Nespresso, el aroma de la sostenibilidad

Nespresso, el aroma de la sostenibilidad

De 74 mil beneficiarios del programa AAA en el mundo, alrededor de 40 mil están en Colombia.

fg

De 74 mil beneficiarios del programa AAA en el mundo, alrededor de 40 mil están en Colombia.

Foto:

cortesía Nestlé

23 de noviembre 2016 , 04:33 p.m.

Quien saborea una taza de Nespresso no solamente está probando los mejores granos y mezclas de café del mundo, también está disfrutando el aroma de la sostenibilidad. Además de tener los más altos estándares de calidad, esta marca de Nestlé ha comprendido que para obtener la excelencia debe cruzar el límite de la esfera productiva e involucrarse con la humana, con las vidas de aquellos caficultores dedicados completamente a sembrar, cuidar y cosechar el grano.

Esta marca de café ‘de primera’ es una muestra de cómo la compañía ha aprendido en sus 150 años de historia a proponerse metas que trasciendan y tengan un impacto positivo en las comunidades. Con su estrategia de Creación de Valor Compartido, Nestlé se transforma constantemente y se centra cada vez más en que su negocio beneficie la calidad de vida de los caficultores.

El programa AAA de Nespresso es un ejemplo de cómo una meta clara y estructurada puede mejorar la calidad de vida de miles de cafeteros, desde Sudán del Sur hasta Colombia. A través de la estrategia de sostenibilidad The Positive Cup el objetivo a 2020 es que el cien por ciento del café de esta marca provenga de esta iniciativa. Esta cifra que no está lejos de lo logrado a finales del año pasado, cuando el 86 por ciento del café de Nespresso se obtuvo a través de éste programa.

Las tres A representan la búsqueda de la excelencia en tres distintos aspectos: la calidad, la sostenibilidad del medio ambiente y la productividad. Su implementación se hace a través de asistencia técnica a los caficultores y de inversiones en infraestructura y en proyectos puntuales, además de una prima pagada por la calidad superior del café.

El 80 por ciento de las cápsulas de Nespresso que circulan en el mundo tiene café colombiano y esto convierte a Colombia en un jugador sustancial en el ambicioso plan de sostenibilidad y producción ‘verde’. De sus 74 mil beneficiarios en el mundo, alrededor de 40 mil están en el país. Las variedades de este producto se alimentan de su biodiversidad, de sus múltiples climas, microclimas y de las características de sus suelos, que logran que las cosechas sean percibidas en el mercado como se les ve a las variedades de vinos, con diversos y únicos perfiles sensoriales.

Hoy, más de 35 mil fincas de seis regiones de Colombia hacen parte del programa AAA y, además de las asesorías para la sostenibilidad del producto con sus altos estándares, Nespresso comprende que una de las problemáticas centrales del mundo del café es el futuro de los trabajadores de las fincas, muchas veces pequeños terrenos trabajados por una sola familia.

Como en otras costumbres de siglos atrás, los más jóvenes pierden en el interés en los oficios tradicionales y el legado caficultor corre riesgo. El envejecimiento de los trabajadores conlleva un decrecimiento en la calidad y cantidad de sus cosechas, así que uno de los retos es hacer atractivo el negocio del café para las nuevas generaciones. Se necesita lograr la sostenibilidad del producto y esto implica asegurar la vejez de los trabajadores, entre quienes no es común pensionarse.

En conjunto con el Ministerio de Trabajo de Colombia, Fairtrade International y cooperativas cafeteras locales, Nespresso lanzó un plan de pensiones para los agricultores que participan en su programa AAA en el departamento de Caldas.

“Nespresso empezó a financiar el café certificado de Fairtrade en el 2014, con la Cooperativa Aguadas en Caldas, y hasta el momento más de 1100 caficultores han decidido invertir parte de la Prima de Comercio Justo en la planificación de forma activa para su jubilación”, cuenta Harriet Lamb, director general de Fairtrade International, con la esperanza de que esto también ayude a motivar a las nuevas generaciones a ver el cultivo de café como una carrera viable, para la preservación de esta parte esencial de la economía y el patrimonio de Colombia.

Otro pilar fundamental del programa AAA ha sido la reforestación de árboles en las regiones productoras de café, con el fin de proteger los ecosistemas naturales. Alrededor de 130 mil árboles fueron plantados en 2014 en Guatemala y Colombia como parte de los programas piloto y otros 300 mil a finales de 2015, en México y Colombia. "El progreso entregado por Nespresso, Rainforest Alliance y Pur Projet a través del plan de agroforestación está ayudando a los cafeteros a mejorar su resistencia contra los cambios climáticos”, comenta Tensie Whelan, presidente del Rainforest Alliance, otro aliado estatégico.

El programa AAA solo trae beneficios para los caficultores. Según un estudios del Centro de Estudios Regionales Cafeteros y Empresariales CRECE, las fincas AAA, incluidas aquellas que han obtenido la certificación Rainforest Alliance, tuvieron mejores resultados en que las fincas que no son triple A, 22,6 por ciento más en el índice social, 52 por ciento más en el ambiental y 41 por ciento más en el económico.

Así, cada taza de Nespresso, como la copa de un buen vino, sabe a lo que tiene su tierra de origen y, en este caso, el aroma de este café es también el de la sostenibilidad.

REDACCIÓN CONTENT MARKETING 

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA