Uber claudica y cede control en Rusia

Uber claudica y cede control en Rusia

Como último recurso para entrar al mercado ruso, la firma se fusiona con su competencia en ese país.

Uber

La empresa de Sillicon Valley invertirá 225 millones en su fusión con Yandex, el mayor buscador web en Rusia.

Foto:

Justin Sullivan / AFP

13 de julio 2017 , 08:02 p.m.

Uber cede en Rusia un año después de claudicar en China. El servicio alternativo al taxi decide fusionar su negocio con Yandex a cambio de crear una nueva sociedad conjunta dedicada al transporte y la logística. Es la última evidencia de los problemas que tiene la firma de Silicon Valley para penetrar en mercados fuera de EE. UU., donde otras tecnológicas fracasaron al captar al consumidor local.

La nueva compañía operará en Rusia, Kazajistán, Azerbaiyán, Armenia, Bielorrusia y Georgia. Uber controlará el 36,6 % del capital de la sociedad, a la que deben poner nombre.

La aplicación invertirá 225 millones en Yandex, que a su vez inyectará 100 millones en la empresa conjunta. La unión permitirá combinar las operaciones de Uber con el motor de búsqueda, los mapas y el navegador de Yandex.

La fusión con Yandex se anuncia casi un año después de que realizara una transacción similar en China

Trigan Khudaverdyan, consejero delegado de Yandex, explica que esta colaboración les ayudará a ganar escala, pues expandirán el servicio por nuevas regiones.

Las dos empresas realizan 35 millones de viajes al mes en 126 ciudades en los seis países. Es un 400 % más que hace un año. La también conocida como la Google rusa fundó Yandex Taxi en el 2011. Uber llegó tres años después. La competencia fue feroz.

Es el segundo repliegue de Uber en un gran mercado internacional. La fusión con Yandex se anuncia casi un año después de que realizara una transacción similar en China. Uber China llevaba tres años intentando operar de manera independiente en el país asiático, pero optó por ceder a cambio de hacerse con un 20 % del capital de su rival Didi Chuxing, en la que también ha invertido Apple.

Uber se convirtió así en el principal accionista de Didi. Era una aventura empresarial arriesgada e insólita.

Y como otras tecnológicas que probaron suerte en China, no fue capaz de descifrar la fórmula para competir con las empresas locales. Travis Kalanick, su fundador, comentó que esta fusión era la mejor manera de liberar recursos para desarrollar nuevas iniciativas conjuntas de movilidad.

Las dos transacciones, en Rusia y China, revelan también la dificultad que está teniendo Uber para ser un negocio rentable, por la guerra de precios que libraba con Yandex y Didi.

Estas alianzas, en principio, deberían ayudarle a mejorar los márgenes.

La compañía sigue, además, en proceso de nombrar a un nuevo consejero delegado que releve a Kalanick y mantiene una compleja batalla legal con Google.

SANDRO POZZI
Ediciones EL PAÍS, SL 2017.

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA