suicidara en la línea del Metro. (Lea: Condecoran a policía que salvó a un hombre de ser arrollado por metro).

Asegura que tampoco se imaginó que su acción heroica, en la que pudo perder la vida, le hiciera merecedor de condecoraciones. Este miércoles, el director de la Policía, el general José Roberto León Riaño, le entregó la medalla a servicios distinguidos y le ofreció una beca para hacerse oficial de la Policía. Propuesta que, dice, debe consultar con su guía: su mamá, su abuelita y su tío, que es policía. "El heroísmo con el que actuó, lo han convertido en un referente para los policías", dijo el general León.

Momentos después, el comandante de las Fuerzas Militares, el general Alejandro Navas, le entregó otra medalla.

Dos condecoraciones en una mañana y todos los medios pidiendo entrevista con usted. ¿Se imaginó que esto iba a ocurrir?

No. Uno trabaja día a día sin esperar nada a cambio. Uno hace las cosas sin esperar que le den, sino porque uno se sienta bien y que todo salga bien.

¿Alguien le pidió que verificara la presencia del suicida o fue iniciativa propia?

Yo estaba solo en la plataforma porque estaba encargado de la seguridad allí. Mi otro compañero estaba en el servicio de integración a la línea Metro Plus, pero estaba distante.

¿Cuándo ve al hombre qué le llamó la atención?

Cuando veo a don Iván yo estaba hablando con la operadora, pero colgué porque era hora pico y se manejan mucho las comunicaciones. Cuelgo, me dispongo a pasar la revista en la plataforma y allí estaba don Iván. Lo que me llama más la atención es que en primera instancia asciende a la plataforma y se para en la línea amarilla y comienza a mirar las vías. Pero eso es común en el metro, que por desconocimiento o descuido las personas se paran ahí. Hice el procedimiento correctivo y le pedía que se ubicara detrás de la línea amarilla. Sigo, camino, vuelvo y paso y es cuando vuelvo a verlo mirando las vías. Por su conducta sospechosa decido quedarme al lado para ver qué le pasa, qué siente, analizando su comportamiento.

¿Pensó que se iba a suicidar?

No. Pensé que estaba enfermo, que algo le pasaba. Me quedé ahí esperando, mirando en qué le podía colaborar al señor. Me quedo y una señora me pregunta, joven, este es el tren indicado hacia Niquía, y le contesto que sí, y me vuelvo a voltear. Me quedo sereno, él también se notaba sereno en ese instante, cuando entra el tren a la plataforma. Observo a don Iván y no pasa nada aparentemente. Este señor al ver que el tren estaba a escasos metros se arroja. En ese momento a mí me da algo, me da susto, e inicio la reacción. Agarro a don Iván por el antebrazo, por la camisa y lo reincorporo otra vez a la plataforma. El tren frena y por seguridad las puertas del tren no se abrieron.

¿Qué pasa en ese momento? En el video se ve que aparentemente pide ayuda…

Ese gesto no fue pidiendo ayuda. Ese gesto fue pidiéndole a la señora de morado que se calmara, ya que entró en un estado de pánico. Le digo cálmese señora, que no pasó nada. Alcé a don Iván y me lo llevo caminado.

¿Alcanzó a intercambiar unas palabras con él?

Sí. Él creyó que había cometido un hecho ilícito y creía que lo íbamos a capturar. No nos quería decir nada y ya después llegó el 123 social y la psicóloga habló con él. No supe más.

¿Por qué decidió esperar qué reacción tenía y no separarlo del lugar antes?

Porque uno no puede actuar sin saber qué reacción va a tener el usuario. Porque si no hace nada y uno llega, lo aborda, le pide que se retire, generaría una reacción molesta en él.

¿Había pensado que alguien se podía suicidar en el Metro?

Sí. Pensaba que si algún día alguien se llega a lanzar o se llega a caer, yo lo rescataba. Y como uno es de personal operativo, tiene que velar por la seguridad de los usuarios.

¿Pensó que el video iba a circular por todas las redes?

No, esto se manejó a nivel interno y muy seriamente. Fue solo el reconocimiento de mis compañeros, de mis superiores.

¿Y en su casa, qué le dijeron?

Solo conté lo que pasó, pero no trascendió porque sin pruebas ni video en ese momento, de palabra, pues no es como mucha la relevancia.

¿Luego pudo ver el video?

Sí, y la primera vez que lo vi se me bajó todo. Me dije: qué hice, no, qué es. Esto es de película, ¿ese soy yo?

¿Lo reconocen en la calle, cómo le dicen ahora sus compañeros?

En la calle no, pero mis compañeros me dicen superhéroe, Superman.

¿Esto cambió su vida?

Sí, bastante. Además porque siempre he sido de bajo perfil, siempre he pensado que entre menos lo conozcan a uno es mejor. Pero las circunstancias de la vida cambiaron esto.

Le ofrecieron una beca para ser oficial de la Policía. ¿Ya decidió si quiere ser un policía?

Estaba en mis posibilidades para seguir mi vida, así como estudiar criminalística y ciencias forenses. Pero esa es una decisión que debo tomar en familia.

Habló mucho de la influencia de su mamá, su abuela y su tío policía. ¿Cómo es su familia?

Mi familia es muy unida, las decisiones que se toman son en familia. Son los motores de mi vida, me han inculcado respeto y responsabilidad ante todo. Soy el mayor de la casa y vivo en la comuna 8 de Medellín.

La comuna 8 es una de las más golpeadas por la acción de los combos. ¿Cómo es para un joven que presta servicio en la Policía vivir en esa zona?

Siempre me he dicho algo: si uno no se mete con nadie, nadie se va a meter con usted. Siempre manejando el respeto por parte y parte. Cada vez que llego a mi casa, llego de civil por seguridad mía y de mi familia, y hasta el momento ningún altercado ha pasado.

REDACCIÓN JUSTICIA

 

Herramientas

Publicidad

Paute aquí

Patrocinado por:

ZONA COMERCIAL

Paute aquí

Reportar Error

¿Encontró un error?

Para eltiempo.com las observaciones sobre su contenido son importantes, permítanos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de la Casa Editorial El Tiempo (CEET). Por favor, incluya su nombre y correo electrónico para informarle del seguimiento que le hemos dado a su observación.

Los campos marcados con * son obligatorios.

*
*
*

Respuesta

Recordar clave

Recordar clave

Por favor, escriba la dirección de correo electrónico con la cual se registró.