Un guion perverso de los Coen / Opinión

Un guion perverso de los Coen / Opinión

Una mirada a la cinta ‘Suburbicon: Bienvenidos al paraíso’, del director George Clooney.

Matt Damon Julianne Moore y George Clooney

Los actores Matt Damon Julianne Moore y George Clooney.

Foto:

Mark Ralston / AFP

09 de diciembre 2017 , 11:40 p.m.

Su título local es irónico, cuestiona con vehemencia el pretendido sueño americano y destapa los códigos oscuros e hipócritas de una comunidad de doble moral. Pueden parecer dos películas en una: consecuencias de una trampa mezquina de raíces detectivescas, gracias a la escritura mordaz de los hermanos Coen, e historia de intolerancia racial acaecida en Pensilvania y trasladada a un suburbio californiano habitado por gente blanca. Tres géneros en uno: comedia negra, encuesta criminal o ‘thriller’, y drama social con toques evidentes de miseria extendida.

Un cartero de barrio provinciano, quien confundió a una ama de casa negra con la empleada doméstica, propaga el rumor de tal intromisión que acarrea daños considerables no en la era Trump, sino a finales de los años 50. Si el bochornoso incidente racista obedece a las preocupaciones no del todo exploradas por su director estrella (George Clooney), la temática central gira en torno a una infortunada decisión monetaria que desata una racha de fatalidades en el personal estilo de los célebres autores de ‘Fargo’ y ‘Sin lugar para los débiles’, entre otras cintas.

Aunque parezcan situaciones disímiles o forzadas, un aborrecible episodio doméstico ha podido suceder en el mismo vecindario de una sociedad realmente enferma que no tolera a personas diferentes. Es que la publicidad de aquella época anunciaba, como ahora, las ventajas de vivir en exclusivos condominios campestres, alejados del bullicio y otras incomodidades de las ciudades. Al recrear una década pintoresca, con extremo cuidado en su ambientación y vestuario, surgen referentes desplegados en películas tipo ‘Belleza americana’ y ‘El show de Truman’.

A partir del viejo guion de inspiración criminalista escrito por Joel e Ethan Coen, con la experimentada dirección de Clooney, quien sigue al pie de la letra el ‘modus operandi’ de los anteriores y maneja con destreza a sus actores. Por su doble papel, sorprende la estupenda Julianne Moore, cuando interpreta a hermanas físicamente iguales aunque de caracteres antagónicos. De igual manera se destaca, en rango menor, el guatemalteco Oscar Isaac, siendo divertido y perspicaz investigador de seguros dotado de humor negro. Excepción sea hecha del inexpresivo Matt Damon, siempre con el ceño fruncido.

Esta vez, sin necesidad de actuar, la madura estrella masculina ha reconfirmado sus calidades como realizador independiente, concienzudo coguionista y exigente productor en el sicodrama ‘Confesiones de una mente peligrosa’, el drama político ‘Los idus de marzo’ y el periodístico ‘Buenas noches, buena suerte’. Respetuoso de otros talentosos escritores –Charlie Kaufman y Grant Heslov–, recurre a las técnicas del cine de antes –cámaras Arriflex y lentes Panavision–.

MAURICIO LAURENS
maulaurens@yahoo.es

Sigue bajando para encontrar más contenido

CREA UNA CUENTA


¿Ya tienes cuenta? INGRESA

Sabemos que te gusta estar siempre informado.

Crea una cuenta y podrás disfrutar de:

  • Acceso a boletines con las mejores noticias de actualidad.
  • Comentar las noticias que te interesan.
  • Guardar tus artículos favoritos.

Crea una cuenta y podrás disfrutar nuestro contenido desde cualquier dispositivo.