La seducción va de adentro hacia afuera

La seducción va de adentro hacia afuera

La ropa interior no hay que ocultarla, al contrario, toma protagonismo de forma seductora.

Transparencia y encaje, una mezcla seductora, propuesta de Ellipse.

Transparencia y encaje, una mezcla seductora, propuesta de Ellipse.

Foto:

Cámara Lúcida

26 de agosto 2017 , 12:45 a.m.

La modelo Kendall Jenner lo hizo: botines negros, jeans rotos, una camiseta blanca corta y encima un bralette de encaje negro. Así acabó de romper las fronteras de la ropa interior y exterior, que se venían borrando desde hace unos años.

Llevar el brasier como prenda exterior dejó de ser un misterio y se volvió tendencia para la noche y en los festivales de música como Coachella.

Claro, no se trata de cualquier brasier: es el bralette o bustier, esa prenda un poco más larga que el tradicional sostén, en encaje, romántico, sensual, seductor, que no lleva copa.No es nuevo lucir ropa interior en público, ya en 1990 Madonna mostró de manera soberbia un provocativo bustier firmado por Jean Paul Gaultier. Después llegó Kate Moss y exhibió calzones y sujetador bajo la bandera de la moda grounge.

Una prenda como esta de Soul Intimate se puede usar como ‘top’ con jeans, con una camisa abierta para dejarlo ver o con una trasparencia.

Una prenda como esta de Soul Intimate se puede usar como ‘top’ con jeans, con una camisa abierta para dejarlo ver o con una trasparencia.

Foto:

Cámara Lúcida

“La mujer está cambiando y ahora es consciente de que va a mostrar algo de su ropa interior, que es bonita y la deja ver con una trasparencia o dejando abierta su camisa”, comenta Ana Urrea, directora creativa de Ellipse.

Por eso las cargaderas cobran protagonismo con detalles como mariposas, encajes, diferentes anchos, cruzadas, varias tiras, elásticos anchos que ayudan a dar más soporte, cuellos halter...

Prendas que se mezclan para crear nuevas opciones, propone Noise Lab.

Prendas que se mezclan para crear nuevas opciones, propone Noise Lab.

Foto:

Cámara Lúcida


“Como la tendencia es cada vez más exterior, hay prendas que no tienen ni nombre porque se combina de manera distinta el brasier, el calzón y el body”, comenta Juanita Arcila, de Noise Lab, laboratorio de seducción, que hace romántico el tema bondage.

Como la ropa interior es lo primero que nos ponemos, la idea es que ahí comience esa sensación seductora. Lo que va encima es un complemento.

Dos pendas clave para tener en cuenta

‘Bustier’ o ‘bralette’: es un híbrido entre brasier y un ‘crop top’ (vendría a ser un brasier más largo) y puede tener diferentes estilos: ‘halter’, deportivo, romántico... Puede llevarse como ‘top’ o debajo de algo que lo deje ver (trasparencia, camiseta con aberturas laterales o escotes marcados). El encaje es el material ideal y se puede combinar con trasparencia. Para el estilo deportivo, algodón y microfibras. No lleva casi estructura de soporte, por lo que no coviene para bustos grandes.

No todo es encaje, los estampados también son válidos, como este de Leonisa.

No todo es encaje, los estampados también son válidos, como este de Leonisa.

Foto:

Cámara Lúcida

‘Body’ o enterizo: es una prenda fundamental en el vestuario femenino actual por su versatilidad. De encaje o la combinación de encaje y trasparencia los hace seductores y sensuales. Puede tener escote en la espalda o cuello halter.

VIDA

Sigue bajando para encontrar más contenido

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA