Meluk le cuenta... (Fracasos, así de simple)

Meluk le cuenta... (Fracasos, así de simple)

Junior apenas ganó el seco de la Copa Colombia. Nacional se tuvo a sí mismo como su peor rival.

03 de diciembre 2017 , 10:11 p.m.

Fracaso de Junior. Ni campeón de la Liga ni finalista de la Copa Suramericana. Se quedó con el premio seco de la Copa Colombia. Muy poco, de verdad, para el superequipo, para el que hizo más puntos, para el que gastó al menos 10 millones de dólares para ganarlo todo.

Fracaso rotundo de Nacional, el más grande del fútbol local, que debe ser la segunda nómina más cara del campeonato y siempre candidato al título por su peso evidente y específico.

¡Ah! Y antes de que empiecen a dar alaridos (porque siempre los hay), les recuerdo que fracaso es “malogro, resultado adverso de una empresa” y empresa significa “acción o tarea que entraña dificultad y cuya ejecución requiere decisión y esfuerzo”.

Sí: muy bien el Tolima y Gamero, muy bien el América y Da Silva. Pero la noticia es la eliminación de los recontrafavoritos de una Liga de pobre nivel, con uno de los más bajos promedios de gol de todos los tiempos, en la que se juega en cámara lenta y que se iguala por lo bajo en buena parte por un sistema de campeonato que permite descender y ser campeón al mismo tiempo, que pone en la misma condición al Junior y sus ocho puntos de ventaja sobre América, y a Nacional y sus cinco puntos de más que Tolima.

Claro que esas son las reglas y que son iguales para todos y que son aceptadas por todos los equipos, pero ¿por qué no pensar en darle la ventaja en caso de empate al de mejor campaña?

Hoy eso, por ejemplo, me parece más justo.

Resulta una ironía terrible que Yimmi Chará, el considerado mejor jugador del campeonato, el todavía máximo goleador del torneo y la sensación ofensiva del Junior, haya fallado dos penaltis decisivos seguidos. Y ojo que su papel en la Selección fue de suplente y no resultó decisivo. Tanto ataque de un Junior que fue eliminado por su reconocida fragilidad defensiva, acentuada por la ausencia de sus centrales.

Nacional cierra así un año en el que, de manera increíble, fue su peor enemigo: en diciembre pasado se rompió desde la ida al Mundial de Clubes en el que fueron humillados por el Kashima japonés; por soberbios perdieron esa Liga al jugar con juveniles cuando pudieron dejar un equipo de mayor peso, operaron a Rueda, su entonces DT, apareció Ángel y mandó, por lo que Velasco, el PF de Rueda, contestó y terminó señalado de sargento autoritario; cambiaron al presidente del equipo, Rueda renunció se arrepintió y ni la estrella 16 en junio hizo que se quedara. Contrataron a Lillo y reforzaron la nómina con jugadores de entrecasa.

Fracasos, de la efe a la ese, de los superfavoritos del fin de semana. Así de simple.



Meluk le cuenta...


GABRIEL MELUK
Editor de DEPORTES EL TIEMPO
En Twitter: @MelukLeCuenta

MÁS COLUMNAS

Columnistas

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA