‘En el agua está mi libertad’: Sofía Gómez

‘En el agua está mi libertad’: Sofía Gómez

La apneista impuso nuevo récord mundial en la modalidad de peso constante.

Sofia Gómez

Sofia Gómez, deportista colombiana.

Foto:

Prensa BBVA

08 de julio 2017 , 10:18 p.m.

Terca y obstinada, pero también decidida y sin temores. Así se caracteriza Sofía Gómez Uribe, la bella apneista colombiana, quien no contenta con batir el pasado miércoles el récord mundial de apnea en la modalidad de peso constante al llegar a 83 metros de profundidad, se atrevió a romper su propio registro y en su nuevo intento, el viernes, descendió cien centímetros adicionales.

Un metro más parece nada, casi insignificante, ante la magnitud y la infinita oscuridad de las aguas abiertas en donde logró su nueva hazaña, allí mismo en las aguas de Soufrière y Scott’s Head, en Dominica, en las Antillas Menores (mar Caribe), una reserva marina dominada por una península que crea de manera natural un espacio ideal para la práctica del buceo y los deportes de profundidad.

“El viernes me sentí muy bien, ya los nervios que tuve en las dos primeros intentos se habían ido. Solo me enfoqué en disfrutar la inmersión. No podía pensar en nada diferente. El silencio y la soledad de la profundidad y la oscuridad me producen una sensación de paz absoluta. Y en la cabeza, en la concentración, se radica gran parte del éxito”, le contó Sofía a EL TIEMPO, unos minutos después de haber salido a la superficie, ya con la satisfacción de haber conseguido el objetivo que le desvelaba desde hace años, pero que esta semana hizo realidad por partida doble.

Una mujer con futuro

Sofía, nacida el 15 de abril de 1992 en Pereira ya anotaba en su nutrida hoja de conquistas con tres récords panamericanos: uno en apnea dinámica (el atleta realiza la inmersión con su propia fuerza, en una posición horizontal bajo el agua con el uso de las aletas) que logró en septiembre del 2014, en Chiapas (México) y dos en la modalidad de peso constante, alcanzados en la competencia Vertical Blue, celebrada en Long Island (Bahamas) en abril del 2016.

El silencio y la soledad de la profundidad y la oscuridad me producen una sensación de paz absoluta.

Además tiene tres marcas nacionales de apnea de profundidad, modalidad que comenzó a entrenar hace dos años.

En la oscuridad, a veces pienso en muchas cosas y a veces no pienso en nada, eso depende del momento, del día, del lugar, de lo que esté sintiendo, en algunas ocasiones me voy cantando en mi mente, en otras trato de dejarla en blanco y me concentro solamente en la inmersión”, agregó la ‘sirena encantada’, formada y hecha deportista en Antioquia.

La apneista aclaró que no necesariamente tener una buena capacidad pulmonar es determinante o garantiza tener mejores condiciones a la hora de sumergirse y dejar de respirar, pues el secreto está es en la mente.

“Solo se baja con un traje más liviano que el que se usa en el buceo, las aletas y un tapón para la nariz. La cuerda es una guía, pero casi siempre llevo los ojos cerrados. En el agua está mi libertad, allí encuentro la paz”, agregó.

La apnea también representa en las profundidades un duelo permanente. El practicante se acerca a la muerte casi por voluntad, mediante un manejo y control absoluto del cuerpo, en una sensación de adrenalina extrema que puede causar pánico y llegar a la asfixia. Pero el autocontrol y la calma, en ese silencio, es lo que finalmente convierte ese frío instante en una cálida emoción.

La isla perfecta

Y Sofía disfruta de esa serenidad. “La calma de estar bajo el mar es increíble, es tranquilidad y produce la satisfacción de lograr cosas que muy pocas personas pueden alcanzar. Y eso lo disfruto, es como alcanzar otro estado de conciencia”, subraya Sofía, quien desde niña siempre se inclinó por el deporte, primero en el nado sincronizado y luego en la natación con aletas antes de sumergirse en el deporte que ama.

Sofía recordó que el lunes pasado, ahí mismo, en Dominica, en el primer intento por pulverizar la marca de 82 metros que ostentaba la eslovena Alenka Arnik, que lo tenía en 82 metros y que alcanzó el año pasado en el Campeonato Mundial que organizó la Confederación de Actividades Subacuáticas (Cmas) en Turquía, se llenó de nervios.

Sofia Gómez

Sofía Gómez, deportista colombiana.

Foto:

Esteban Duperli

Fue un día caótico, me sentí bloqueada y muy nerviosa y eso me causó un gran desequilibrio. Pero ya el miércoles, a pesar de seguir con algo de nervios, traté de dejar a un lado lo negativo y me enfoqué en lo positivo. Sabía que no podía dejar escapar esta oportunidad en Dominica, la isla perfecta para practicar este deporte extremo, y así lo hice”, comentó Sofía, quien recuerda que desde muy niña jugaba en una piscina inflable con su hermana Paula, tres años mayor que ella, y la ganadora era quien más tiempo duraba con la cabeza sumergida. Los años le dieron la razón a la pequeña Sofi.

La pereirana, quien además es ingeniera civil, tiene un tiempo máximo bajo el agua sin respirar de cinco minutos, en apnea estática, conteniendo la respiración el mayor tiempo posible con la cara sumergida en el agua.

Le encantan los retos, Sofía ya tiene nuevas metas por alcanzar. Desde ya comenzará su preparación para el Campeonato Mundial Individual de Apnea de Profundidad de la Asociación Internacional para el Desarrollo de la Apnea (Aida), del 2017 que se llevará a cabo en la isla de Roatán (Honduras), del 22 de agosto al 3 de septiembre.

También, la deportista apoyada por BBVA, tiene en su agenda la última competencia del año que será en Dominica, la isla que se ha convertido en su sitio de entrenamiento y ahora hace parte de sus lugares inolvidables.

“Sin duda, los momentos más felices que me ha dado mi deporte han sido esta semana, tras alcanzar en dos ocasiones el récord mundial, es algo que jamás podré olvidar. Este triunfo no es solo mío, detrás hay una buena cantidad de gente que me ha apoyado para poder lograr esta meta. Sin ellos, y mis patrocinadores, hubiera sido imposible cumplir este maravilloso sueño que ahora vivo con intensidad”, concluyó la apneista, término con el que tendremos que acostumbrarnos, pues aún son muchos los logros que podrá alcanzar en las oscuras profundidades.

JAVIER ARANA
Redactor de EL TIEMPO
En Twitter: @arana_javier

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA