Las cuatro razones del FMI para subir pronóstico económico del país

Las cuatro razones del FMI para subir pronóstico económico del país

Entre varias revisiones de perspectivas, en Colombia, por primera vez, pasó de 2,8 a 3 %.

Apoyo FMI a Colombia

Es una línea de crédito que puede ser tomada por el país.

Foto:

Reuters

25 de enero 2018 , 08:54 p.m.

El pronóstico para la economía colombiana en el 2018, revelado este jueves por el Fondo Monetario Internacional (FMI), permite estimar que, en efecto, la tempestad está pasando.

El organismo internacional espera que la producción del país en este año se expanda en un 3 por ciento, cifra que está incluso por encima de la que prevé el Gobierno Nacional para el presente año: 2,7 por ciento.

En las cuatro últimas revisiones hechas por el FMI a las perspectivas económicas del país en el 2017, siempre rebajó el pronóstico, por lo cual el presidente Juan Manuel Santos destacó la nueva expectativa para el presente año. “Es la primera vez en mucho tiempo que el pronóstico del FMI para Colombia es hacia arriba. Es una muy buena noticia”.

También sería el primer organismo internacional que revisa al alza el vaticinio del crecimiento de la economía nacional, pues a comienzos de este año, el Banco Mundial mostró sus cifras y apostó por un 2,9 por ciento, después de que en junio veía la posibilidad de una expansión de 3,1 por ciento para Colombia en el 2018.

Ahora, las razones del optimismo del FMI obedecen tanto a lo que está pasando en el entorno mundial como al efecto de algunas medidas adoptadas internamente en los momentos de desaceleración de la economía.

Según las explicaciones de Alejandro Werner, director del Departamento del Hemisferio Occidental del FMI, “en Colombia, el crecimiento se ha reavivado poco a poco a medida que se desvanecen los efectos negativos de la fuerte caída de los precios del petróleo entre 2014 y 2016”.

Este jueves,  el precio del crudo Brent sobrepasaba los 70 dólares (70,42), nivel que se ha mantenido en lo que va corrido del año (US$ 69 en promedio). Es más, el Ministerio de Hacienda ha estimado que por cada dólar que suba este producto de exportación, para el país significará $ 350.000 millones de ingreso adicional en el próximo año. Aun con el escepticismo de algunos analistas nacionales, la situación no parece ser tan pasajera. Muestra de ello es que la Agencia de Información Energética de los Estados Unidos (EIA) subrayó que en el 2017 hubo una disminución en 0,4 millones de barriles diarios en los inventarios globales del petróleo, que sería el mayor descenso anual desde 2013, lo que le dio un impulso a los precios. También lo hizo la extensión por un año del acuerdo de los grandes productores para mantener un recorte de la producción en 1,8 millones de barriles diarios (a menor oferta, mayor precio).

Al panorama del petróleo hay que sumarle la otra razón externa para la buena expectativa del FMI con el comportamiento de la economía colombiana: el crecimiento mundial, el cual, en el 2018, fue fijado por este organismo en 3,9 por ciento (0,2 puntos porcentuales más que la previsión de octubre).

De esa manera, si hay más crecimiento global, habrá mayor demanda y los países como Colombia tendrán que aumentar su producción.

Y las dos variables internas que le aportarán al crecimiento nacional, según el FMI, son: el efecto de la baja en las tasas de interés por parte del Banco de la República y la inversión en infraestructura. “Las perspectivas de recuperación se están afianzando y la inflación continuaría convergiendo hacia la meta fijada por el Emisor”, vaticinó Werner.

Para el presidente de la Sociedad Colombiana de Ingenieros, Argelino Durán, todo está listo para que el sector de infraestructura aporte a la expansión de la economía. “Los cierres financieros de las vías 4G, que son los que aportan al PIB, tuvieron dificultades para hacerse el año pasado, pero se cerró 2017 con 8, y 2 más entre diciembre y enero”. Ese flujo de recursos ya no lo para nadie.

Así estamos entre los vecinos

Si para el FMI la economía de Latinoamérica, con todo y el coletazo de la crisis, se expandirá en 1,3 %, para el 2018 espera una aceleración del 1,9 %. Colombia sería el segundo país con mayor expansión en Suramérica después de Perú (4 %), pues a Chile lo ubica a la par de nuestro país. Para Brasil, el pronóstico es de 1,9 %; el de Argentina, de 2,5 % y el de Ecuador, de 2,2 %. Entre tanto, Venezuela, con una inflación de 13.000 % y una caída en la producción estimada en 15 %, sería el que más le restaría a la región como un todo.

ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Ya leíste los 800 artículos disponibles de este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido digital
de forma ilimitada obteniendo el

70% de descuento.

¿Ya tienes una suscripción al impreso?

actívala

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.