Últimas Noticias de Colombia y el Mundo - ELTIEMPO.COM

Últimas Noticias

Ver más últimas noticias

Patrocinado por:

Publicidad

Paute aquí

'Ya no soy el gran capo, estoy acabado': Víctor Patiño Fómeque

Por: |

'Estoy fuera del país, controlado por americanos': Víctor Patiño F.

Víctor Patiño fue extraditado a EE. UU. en diciembre del 2002. Allí solo purgó 6 años de cárcel. Archivo / EL TIEMPO

En entrevista exclusiva, el narco del Valle dice que no ha venido a Colombia.

La última noticia oficial que se tuvo del otrora poderoso capo del norte del Valle Víctor Patiño Fómeque fue en el 2010, cuando Estados Unidos lo expulsó de ese país tras sellar un acuerdo de colaboración y pagar tan solo seis años de cárcel.

Luego se dijo que este expolicía, de 53 años y varios muertos a sus espaldas, había vuelto al país para delinquir en asocio con la banda criminal de los 'Urabeños' y vengar la muerte de 65 parientes y amigos.

EL TIEMPO localizó a Patiño, quien entregó su versión de la nueva vida que lleva en la clandestinidad y de las acusaciones en su contra.

¿Cuál es su situación actual?

Estoy fuera de Colombia, controlado por americanos. Pagué 4 años de cárcel en mi país y 6 en EE. UU. Salí con el compromiso de que cuando ese país me necesite, colaboro con sus autoridades.

La Policía dice que usted volvió a Colombia y que ahora delinque y asesina con alias 'Martín Balas' y con la banda criminal de los 'Urabeños'.

Esa información me tiene destruido y pone en riesgo a mi familia. El día en que supuestamente me vieron en Cali llevaba seis días hospitalizado por una operación de hemorroides que me desangró. Hay registros que lo prueban. No he puesto un pie en Colombia, no conozco a 'Martín Balas' y no he mandado a eliminar a nadie. Vivo a cinco cuadras de una embajada americana, que me monitorea.

Para ordenar crímenes y vengar la muerte de 65 parientes y abogados no se necesita estar en Colombia...

Mi familia ya contrató abogados para que las autoridades colombianas digan qué evidencia tienen, se rectifique la información y se envíe a la Oficina de Derechos Humanos de Washington, por intermedio de mis abogados, Robert Feitel y Humberto Domínguez. Me tienen acabado, ya no soy el capo del que hablan. Estoy viejo, soy un parroquiano, no tengo carro y pago un apartamento normal. Me quieren subir el perfil para bajárselo a otros.

Dicen que usted está detrás del crimen de su abogado y emisario Hernán D. Escobar...

No lo mandé matar, era mi amigo. Ya hay capturas por ese crimen y han dicho de dónde vinieron las balas.

¿Cómo puede probar que no ha pisado Colombia?

Si es necesario, autoridades pueden probarlo. Allá tengo enemigos: políticos, bandidos y un sector de la Policía molesto porque hablé del coronel Danilo González (vinculado al cartel de Cali). Fui policía raso nueve años y sé que hay gente buena, pero otros no.

¿Usted habló en EE. UU. del exsenador Vicente Blel y de la campaña Samper?

No voy a contestar. Para mí ya es un capítulo cerrado.

EL TIEMPO tiene evidencia de que usted está reclamando propiedades en manos de testaferros...

Mi familia está reclamando dos o tres fincas en manos de bandidos, pero legalmente. Intentan demostrar que les falsificaron las firmas.

¿Por qué creerle a un pistolero? Además, hay pruebas de que delinquió en la cárcel y ordenó, por correos, eliminar a gente en el Valle.

Esa fue una información equivocada. Wílber Varela me 'gemeleó' el correo, y la DEA lo sabe. Si eso fuera cierto, mi acuerdo se habría ido al piso y mi familia no estaría en Miami. No fui pistolero sino chofer de Orlando Henao y luego me metí al negocio.

Pero usted volvió a figurar hace poco en una gran estafa inmobiliaria coordinada por el exnarco Ramón Zapata...

Yo estaba preso. No sé de qué se trata.

¿De qué vive?

No estoy 'traqueteando'. Vivo de una manutención legal y se puede probar contablemente.

¿Es cierto que cambió su identidad y se hizo cirugías?

Cero cirugías. He cambiado algunas cosas de mi físico, para que no me reconozcan.

Si sigue colaborando con Estados Unidos, ¿por qué lo expulsaron?

EL TIEMPO lo dijo. Un sector de la DEA creía que alguien con mi perfil (delincuencial) no podía permanecer allí.

UNIDAD INVESTIGATIVA
u.investigativa@eltiempo.com.co

Herramientas

Publicidad

Paute aquí

Patrocinado por:

ZONA COMERCIAL

Paute aquí

Reportar Error

¿Encontró un error?

Para eltiempo.com las observaciones sobre su contenido son importantes, permítanos conocerlas para, si es el caso, tomar los correctivos necesarios, o darle trámite ante las instancias pertinentes dentro de la Casa Editorial El Tiempo (CEET). Por favor, incluya su nombre y correo electrónico para informarle del seguimiento que le hemos dado a su observación.

Los campos marcados con * son obligatorios.

*
*
*

Respuesta

Recordar clave

Recordar clave

Por favor, escriba la dirección de correo electrónico con la cual se registró.