Continúa el éxodo de jugadores de la liga china

Continúa el éxodo de jugadores de la liga china

La nueva reglamentación obliga a solo tener tres futbolistas extranjeros y no cuatro como antes.

fg

La Liga china estableció nuevas reglas en el tema de contrataciones.

Foto:

Reuters

18 de enero 2017 , 09:28 a.m.

Numerosos clubes chinos se han desprendido en los últimos días de algunos de sus jugadores extranjeros, una tendencia que se produce poco después de que la liga china anunciara nuevas regulaciones que limitarán de cuatro a tres el número de futbolistas foráneos que podrán estar en el campo.

A la marcha del francés Gael Kakuta (del Hebei CF) al Deportivo de La Coruña y del paraguayo Óscar Romero (desde el Shanghai Shenhua) al Alavés, anunciadas por los dos clubes españoles, se han unido en las últimas horas muchas otras. Entre ellas la del brasileño Wágner Ferreira, que sale del Tianjin Teda hacia la plantilla del Vasco da Gama.

Otro compatriota suyo, Diego Mauricio, dejará las filas del Shijiazhuang Everbright para engrosar las del Gangwon de la liga de Corea del Sur, mientras que el boliviano Luis Carlos Cabezas se marcha del Hunan Billows, de la tercera división china, también para jugar nuevamente en su país, concretamente en el Wilstermann.

El brasileño Luis Fabiano, que triunfó en el Sevilla la pasada década, negocia su salida del Tianjin Quanjian, recién ascendido a primera división y que en esta pretemporada se ha reforzado con la llegada del centrocampista belga Axel Witsel.

Aunque no deja la liga china, el jugador marfileño Evrard Kouassi se ha visto obligado a finalizar su etapa en la plantilla del Shanghai SIPG (que con su fichaje del brasileño Oscar batió récords en las ligas asiáticas) y según se anunció ahora militará en el Wuhan Zall de la segunda división.

Todas estas marchas, confirmadas por los clubes, se producen después de que el domingo la liga china anunciara medidas para reducir la burbuja de fichajes de estrellas extranjeras en la actual pretemporada y favorecer las canteras locales.

La principal medida reduce de cuatro a tres el número de foráneos de cada club que pueden estar en juego, aunque también se establece la obligatoriedad de que todas las plantillas tengan al menos dos jugadores sub-23 y que uno de ellos sea titular en cada encuentro.

Las medidas, que en principio mantienen la posibilidad de tener cinco futbolistas de otros países por plantilla, no han gustado a muchos clubes chinos, debido a su repentina puesta en vigor, cuando queda poco más de un mes para el inicio de liga y los equipos están reforzándose.

Pese a las "espantadas", los clubes chinos siguen anunciando incorporaciones de futbolistas de otras latitudes, y así hoy el Liaoning Whowin presentó los fichajes de los australianos Robbie Kruse -procedente del Bayer Leverkusen- y James Holland, que jugaba hasta ahora en el Adelaide United de su país.

También se informó de que el centrocampista brasileño Paulinho, una de las estrellas del vigente campeón, el Guangzhou Evergrande, renueva su contrato con el club cantonés hasta 2020.

Curiosamente, en la actual pretemporada china el Evergrande, campeón de las seis últimas ligas, se ha mantenido al margen de la furia de contrataciones de sus rivales, y por ahora no ha anunciado grandes fichajes de relumbrón para reforzar su plantilla en la temporada 2017, que se inicia en marzo.

EFE

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA