Colombianos en el exterior mueven la compra de vivienda

Colombianos en el exterior mueven la compra de vivienda

En promedio, desde EE. UU. una persona puede mandar cerca de $ 1,5 millones mensuales.

fg

De 2.500 asistentes a Madrid (España), 28 por ciento expresó interés en la zona cafetera, a la que le siguieron Bogotá y Antioquia.

Foto:

Archivo particular

06 de febrero 2017 , 08:51 p.m.

Comprar vivienda desde el exterior, especialmente desde Estados Unidos, aún es 40 por ciento más barato que hace más de dos años.

Así lo reveló Alberto Rodríguez, presidente de la multinacional de servicios inmobiliarios Century 21, quien agregó que el dólar aún caro sigue beneficiando esta inversión.

Según el directivo, en el listado de negocios de la compañía, el Eje Cafetero es el destino que más mueve la demanda, lo cual coincide, en parte, con información entregada por la Cámara Colombiana de la Construcción (Camacol), regional Antioquia, que el año pasado organizó varias ferias internacionales para connacionales residentes en el exterior.

(Le puede interesar: Se consolida venta de vivienda por inversión en Colombia)

Por ejemplo, de 2.500 asistentes a Madrid (España), 28 por ciento expresó interés en la zona cafetera, a la que le siguieron Bogotá y Antioquia. Sin embargo, llamó la atención que en Miami y Nueva Jersey –donde también organizaron eventos–, el interés de los potenciales clientes estuvo en Antioquia, Bogotá y la Costa.

En esta dinámica, las remesas tienen una participación importante. Rodríguez explicó que, en promedio, de EE. UU. una persona puede mandar cerca de 1,5 millones mensuales, lo que es una buena cifra para adquirir la vivienda.

Sergio Marín, gerente de la constructora Marval, que forma parte del G-5, un grupo de constructoras que trabajan a través de Casa Propia Colombia para atraer la inversión de compatriotas hacia la finca raíz, confirmó que la respuesta desde el exterior sigue siendo positiva. Según el empresario, el año pasado las remesas crecieron y parte de ellas seguramente se destinaron a vivienda, aunque todavía no hay datos consolidados de los sectores a los cuales llegaron.

Vía remesas

“En nuestro caso cerramos el año con 1,2 billones de pesos en ventas, y el 8 por ciento se dio por ese fenómeno, sobre todo en los estratos 3 y 4, que respaldaron la cuota inicial para la compra, especialmente en la costa Atlántica, Cali y Bogotá”, explicó.

Sobre las remesas, las cifras más recientes del Banco de la República muestran que el año pasado sumaron 4.857 millones de dólares, para un crecimiento anual de 4,7 por ciento. Tomando la tasa de cambio promedio del año pasado (3.053 pesos), al país entraron 14,8 billones, 16 por ciento más que en el 2015.

(Además: La construcción de vivienda cerró 2016 en auge y así continuará)

En este entorno, la clase media está jugando un papel importante en la demanda de la oferta, tanto localmente como desde el exterior. Los datos de Camacol lo confirman, ya que en EE. UU., la mayoría de la gente buscó viviendas de entre 40.000 y 100.000 dólares (114 a 285 millones de pesos, respectivamente). En España, por su parte, la búsqueda estuvo entre 20.000 y 40.000 dólares (57 y 114 millones de pesos, respectivamente).

Esto, de paso, coincide con la apuesta que ha hecho el Gobierno a través del subsidio a la tasa de interés, que, aunque atiende a diferentes estratos, tiene un potencial grande en el segmento, cuyos precios oscilan entre 100 millones (el tope de la vivienda social) y 247 millones de pesos (ver gráfico), con la ventaja de que desde el exterior pueden acceder a ellos.

Un nuevo grupo de inversionistas

Según el presidente de la junta directiva de la Lonja de Propiedad Raíz de Bogotá, Andrés Mantilla, el interés en la inversión en finca raíz en el país desde el exterior se ha incrementado, y no solo por causa de los connacionales, que son potenciales compradores. “Actualmente, hay dos tipos de clientes: los que buscan una vivienda para el retiro y quieren regresar al país o quienes lo hacen por inversión, a través de una segunda propiedad”.

Sin embargo, para el directivo, hay un creciente grupo de inversionistas que no son colombianos y forman parte de fondos de inversión inmobiliaria que están acercándose al país, para aprovechar su buen momento –a pesar de la desaceleración–, porque el negocio les ofrece rentabilidad y les permite adquirir más, a menor precio”, concluye.

GABRIEL E. FLÓREZ G.
Redacción Economía y Negocios

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA