Ante menor consumo, Coca Cola aumentará su oferta sin azúcar

Ante menor consumo, Coca Cola aumentará su oferta sin azúcar

Gabriel Coindreau, presidente de Coca Cola Femsa Colombia, pide acelerar el arranque de la economía.

Gabriel Coindreau

El presidente de Coca Cola Femsa Colombia, Gabriel Coindreau, sostiene que la mezcla entre bebidas calóricas y no calóricas será la que tenga que ser.

Foto:

César Melgarejo. EL TIEMPO

16 de abril 2018 , 08:46 p.m.

En momentos en que la autogeneración de energía y la preferencia de los compradores por las bebidas bajas en calorías cobran fuerza, la compañía Coca Cola Femsa Colombia se ajusta para aprovechar el despegue que está comenzando a verse en el consumo de los hogares, haciendo una apuesta por la sostenibilidad, tras inaugurar recientemente, junto con la firma francesa Air Liquide, la primera planta multigeneración en su complejo de producción de Tocancipá.

El presidente de la compañía, Gabriel Coindreau, indicó que la oferta de bebidas libres de calorías en el portafolio "será la que tenga que ser" y precisó que la nueva infraestructura permitirá aprovechar el CO2 que genera la turbina para la fabricación de sus bebidas.

¿Cuánto se beneficiará el balance con la nueva planta generadora?

Hay un interés en hacer una mejor utilización de los recursos para bajar costos de producción. Es un tema de tecnología, pero hay un beneficio que no es tan material. Acá pasamos por las tres aristas de la misión de Coca Cola Femsa, que es crear valor económico, social y ambiental, en las comunidades donde trabaja.

¿Cómo se distribuyeron la inversión?

Nuestra planta de producción costó 300 millones de dólares. Los 44 millones de dólares de la de generación los pusieron ellos y tenemos un contrato de largo plazo con Air Liquide.

Es una inversión para Femsa, hecha por un proveedor, y que vamos a pagar a largo plazo en un contrato de servicios.

¿Cómo operará?

El parque industrial consume la totalidad de la luz que produce la turbina. En algunos momentos habrá excedentes, que se mandarán a la red. Del nitrógeno, el agua helada y el vapor, el 100 por ciento lo consume el parque. El CO2 no, porque la turbina puede producir unas 50 toneladas diarias y nosotros consumimos 15. A Air Liquide le van a quedar 35 toneladas para vender a otros clientes.

¿Cómo enfrentarán la caída de dos dígitos en el consumo de bebidas?

Fue complicado aunque creemos que es un tema situacional. Más allá del impacto fiscal, hay un impacto de confianza. El consumidor se preocupó y entró en un proceso de austeridad.

Espero que este año sea mejor. Ya dejó de caer, inició un proceso de recuperación muy tímido y nos gustaría verlo más dinámico. Tenemos que aprovechar que ya la economía está empezando a andar para darle más velocidad y que nos recuperemos pronto.

¿Cómo hacer para que despegue el consumo?

Lo primero es bajar la tasa de interés y que la confianza aumente. Muchas veces no reacciona el bolsillo sino el sentimiento. La confianza del consumidor se viene recuperando y es muy bueno.

Más bebidas no calóricas

¿Cómo se ajustan a la tendencia de menos consumo de bebidas azucaradas?

Lo primero es innovación y ofrecerle al consumidor diferentes productos de acuerdo a lo que quiere tomar.

Hemos ampliado mucho nuestra oferta no calórica para que los consumidores tomen la decisión. También seguimos creciendo en bebidas no gaseosas, como el agua o los jugos. Vamos a seguir creciendo, no solo en gaseosas, sino en un portafolio integral.

Lo primero es innovación y ofrecerle al consumidor diferentes productos de acuerdo a lo que quiere tomar

¿La idea es balancearlo hacia 50 % calórico y otra mitad no calórico?

Lo que tenga que ser. Obviamente, lo que está creciendo es lo no calórico y eso va a ir tomando una mezcla más grande. Y las tendencias del consumo nos llevarán a eso.
Nuestro trabajo es hacer que tengamos la disponibilidad de esos productos en el mercado y en eso estamos trabajando.

¿Hoy en día cuál es el mix calórico y no calórico de la empresa?

Todo depende porque cada producto es distinto. En los tés muchos son no calóricos, y en Coca Cola es cerca al 10 por ciento. Dependiendo de cada categoría. Pero definitivamente esto va a crecer en oferta y la torta.

¿Si se revive el impuesto a las bebidas azucaradas, cómo ven el futuro?

Es un tema controversial. La realidad es que si hay impuestos y baja en algunos países el consumo de la bebida, no forzosamente baja la obesidad.

La realidad es que si hay impuestos y baja en algunos países el consumo de la bebida, no forzosamente baja la obesidad

Hay mucha sustitución y no forzosamente es de menos calorías. Por ejemplo, en Colombia, una agua de panela tiene más calorías que una Coca Cola. El problema se resuelve con una mejor educación al consumidor, mejor alimentación y mejor estilo de vida. Tenemos que movernos.

ECONOMÍA Y NEGOCIOS

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.