'Mis canciones son la banda sonora de muchos': José Luis Perales

'Mis canciones son la banda sonora de muchos': José Luis Perales

El cantante y compositor español regresa al país la próxima semana con su gira 'Calma'.

fg

Perales llevaba cuatro años sin salir de gira.

Foto:

Archivo particular

28 de octubre 2016 , 11:17 p.m.

Además de su familia, una de las preocupaciones que agobiaba a José Luis Perales antes de emprender su gira por Latinoamérica eran sus viñedos. “Me voy a ir unos días antes de que las uvas estén listas para la vendimia”.

La charla telefónica con el cantante y compositor español se da a finales de septiembre, cuando empacaba maletas para emprender la gira Calma, que corresponde a su más reciente álbum y que durante el 2016 ha pasado por varios escenarios en su país natal. La misma que la próxima semana llegará con presentaciones a Bogotá, Cali y Medellín.

“Llevo mucho tiempo sin ir a ningún lado, es que cuando me escondo, me escondo”, comenta Perales sobre los cuatro años que dedicó a escribir –incluso, una novela–, alejado de los espectáculos en vivo.

El artista conversó sobre las motivaciones de su carrera en la actualidad, el sonido de su álbum (gran influencia de su hijo y productor Pablo Perales) y de la vitalidad que mantiene a los 71 años de edad.

“De Colombia tengo gratos recuerdos, me han dejado saber su cariño. Me ha hecho mucha gracia siempre desde una vez que me dijeron que allá a mi música le decían de ‘plancha’, porque la cantan mientras hacen oficio”, se ríe el autor e intérprete de ¿Y cómo es él?, El amor, Celos de mi guitarra, Te quiero, Me llamas, por mencionar algunas canciones.

Los discos reflejan los momentos del artista. ¿Se siente en ‘Calma’?
Uno se encuentra muy afectado por lo que pasa, lo que se ve en los medios, estamos locos, pegados de la guerra, hay mucha miseria y marginación, los inmigrantes buscan algo de paz y son recibidos de mala gana. La gente se ha vuelto dependiente de internet y de los dispositivos, ha dejado de hablarles a sus vecinos, a su familia.

Observo un sinsentido en muchas cosas y eso me hace infeliz, hace falta más tranquilidad, más calma en la gente para relacionarse, para hablar, vivir con menos ambición.

De ahí el título del álbum…
Sí. Fue la primera palabra que se me vino a la cabeza, es algo que necesitamos. Además, hay un poco de todo, el trabajo es muy Perales, quien con la madurez se ha vuelto un hombre muy inquieto socialmente hablando, sin la prisa que a veces te exigen las disqueras, porque ahora soy el productor de mis discos, y que escucha la voz de la conciencia, sobre lo que quiero hacer, sin presiones y con cariño.

En ‘Calma’ tiene un sonido moderno, ¿una evolución?
Cuando terminé las canciones, vinieron los arreglos a cargo de mi hijo Pablo, que lleva tres años radicado en Estados Unidos. Él me ha llevado a los nuevos sonidos, a la modernidad, como productor y arreglista. Una canción que escribes de una forma, como un bolero, por ejemplo, Pablo la percibe más pop.

No me gustaría nada que mi último disco sonara como los de los años 80. Me resistiría porque me gusta evolucionar.

¿Y el contraste sonoro en vivo con los temas clásicos?
Cada canción tuvo su momento, así que sin cambiarles la esencia, les hacemos algunos retoques sutiles. Canto canciones de comienzos de mi carrera y la gente lo agradece mucho, se transporta. Es que mis canciones se volvieron la banda sonora de muchos.

Lo suyo es generacional...
Cuando en los conciertos veo una gran cantidad de gente joven les pregunto qué hacen escuchando a este viejo. “No eres viejo –me dicen–. Formas parte de nuestras historias personales: nos has acompañado en los viajes a la playa, los paseos con papá y mamá, nos dormimos con tus canciones cuando niños”. Eso es maravilloso.

Creo que el Perales que se proyecta es uno inagotable a esta altura de la vida...
No quiero que se me baje la pila, siempre la mantengo recargada. Tengo muchas ganas de estar activo: escribo canciones, novelas (La melodía del tiempo se publicó hace un año), y sigo con ganas de cantar. Esta gira va hasta abril próximo y la gente me pregunta, “pero ¿no te cansas?”. No me canso, es tal la felicidad que siento cuando logras esa comunicación con el público, cuando ves en las primeras filas que la gente llora de emoción o se besa con su pareja… eso no deja que me baje del escenario.

Mantiene la energía a su edad...
Sí, pero de alguna manera uno va sintiendo que los años se acaban. Aunque la gente diga que me veo muy joven, te vas dando cuenta con los detalles de tu vida que cambias: te vuelves más contemplativo de las cosas desde el banco del parque, analizas las actitudes de los jóvenes y sus percepciones del futuro, que son las de ellos y tú las ves venir, pero ya no son las tuyas.

Lleva cuatro décadas cantando y tiene la voz intacta…
Lo único que hago es no hablar mucho, descansar y no tomar vino el día del concierto para que la voz esté conservada y mejor. Aunque no es muy difícil para mí.

Mucha gente va expectante a los conciertos a ver qué tal canto ahora, es más, a ver si canto. Y se sorprenden al escuchar que sueno mejor que en los años 70 (risas).

SOFÍA GÓMEZ G.
Cultura y Entretenimiento

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA