Wagner Moura se mete de nuevo en la piel de Pablo Escobar

Wagner Moura se mete de nuevo en la piel de Pablo Escobar

El brasileño confiesa que interpretarlo en la segunda temporada de 'Narcos' le cambió la vida.

fg

En esta temporada, Wagner Moura revela a un personaje acorralado y brutal que tiene que lidiar con la traición.

Foto:

Alberto E. Rodriguez / AFP

28 de agosto 2016 , 12:34 a.m.

“Colombia me ha dejado mucho. Rodar allá me recordó que soy latinoamericano y eso es algo muy importante”, reflexiona el actor brasileño Wagner Moura, quien vuelve a meterse en la piel del traficante Pablo Escobar en la segunda temporada de la serie ‘Narcos’, que estará disponible en la plataforma de contenidos de cine y TV Netflix, desde el próximo 2 de septiembre.

Con un español mucho más fluido y una mirada que brilla cuando recuerda el camino que ha tenido que recorrer para dar vida a un personaje complejo y siniestro, Moura reconoce que, en su nuevo juego frente a las cámaras como protagonista, ha descubierto matices de humanidad que contrastan fuertemente con ese halo de maldad y violencia que sembró el que es considerado el mafioso más famoso de la historia contemporánea.

“Estamos ante un hombre que fue el causante de algunos de los episodios de violencia más brutales del siglo XX, pero a la vez fue el mismo que soñó con ser presidente de Colombia”, recuerda. “Pero en la serie siempre tratamos de hacer un balance y crear un retrato realista del personaje”, agrega.

En esta segunda temporada, Narcos sigue al personaje en la etapa en la que escapa de la cárcel La Catedral y tiene que lidiar con nuevos enemigos que pretenden eliminarlo.

“Se trata de un cacería sin cuartel. Escobar es como un león que no se rinde”, adelantó el protagonista, que en esta etapa de la historia termina abatido por las autoridades. “Tratamos de mostrarlo en muchas facetas–insiste–, algunos periodistas me preguntaron una vez si era posible mostrar esa parte humana de alguien que había hecho tanto daño y yo les decía que era importante llegar a ese objetivo (...) No se trata de que me guste como persona, pero puedo trabajar para explorar un poco más en el tipo de ser que era”, dice.

La trama sigue también el recorrido de los agentes de la DEA Steve Murphy (Boyd Holbrook) y Javier Peña (Pedro Pascal), quienes experimentan un conflicto de intereses en su obsesión por atrapar al capo y, a la vez, quedar atrapados en una intriga en la que se comprometen muchos principios en aras del cumplimiento de una misión.

“Hay que decir que en todo este proceso esos agentes no son los héroes de la historia, ellos están inmersos en un conflicto que se gestó a partir de un negocio que salió de Colombia y que en ese momento tenía como mayor consumidor a Estados Unidos. Los héroes fueron las autoridades; gente como Luis Carlos Galán, Rodrigo Lara o César Gaviria que lucharon contra Escobar”, explica.

Mostrar esa arista cercana responde a esa reflexión de Moura por entender una coyuntura en un contexto cercano: Colombia, pero en la piel de un brasileño que aprendió español en un tiempo muy corto y conoció la historia de la fuente principal.

“ ‘Narcos’ tuvo una respuesta matizada en su primera temporada en Colombia. A algunos les gustó y otros no se conectaron con ella, pero lo cierto es que la experiencia de estar allá y trabajar con actores de muchas nacionalidades me hizo no solo entender un poco más la situación en la que apareció Pablo Escobar”, recalca.

Para él, el objetivo era también ir más allá de las fronteras del país –que conocía profundamente muchos detalles de los hechos que dieron forma a la historia–. “Estuvieron un poco divididas las reacciones ante el hecho de que un brasileño interpretara a un personaje colombiano, pero en realidad mucha gente también agradeció mi trabajo”, puntualizó.

Para él: “Una de las cosas más interesantes de todo esto es que los colombianos están cansados de todo eso, pero al mismo tiempo reconocen que fue parte de la historia de su país y eso es bueno, porque podría servir para que nada de esto pueda repetirse”.

Por eso reconoce que es sano reencontrarse con esos momentos difíciles y violentos de una sociedad que ha logrado romper ciertos estereotipos.

“Antes se relacionaba a Colombia con la cocaína, pero si alguien hace eso ahora yo mismo le diría ¡jódete!, pues ese país es mucho más. Tiene una economía muy fuerte y, en otra perspectiva, por ejemplo, Bogotá es una ciudad interesante y multicultural”, finaliza.

Los retos se incrementan

La nueva temporada de la serie es de diez episodios

La segunda temporada de ‘Narcos’ cuenta con Manolo Cardona, Cristina Umaña y Martina García; asimismo con la chilena Paulina García y el mexicano Damián Alcázar, quien interpreta a Gilberto Rodríguez Orejuela, jefe del cartel de Cali. “La serie tiene muchos más retos que la primera porque tiene más acción”, comenta el director y ahora productor ejecutivo caleño Andrés Baiz. “Para nosotros, para Colombia, ha sido un aprendizaje recibir una producción de este calibre y ser capaz de hacerla”, recalca. “Ahora en el exterior se ve que Colombia fue un país luchador y que ha sufrido (...) Me siento como productor creativo y director de cuatro capítulos con cierta preocupación moral por lograr un balance en el que se entienda los sacrificios que tuvo que hacer el país dentro de todo ese conflicto”, explica.

ANDRÉS HOYOS VARGAS
Cultura y Entretenimiento
Los Ángeles (*).
(*) Por invitación de Netflix.

Ya leíste 20 artículos gratis este mes

Rompe los límites.

Aprovecha nuestro contenido
desde $10.999 al mes.

¿Ya eres suscriptor? Ingresa

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta gratis y pódras disfrutar de:

  • Acceso ilimitado al contenido desde cualquier dispositivo.
  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta gratis y disfruta de acceso ilimitado al contenido, desde tu computador, tableta o teléfono inteligente.

Disfruta del contenido sin límites

CREA UNA CUENTA GRATIS


¿Ya tienes cuenta? INGRESA